Herramientas
Cambiar el país:
Cataluña
Cataluña
La CUP, en el centro de las negociaciones, exige regular alquileres y una renda básica universal
La CUP hace días que mantiene sucesivas reuniones con Esquerra, Junts y los comunes. A una semana del inicio de la legislatura con la constitución del Parlament, fijada para el 12 de marzo, los anticapitalistas presumen de influencia y resaltan el valor de los acuerdos que están arrancando en sus distintos frentes de negociación mientras fijan nuevos objetivos: regular los alquileres y una renda básica universal en Cataluña. Este viernes tanto ERC como los comunes han informado de sus últimas reuniones con el partido que encabeza Dolors Sabater. Los republicanos han anunciado hoy la puesta en marcha de varios grupos de trabajo «sectoriales» con los antisistema. «Estos grupos, que desarrollarán el detalle de la apuesta compartida tanto de la salida social de la crisis como de la a genda nacional, se han empezado a reunir hoy y seguirán trabajando a lo largo de este fin de semana», ha apuntado ERC en un comunicado hecho público esta tarde. Desde la formación de Oriol Junqueras, resaltan la «confianza mutua» con la CUP, así como el «buen clima de trabajo» entre las dos fuerzas. No en vano, los republicanos están cuidando a sus futuros socios a lo largo de las negociaciones y esperan a poder concretar su alianza la próxima semana. Desde la CUP matizan el optimismo de Esquerra y resaltan la existencia de una amplia mayoría parlamentaria -de Junts a los comunes- favorable a sus tesis. «Durante las reuniones mantenidas estas semanas con ERC, Junts y los comunes se ha llegado a compromisos firmes para frenar las hemorragias que sufre el país con una amplia mayoría parlamentaria y política», ha apuntado la CUP en un triunfalista comunicado hecho público hoy. Los anticapitalistas señalan que están avanzando para obtener acuerdos en asuntos sensibles como los desahucios o la moratoria de las balas de FOAM que usan los antidisturbios de los Mossos. «Queremos concretar lo más rápidamente posible estas propuestas porque no podemos tolerar que la Generalitat participe activamente en la expulsión de la gente de su casa o se mutile a manifestantes», ha asegurado la dirigente cupera Eulàlia Reguant. Para la CUP, sus propuestas son importantes para frenar las «hemorragias» que sufre Cataluña en materia social. «La candidatura se propone fijar nuevos avances en las negociaciones con propuestas concretas para hacer frente a la profunda crisis que enfrenta el país y que vayan a la raíz del problema», añaden desde la formación tras mencionar nuevas exigencias como la regulación «efectiva» del alquiler.
2 h
abc.es
Miquel Porta Perales
La parasitología -la ciencia que estudia los parásitos que se nutren de la sustancia que encuentran en los organismos en donde consiguen instalarse- puede ser un buen instrumento para analizar el ‘procés’. Una primera aproximación al asunto permite concluir que ha sido un excelente negocio para una serie de colaboradores -contratados o subcontratados, beneficiarios directos o indirectos, voluntarios u oportunistas- entre los cuales se encuentran -entre otros- funcionarios afines, empresarios de la comunicación, organizadores de eventos, instituciones de la sociedad civil, fundaciones, editoriales, discográficas, sindicatos, patronales, entidades deportivas y recreativas, asociaciones de vecinos, universidades, colegios profesionales, intelectuales, publicistas, músicos, cantantes, escritores, poetas, comunicadores, artistas, actores, actrices, deportistas, informadores, columnistas, comentaristas, abogados, profesores, comerciantes, restauradores, vendedores de bocadillos y refrescos, pasteleros y diseñadores. El nacionalismo catalán como negocio y el ‘porcés’ como mercancía de consumo y agencia de colocación han dado -no es una broma- grandes beneficios -rentabilidad, empleo y sueldos- a quienes han participado en la comercialización de un producto que, por decirlo a la manera del economista y sociólogo Thorstein B. Veblen, puede catalogarse como «consumo ostensible» de carácter «derrochador» que proporciona «estima» y «reputación» a quienes han participado en el asunto. Finalmente, lo realmente ostensible del ‘procés’ -poca estima y poca reputación- ha sido la fractura social, la fuga de empresas e inversores, el desprestigio de las instituciones catalanas, y un futuro incierto -absolutamente hipotecado- para Cataluña y sus ciudadanos. Al respecto, bien puede decirse, valiéndose de los conocimientos y aportaciones de la parasitología a la que se aludió al inicio de estas líneas, que el ‘procés’ ha conseguido que Cataluña esté afectada por la parasitosis.
abc.es
El Museo Picasso de Barcelona reivindica a Lola Picasso y explora la relación del artista con la joyería
A la espera de que, crucemos los dedos, el verano permita incrementar ni que sea un poco el flujo de visitantes, el Museo Picasso de Barcelona afronta 2021 con una programación que busca capear el temporal encomendándose a la gran donación que el artista realizó al museo barcelonés el 8 de mayo de 1970. Un fabuloso legado de 236 óleos, 1.149 dibujos, 17 carnets y cuatro libros de texto con dibujos y anotaciones que marcará el rumbo del curso en la calle Montcada y el espíritu de un año marcado por las apreturas presupuestarias. Así lo ha expliccao este jueves el director del centro, Emmanuel Guigon, al anunciar una temporada «bajo el signo de la generosidad y la ofrenda»; un año que ya arrancó a finales de diciembre con los cuadernos de Picasso, laboratorios portátiles de creación que pueden verse aún hasta el 4 de abril, y que seguirá ahondando en esa idea de regalo picassiano con una exposición dedicada a las joyas creadas por el artista. Así, tirando del hilo de la gran donación de 1970, el museo se fija en esas otras 'ofrendas' que, en forma de medallones, colgantes o broches, Picasso creó o modificó para Dora Maar, Françoise Gilot y Jacqueline Roque así como para amigos y familiares. Una faceta poco conocida del genio cubista que en Barcelona se completará con una selección de piezas de Man Ray, Dalí, Calder, Giacometti y Juli González, entre otros, procedentes de la colección Clo Fleiss. Con todo, «Picasso y las joyas de artista», que ya formaba parte de la programación de 2020 y tuvo que aplazarse por culpa de la pandemia, se verá finalmente en un formato algo más reducido ante la imposibilidad de contar con todas las obras previstas. «Se ha tenido que reducir por costes de transporte y las joyas que tenían que venir de Inglaterra no pueden viajar, pero no va a perder poética», ha matizado Guigon. Un modelo en la familia La segunda gran exposición del año estará dedicada a Lola Ruiz Picasso, hermana del artista y su principal modelo femenino a finales del siglo XIX. «Entre 1894 y 1900 Picasso pintó unos sesenta 60 retratos de su hermana, 22 de ellos en cuadernos y el resto en obras sueltas», ha apuntado Malena Gual, comisaría de una exposición que, además de reunir casi todas esas 'Lolas', mostrará la correspondencia que mantuvieron los hermanos así como algunos de los cuadros pintados por Lola y que el museo recibió dentro de la donación de 1970. Un estudio técnico sobre las obras de la 'época azul' de Picasso que forman parte de la colección; la publicación de una guía que cartografía la relación del artista y Barcelona; y una aproximación al archivo de Brigitte Baer, la gran estudiosa de los grabado de Picasso, completan la programación de una temporada que presupuesto a la baja. Y es que, después de una caída de la visitas del 89% durante 2020, el museo barcelonés ha pasado de cerrar 2019 con superávit a perder 7,8 millones en 2020 y reducir su presupuesto para 2021 en un 30%. En total, 7 millones de euros frente a los 9,5 de hace dos años. «Hay que reinventarse y adaptarse a las nuevas realidades económicas», ha asumido Guigon.
1 d
abc.es
Cataluña alarga el horario de apertura de bares y restaurantes: de 7:30 a 17:00 de forma ininterrumpida
Cataluña eliminará las franjas horarias que desde hace semanas restringen el horario de apertura de los bares y restaurantes para frenar los contagios de Covid-19. Según ha confirmado este jueves la Generalitat, las nuevas medidas de contención flexibilizan los horarios de la hostelería, que podrá abrir de forma ininterrumpida desde las 7:30 de la mañana hasta las cinco de la tarde. Por las noches seguirá prohibida la apertura y solo se podrá preparar comida para llevar. Más allá de esta leve relajación de las medidas en la restauración, avanzada por TV3, el resto de restricciones siguen como hasta ahora. Así las cosas, se mantiene tanto el cierre comarcal como el toque de queda a partir de las diez de la noche en toda la comunidad. El consejero de Interior de la Generalitat, Miquel Sàmper, ha defendido esta mañana este paso para dar «aire» a la ciudadanía y a los negocios más afectados por la pandemia de coronavirus. A su parecer, la «tensión social» vivida en Cataluña desde hace semanas podría verse reducida gracias a medidas de distensión como estas.
1 d
abc.es
Colau se personará contra los radicales que quemaron un furgón policial con un agente dentro
La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau, ha afirmado este jueves que el Ayuntamiento se personará como acusación particular contra los radicales responsables de quemar una furgoneta de la Guardia Urbana con un agente dentro durante los disturbios del sábado pasado. En una entrevista en RNE, Colau ha calificado los hechos de muy graves y ha asegurado que se puso en peligro la vida del agente que se encontraba en el interior del vehículo. «Hoy mismo firmaré esta personación», ha añadido antes de explicar que el Ayuntamiento solo se persona como acusación particular cuando hay daños a trabajadores municipales, pero no en casos en los que solo hay daños materiales, en los que solo van por la vía civil. La decisión de la alcaldesa ha sido aplaudida y criticada por parte de la oposición. «Lo propusimos al pleno y votaron en contra. Bienvenida sea la rectificación. No había que esperar a que se pusiera en riesgo la vida de un agente, ni que los sindicatos decidieran personarse. La alcaldesa debe mostrar más liderazgo», ha señalado Eva Parera, edil de Barcelona pel Canvi, el partido de Manuel Valls. Además de referirse al caso de la furgoneta de la Guardia Urbana, Colau también ha valorado a la polémica por la vacunación de las infantas Elena y Cristina en Abu Dabi. La dirigente morada ha calificado este hecho de «lamentable» y ha criticado que la Monarquía española no dé ejemplo. «No sé ni cómo calificarlo. Ya van demasiados ejemplos de no ejemplaridad», ha resumido.
1 d
abc.es
El heterodoxo Bou, otro frente abierto para el PP catalán
El PP deberá afrontar en las próximas semanas otra consecuencia derivada de los malos resultados cosechados en las elecciones catalanas del 14 de febrero. En esta ocasión el foco del conflicto está en Barcelona y podría acabar con la disolución del grupo de los populares en el Ayuntamiento de la capital catalana, donde los de Pablo Casado tienen hoy dos regidores. Hace tiempo que las tensiones se acumulan en el seno de los populares barcelonses. De hecho, Óscar Ramírez y Josep Bou (independiente) trabajan como núcleos separados y casi ni se dirigen la palabra desde el inicio de mandato. «Hay personas, con nombres y apellidos, que deberían salir inmediatamente del partido», aseveró ayer Bou, candidato en los comicios de 2019, en RNE. «O salen del partido, o salgo yo», añadió, tras marcar un plazo máximo de tres semanas. Aunque el empresario evitó señalar a quién se refería, fuentes populares consultadas por ABC confirman que su dardo iba dirigido directamente a Ramírez, con quien mantiene un conflicto de difícil solución. No en vano, Bou se siente abandonado por la dirección autonómica, liderada por Alejandro Fernández, y siente que el partido lo utilizó para levantar las expectativas que tenían los populares en Barcelona. «Haces trabajo y no sales, no cuentan contigo, desapareces de las fotos o tu nombre no está», lamentó Bou. Acercamiento a Vox El ultimátum lanzado por Bou cuadra con su acercamiento a Vox. Fuentes cercanas al edil apuntan que incluso ofreció a Fernández, con quien mantiene buena relación personal, dejar su cargo en el Ayuntamiento antes de la campaña del 14-F. En ese momento, resaltan quienes siguieron de cerca este capítulo, los de Santiago Abascal le habían ofrecido un lugar de salida en las listas para las elecciones autonómicas, pero no de uno, por lo que finalmente Bou prefirió seguir en el barco popular postergando así cualquier decisión hasta después de las elecciones del pasado 14 de febrero. En estos momentos, Bou trabaja con dos escenarios. Uno sería precipitar la salida de su compañero Ramírez intentando quitarle asesores. Y otro, abandonar el grupo de 'motu proprio'. En ambos casos la decisión supondría la desaparición del grupo del PP en el Consistorio, pues no pueden existir grupos unipersonales. En cualquier caso, desde la dirección del PP catalán parecen estar tranquilos y consideran, aseguran fuentes consultadas, que tomarán «las decisiones oportunas de manera libre y sin ultimátums», como el que plantea Bou. Son conscientes, eso sí, de que se les podría abrir un nuevo frente, cuando todavía no se han celebrado los congresos provinciales y Fernández y Casado están reestructurando el PP catalán. Más allá de la trascendencia local, si finalmente los populres 'pierden' Barcelona, sería una mala noticia para Casado. No obstante, el PP tiene una alternativa: dejar que Bou rompa el grupo municipal, se quede como no adscrito y Ramírez, totalmente alineado con la estrategia del partido, se alinee en el grupo de Barcelona pel Canvi que encabeza Manuel Valls y que cuenta con Eva Parera, también diputada autonómica con el PP. Desde el partido del ex primer ministro francés no ven con malos ojos la operación. Hace tiempo que trabajan con este horizonte. «¿Si Parera ha ido en la lista del PP, por quén no pueden ir con Parera los del PP?», apuntaron. Por el momento el plan pasa por seguir cuidando la relación y, en el caso de que se precipite la amenaza de Bou, acoger a Ramírez y esperar a que Cs se avenga a formar una alianza de amplio espectro que sirva de experimento para una eventual reunificación del centro-derecha.
2 d
abc.es
Mango invierte 42 millones en un «campus» de I+D
El gigante del textil español Mango continúa su transformación con la creación de un nuevo parque corporativo en las instalaciones de la compañía en Palau-solità i Plegamans (Barcelona), en lo que la empresa define como Campus. Se prevé una inversión de 42 millones de euros, de los cuales la mitad ya se han ejecutado con la renovación de algunos de los edificios ubicados en la sede de la compañía. El resto de la inversión se destinará a la construcción de un nuevo espacio de oficinas de 20.000 m2 El llamado Campus Mango estará plenamente operativo en 2024, y contará con una superficie total de 93.400 m2, 61.000 m2 de los cuales estarán destinados a oficinas. Está concebido como un centro de I+D+I que maximice el desarrollo profesional de todos los empleados de Mango y que, además, garantice la flexibilidad necesaria para afrontar las cambiantes necesidades futuras de la compañía, asegura la firma. Para Toni Ruiz, consejero delegado de Mango, “el nuevo Campus Mango debe ser un motor de cambio para la organización. Queremos promover un nuevo modelo de trabajo que permita a todos nuestros colaboradores trabajar de acuerdo con la estrategia de customer centricity, que debe regir todas nuestras decisiones e iniciativas. Estamos apostando por construir una cultura de empresa empoderando a nuestros colaboradores para que lideren las iniciativas que van a convertirse en las principales palancas de cambio de la compañía”. Con este proyecto, Mango asegura que pretende crear "un ecosistema de referencia e ir un paso más allá en la manera de trabajar". El Campus Mango quiere generar una nueva forma de trabajar dentro de la organización, apuntan. "Los espacios flexibles, abiertos e inclusivos estarán ideados para impulsar la colaboración y la creación de comunidad, a la par que para promover el bienestar de todos los empleados con una cultura integrada y única", explica la compañía.
2 d
abc.es