Herramientas
Cambiar el país:
Automovilismo
Automovilismo
Los millones de Mazepin envuelven a la americana Haas en la bandera rusa
La escudería Haas F1, la única de la parrilla con licencia estadounidense, se ha convertido este jueves en la octava en presentar su monoplaza de la próxima temporada, el VF-21, y la sorpresa ha sido mayúscula al conocer sus colores, en donde pasan a predominar el blanco, azul y rojo de la bandera rusa. El cambio se debe a la entrada como patrocinador principal de Uralkali, una empresa de fertilizantes de potasas propiedad de Mikhail Prokhorov, quien fuera propietario de los Brooklyn Nets de la NBA hasta 2019. A la vez, el director general de Uralkali no es otro que Dmitry Mazepin, el padre del piloto Nikita Mazepin. 30 millones de euros, Qsegún diversas fuentes, serían los culpables de que Haas, un equipo nacido en Kannopolis, Carolina del Norte, se haya plegado a la exigencia tanto de sentar a Mazepin en uno de sus coches como de pintar el bólido con los colores de Rusia. «Han sido un par de temporadas difíciles, pero tenemos esperanzas en la implementación del nuevo reglamento en 2022», dijo Gene Haas, propietario del equipo, durante la presentación. En el pasado Mundial Haas solo logró tres puntos para acabar penúltimo en el campeonato de constructores, solo por delante de Williams. Para este año el cambio ha sido absoluto. Salieron de su plantilla de pilotos Romain Grosjean y Kevin Magnussen para dar entrada a Mazepin, que hace el aporte económico necesario, y Mick Schumacher, que llega como piloto cedido por Ferrari como contraprestación por la cesión de sus motores. Mazepin fue anunciado como piloto oficial de Haas para la próxima temporada el pasado 1 de diciembre, pero su presencia en la parrilla se puso en duda tras convertirse en viral un vídeo en el que el joven piloto ruso, de 22 años, aparecía en un coche manoseando a una mujer. Numerosas voces pidieron a Haas que prescindiera del ruso, pero la escudería estadounidense cerró el caso de forma interna tras reprender la actuación de su piloto y calificarla de «aborrecible».
abc.es