Principal
Summum
Summum
Los relojes de lujo favoritos de la realeza
El reloj no es solo un acompañante atemporal cuya función es la de vestir la muñeca y completar el look, pues su elección dice mucho de quien lo lleva. Uno de los aspectos más llamativos entre el público masculino a la hora de elegir cuál llevar es la elección de estilos que contrasten con su modo habitual de vestir (un ejemplo por ejemplo lo encontramos en los clásicos Rolex que Michael Jordan o Conor McGregor llevan a todas horas a pesar de vestir con ropa de sport). En el ámbito de la realeza, los royals europeos ven en este accesorio una joya con carácter propio, de ahí que muchos de ellos posean una amplia colección, como el rey Felipe VI o el príncipe Carlos de Inglaterra que se rigen por las tendencias mientras que otros como el príncipe Guillermo abogan por la carga sentimental. A continuación resumimos los favoritos de cada uno de ellos.
abc.es
¿Qué le ha pasado al pelo de los futbolistas en la cuarentena?
En el ámbito de la belleza la cuarentena ha supuesto un verdadero descubrimiento para muchos. Y no nos referimos a los que han aprovechado las largas jornadas en casa para probar todas las cremas y cosméticos de su neceser , no, hablamos de los que no se lo pensaron dos veces a la hora de cambiar el look. Los psicólogos afirman que los periodos de crisis son también una potente fuente de inspiración, y quizás precisamente ese sea el punto clave -sumado al aburrimiento, todo sea dicho- para que se hayan atrevido a dar el paso. Dentro del panorama VIP destacan los futbolistas, muchos de los cuáles tienen muy restringidos estos cambios debido a los contratos publicitarios con las marcas a las que prestan imagen y que parece que no han tenido inconveniente en jugar con la tijera. Al principio del confinamiento el rapado el cero fue la elección favorita-como dejaron ver Iker Casillas o Héctor Bellerín-, pero conforme pasaban los días otras opciones de color y peinado hicieron acto de presencia, especialmente en la vuelta a los entrenamientos. ¿Los resultados? Te los mostramos a continuación.
2 d
abc.es
Pierde visualmente una talla con estos trucos de estilo
La vestimenta es un potente medio de comunicación no verbal. La elección de un color, un estampado o un determinado estilo dice mucho de quien lo lleva, de ahí su importancia. Dejando a un lado su valor simbólico, otro de los puntos fuertes reside en la capacidad de mejorar nuestra imagen en apenas unos segundos. Sin embargo, si se atienden a las tendencias del momento y se le suma la amplia oferta de las marcas resulta difícil elegir qué es lo que mejor sienta, especialmente si no se tienen ciertas nociones de moda. No basta con elegir una prenda que a primera vista resulte elegante o llamativa, si no favorece puede suponer una auténtica catástrofe de estilo. Acertar en función de la silueta parece un verdadero desafío, pero nada más lejos de la realidad gracias a una serie de normas básicas que nos ha explicado la estilista Benedetta Perazzo, quien opina que en el terreno masculino, vestir bien y resaltar la figura ahora es más fácil que nunca. “Nada que ver con algunas de las tendencias de hace décadas que no hacían más que resaltar lo que en realidad habría que ocultar”. En primer lugar recomienda ser conscientes de nuestro tipo de cuerpo y dimensiones, y para ello no hay nada mejor que tomarnos medidas y llevarlas con nosotros cuando vayamos de compras. “Debes encontrar tu talla, ni demasiado grande ni muy ajustada”. Para ella hay un decálogo que siempre resulta efectivo y que, ahora que se puede volver a las tiendas físicas en la desescalada, te sacará de más de un apuro. El negro siempre es un acierto - © Instagram: @ruben_rua Los colores, tus grandes aliados Cuando se busca parecer más delgado lo más acertado es recurrir a tonalidades neutras, donde las oscuras siempre serán bastante efectivas. Además del negro, azul marino, verde inglés, borgoña y marrón, recomienda la gama de los beiges, muy adecuados para crear un efecto más uniforme y con ello disimular los volúmenes. En verano también confía en los tonos pastel y nudes. Si llevas rayas, que sean verticales - © Instagram: @ Busca seguir una línea vertical Perazzo nos cuenta que lo fundamental consiste en jugar con la verticalidad para crear el efecto óptico de una figura más larga. Por eso desaconseja totalmente el uso de rayas horizontales y los estampados XXL, que solo sumarán más volumen a la silueta. Aunque no es muy partidaria de los prints para estilizar la figura, si no queda más remedio recomienda los de tamaño muy pequeño: “desde topos a flores, pero siempre en versión mini para que no resalten demasiado y contribuyan a crear esta uniformidad que buscamos”. Looks monocromos para alargar la figura Aunque las tendencias imperantes defienden el “mix&match”, lo más efectivo resulta optar por una sola tonalidad y llevarla de arriba abajo. Por ejemplo, si se luce un pantalón y camisa de un color similar, visualmente parecerá que se es más alto. Y un truco que nos desvela es emplear calcetines del mismo color que el zapato y el pantalón para aportar unos centímetros extra y alargar la línea visual. Ojo con los volúmenes… Manejar las proporciones resulta crucial, pero eso no significa que debas llevar camisetas XXL. Para la estilista los patrones más adecuados son los rectos, sin resultar demasiado fluidos ya que el resultado podría ser contraproducente y hacer que parezcamos más robustos. En cuanto a las chaquetas, desaconseja el uso de las de tipo bómber y demás modelos acolchados así como las americanas de doble solapa. No abuses de los volúmenes - © Instagram: @marianodivaio … y los cortes Benedetta es muy clara. Con la elección de las camisas, recomienda huir de los “Slim fit” y optar por los más rectos que sean algo ceñidos para que marquen la figura, pero no exceso. En lo referente a los jerséis y camisetas, nada de cuello cisne y redondo ya que acortarían visualmente la silueta y en el caso de tener algo de papada la resaltarían todavía más. Por eso prefiere los que son en uve, muy ligeros, que alarguen el cuello y resten volumen. En su opinión, las dos prendas que resultan cruciales a la hora de que nos veamos más delgados son las chaquetas y pantalones. En el primer caso, prefiere los modelos más largos que cubran la cadera y con uno o dos botones -si llevan más puede ser contraproducente- mientras que con los pantalones, apuesta por los de tiro alto, rectos y la pernera ligeramente ancha para ofrecer mayor libertad de movimiento.
2 d
abc.es
Los zapatos que deberías llevar esta primavera
Va a ser difícil readaptar al pie a llevar zapatos durante muchas horas a medida que recuperemos el pulso a la actividad con la relajación de las medidas posconfinamiento. A muchos ya os estará ocurriendo, de hecho. Pero no es menos cierto que si de algo tendrás ganas es, precisamente, de hacer todo lo contrario que has estado haciendo en las últimas semanas: igual que ya no querrás cocinar durante un tiempo por muy cerca que estés del nivel de los chef estrellas Michelín tras dos meses imitando sus recetas compartidas en Instagram, tampoco te apetecerá demasiado seguir vistiendo en chándal. Completamente normal. La buena noticia, si este es tu caso, te la vamos a dar a continuación: la moda va dejando atrás las ugly sneakers y los joggers en favor de caminos más sofisticados, pero tan confortables como el que ha transitado estos últimos años. Y la prueba es que el calzado de moda no es tanto un estilo concreto como un tipo de suela: de goma y gruesa, neumática, que se escapa de las botas militares y de montaña para dar el salto al zapato urbano. El terreno laboral como inspiración Así están rematados los zapatos que llevarás esta temporada primavera verano para no ir en deportivas blancas todo el día. La moda del 2020 invita a lucir zapatos ultrarresistentes, con un toque basto, a medio camino entre lo militar y lo montañero -ambas cosas están relacionadas entre sí a su vez precisamente por detalles como la suela de caucho- en determinados diseños, y muy relacionado con el universo de los uniformes laborales, ese que ya viene siendo fuente de inspiración para los grandes creadores en lo que a ropa se refiere, con los monos de pintor, las chaquetas con detalles reflectantes o los pantalones cargo. Eso sí, en todo caso hablamos de un calzado ecléctico y muy moderno, porque en tu vida habrás llevado un náutico o un mocasín con la suela a la que nos referimos. Los mocasines, los mejores compañeros en la temporada primaveral - Tods El mocasín siempre ha estado ahí, y más en la moda masculina clásica española. Es un zapato básico del verano español, del mismo modo que lo es el náutico. En nuestro país siempre hemos llevado más este corte de calzado en los meses cálidos de lo que la moda haya dictado porque, entre otras cosas, conviven muy bien con nuestro clima y nuestra cultura marina, pero desde el 2019 encima son tendencia. Lo fueron muchísimo el verano pasado, cuando se llevaron de todas las formas y maneras, hasta en clave muy deportiva con calcetines de este estilo, y mantienen el pulso en este 2020, pero ya no es el calzado de moda por excelencia. Ahora tiene rivales como su primo hermano, ya mencionado, el náutico, la bota de caña baja -en verano será difícil de sostener en según qué climas- y sobre todo el zapato tipo blucher. En todos los casos, la suela neumática gruesa es la pareja de baile. Nos quedamos con este último, el conocido como blucher , con el tipo de zapato que más juego está dando ya desde que arrancó la temporada porque se adapta de maravilla a suelas más neumáticas más llamativas. Y además cumple como ningún otro ese carácter resistente y duradero hacia el que apunta la moda cuando centra su mirada en los uniformes de trabajo e incluso en los escolares, porque el zapato del momento, al menos a nosotros, nos recuerda a ese momento en el que antes de ir al cole cuando ibas al cole tocaba ponerse ese uniforme cuyo pantalón picaba como un demonio. Este era un suplicio, pero los zapatos, en cambio, eran una gozada: ya podías meterte en la piel de los mejores futbolistas del momento y pasarte los recreos tratando de replicar sus mejores jugadas, que los zapatos resistían el curso entero. Las zapatillas blancas merecen un respiro en los looks informales - Instagram @johanesshuebl Vuelta al armario infantil La mayoría de esos zapatos, aunque en versión infantil, eran -y son- tipo blucher, también conocido como derby , es ese zapato que muy similar al oxford pero con dos o tres detalles que los diferencian a simple vista: son lisos, no tienen el pespunte horizontal que cruza la puntera; son de horma ancha, más informal, en la línea de los pantalones de sastrería de pinza italiana que tanto se llevan; y las lengüetas van integradas en el cuerpo del zapato y no separadas de este, al revés de lo que ocurre con las tapetas de los cordones, que en vez de ir integradas van cosidas. En general, por la suma de todos estos detalles, se les considera un zapato más versátil, capaz de funcionar bien con traje pero con una cara B informal que es la que más nos interesa de cara al verano, y es la que más explotan los modelos que son tendencia al incorporar la suela neumática gruesa que es el elemento inamovible del calzado de moda.
2 d
abc.es