El PP ya se prepara para el 10-N: Casado reúne a los barones con la idea de una campaña más centrada en la economía

EMILIO ORDIZ

La apuesta por España Suma tendrá un amplio espacio en el discurso de Casado.El perfil, al contrario que el 28 de abril, será el de partido de gestión y moderado.El líder quiere aglutinar a todos los nombres fuertes, incluidos Feijóo y Alonso.¿Volverá el bipartidismo tras el 10-N? Los politólogos creen lo contrario.

Pablo Casado

Pablo Casado sabe que la politica le ha dado una nueva oportunidad. Más paciente y pausado, el líder del PP ha esperado el devenir de los acontecimientos y la repetición de elecciones le coloca en buena posición. Así, el PP ya mira, con cierto optimismo, al 10 de noviembre. Las nuevas elecciones son, como se suele decir, una revancha en Génova. Después de tocar suelo hace meses, ahora solo aspiran a recuperar voto y credibiliadad.

El Partido Popular reúne este lunes este lunes al Comité Ejecutivo Nacional para empezar a preparar la campaña electoral, que tendrá como ejes importantes tanto la economía como la importancia de unir el voto. Casado incidirá en España Suma como la fórmula correcta para aglutinar el voto del centro derecha. El presidente popular ya ha escuchado la negativa tanto de Albert Rivera como de Santiago Abascal, pero el PP no se baja de ese carro.

Cataluña también será un elemento central, pero con otro tono. El camino elegido será el de la moderación y la experiencia de gestión, por lo que Casado abandonará el tono beligerante para pelear con Cs y Vox. Esto debería servir al líder para sumar a la causa a las voces más críticas, como son por ejemplo el presidente gallego, Alberto Núñez Feijóo y el presidente del PP vasco, Alfonso Alonso. Ambos son partidarios de que la formación apueste por "ocupar el centro" y así se lo han hecho saber a Casado estos meses.

Precisamente en lo referente al desafío separatista, el PP presentará el llamado Libro Blanco, anunciado en verano por Alejando Fernández, y que cuenta con una serie de medidas pactadas con la sociedad civil. Así, el partido pasa a la concreción del mensaje, a las soluciones de a pie. Este paso no tiene que ver con la convocatoria electoral. "Es algo en lo que llevábamos ya tiempo, se iba a presentar de todas formas [hubiera campaña o no]", cuentan fuentes de la dirección a 20minutos.

Casado exhibirá un tono diferente, esgimen desde Génova, con un perfil más moderado y no tendrá una agenda tan intensa como en abril en su periplo por España. "El PP es una fuerza tranquila, centrada y moderada", dijo el pasado viernes en Málaga el líder del PP.

El objetivo de la campaña es "reconectar con el votante de centro derecha" y "decirle a todos los españoles que podemos enderezar el rumbo de España", subrayó esta semana el vicesecretario de Comunicación del PP, Pablo Montesinos.


Carga más
Ir a la fuente
Noticias no leídas
Noticias no leídas (Usuario de demostración)