¿Elecciones anticipadas o un nuevo Ejecutivo? Quién es quién en la crisis política que ha desatado Salvini en Italia

JORGE MILLÁN MUÑOZ

Un nuevo gabinete apoyado por Di Maio y el partido de Renzi suena con fuerza como posible salida al impasse.La celebración de comicios anticipados en otoño podría dar una victoria arrolladora a Salvini.Salvini y Di Maio, un año de desencuentros en su matrimonio de conveniencia para gobernar Italia.Los inmigrantes del Open Arms desembarcan en Lampedusa tras la orden del fiscal italiano.

Giuseppe Conti, durante el discurso en que anunció su dimisión, flanqueado por Matteo Salvini (izquierda) y Luigi Di Maio (derecha)

Italia se ha convertido este verano en un escenario inesperado de agitación para lo que suele ser la anodina actualidad del mes de agosto. En menos de un mes, a la nación transalpina le ha dado tiempo a vivir una crisis humanitaria, migratoria y casi diplomática y a quedarse sin Gobierno. Y todo esto con la mitad del país de vacaciones.

Este martes, el jefe del Ejecutivo italiano, Giuseppe Conte, comparecía en el Senado para anunciar su dimisión que después formalizaría ante el presidente de la República, Sergio Matarella, dando así la puntilla a una administración que ha durado poco más de un año.

Cualquiera podría pensar que los políticos italianos no descansan, pero el protagonista indiscutible de esta historia -el ultraderechista y carismático ministro del Interior, Matteo Salvini- estaba, precisamente, paseándose en bañador por las playas del país cuando decidió dinamitar el Gobierno.

¿Cómo se ha llegado a esta situación?

El pasado 9 de agosto, mientras Richard Gere visitaba el Open Arms, Salvini decidía unilateralmente poner fin al Gobierno de coalición entre la Liga Norte y el Movimiento 5 Estrellas (M5S).

El que puede ser, casi con total seguridad, el único ministro del Interior más conocido que su jefe de Gobierno en toda Europa (si no en el mundo entero), decidía convocar una moción de censura contra Giuseppe Conte, un primer ministro de consenso e independiente nombrado tras el acuerdo entre el partido de Salvini y el M5S.

La votación se iba a producir este martes, pero Conte se anticipó y anunció su renuncia antes de que la Liga pudiera quitarle la confianza.


Matteo Salvini atiende a la prensa a la salida del Parlamento italiano. / EFE

¿Por qué ahora?

Los analistas apuntan a que la maniobra de Salvini está motivada por los buenos resultados que le otorgan las encuestas más recientes ante unas hipotéticas elecciones anticipadas.

Los últimos sondeos sitúan el apoyo a la Liga en torno a un 38% de los votos, que todo apunta a que serían suficientes para formar un Gobierno con su aliado natural, el partido Forza Italia de Silvio Berlusconi, que sería un socio minoritario.

Quiénes son los protagonistas

Además de Salvini, que es quien ha desatado la tormenta, hay al menos otros cuatro hombres de los que depende el destino inmediato de la política italiana.

Sergio Mattarella: es el presidente de la República y en su mano está decidir si es posible formar gobierno o habrá que ir a elecciones anticipadas. De las rondas de consultas que está realizando con los partidos y que terminan este jueves dependerá el resultado.

"Matarella jugará un papel importante a la hora de determinar los próximos pasos y el marco temporal, pero, hasta el momento no ha tomado ninguna postura pública como se requiere normalmente del presidente", asegura Federico Santi, analista político de la empresa Eurasia Group, en un informe remitido a 20Minutos.es. 

Nicola Zingaretti (PD): es el sustituto del ex primer ministro Matteo Renzi a los mandos del centroizqueirdista Partido Democrático (PD). Todo apunta a que la alternativa a nuevas elecciones pasaría por un Gobierno en el que esta fuerza estuviera presente. La cuestión es que este Ejecutivo tendría que participar sí o sí el M5S, un partido con el que el PD no ha logrado ponerse de acuerdo en otras ocasiones.

Luigi di Maio (M5S): encabeza el Movimiento 5 Estrellas, una fuerza populista que acumula el número más grande de escaños en ambas cámaras, aunque lejos de la mayoría absoluta. Las encuestas le auguran un descalabro en caso de elecciones, pero su estatus de fuerza mayoritaria le otorga una posición preferente en las negociaciones para evitar elecciones anticipadas.

 Giuseppe Conte (independiente): se trata del jefe de Gobierno saliente. Según fuentes citadas por la agencia italiana de noticias AdnKronos, no tiene intención de volver a encabezar un posible nuevo Ejecutivo con la Liga y el M5S. El Partido Democrático (PD) ya ha dejado claro que no quiere saber nada de él.


El líder del Partido Demócrata italiano, Nicola Zingaretti. / EFE

Las opciones: elecciones o nuevo Gobierno

La solución a la crisis, que todo apunta a que durará semanas y no días, pasa por dos alternativas: nuevos comicios en otoño o nuevo Ejecutivo.

La primera opción solo beneficiaría a Salvini, que es quien ha decidido forzarla, pero el tiro podría salirle por la culata. "Hay cada vez más pruebas que apuntan a que su intento de forzar elecciones anticipadas se volverá contra él", afirma Santi.

Además, tal y como recuerda Santi, el partido de Salvini "tiene demasiados pocos escaños en el parlamento como para forzar elecciones por sí misma, lo que deja la puerta abierta a mayorías alternativas que puedan reemplazar la coalición Liga-Cinco Estrellas".

La formación de un nuevo Ejecutivo parece una opción plausible, lo que es una incógnita es la fórmula. En este sentido, el Partido Democrático del expresidente Renzi ha sido el primero en mover ficha.

La formación centroizquierdista ha manifestado su disposición a negociar con el M5S, al que ha incluso ha fijado ya algunas líneas rojas. Entre ellas, que Conte se quede fuera de cualquier Gobierno y una serie de reformas entre las que destacan una nueva política migratoria y una gestión diferente de la relación del país con Bruselas.

Sin embargo, las malas relaciones que tradicionalmente han tenido estas dos fuerzas generan muchas dudas sobre su capacidad para ponerse de acuerdo."La hostilidad entre el PD y el M5S impidió la formación de un Gobierno entre las dos primero en 2013, y de nuevo en 2018", recuerda Santi, que además aventura que "las hostilidades personales complicarían un acuerdo sobre la composición del gabinete".

Por si esto no fuera bastante, para que una coalición de estas características saliera adelante, tendría que obtener el apoyo de una tercera fuerza en el Senado, donde las dos formaciones no llegan a la mayoría absoluta necesaria con la suma de sus asientos.

"Alcanzar un acuerdo sobre un nuevo Gobierno no será fácil y llevará tiempo, en un contexto político dominado por las tácticas a corto plazo y los giros de 180 grados", resume Santi.


Giuseppe Conte, minutos antes de pronunciar el discurso en el que anunciaría su dimisión. / EFE


Carga más
Ir a la fuente
Noticias no leídas (Usuario de demostración)
Noticias no leídas (Usuario de demostración)
EE.UU. acusa a Irán de los ataques contra refinerías en Arabia Saudí
El secretario de Estado de Estados Unidos, Mike Pompeo, acusó a Irán de los ataques contra dos refinerías de petróleo en Arabia Saudí y aseguró que “no hay evidencias” que sugieran que esa ofensiva fuera lanzada desde el Yemen. ”En medio de llamadas...
1 h
LaVanguardia.com - Noticias, actualidad y última hora en Catalunya, España y el mundo
Oriol Ivern: “Hay un ansia de exclusividad un poco ridícula y de nuevo rico”
El restaurante Hisop ha cumplido 18 años con la frescura de una propuesta culinaria que su chef se empeña en renovar con mucha frecuencia y en la búsqueda de la máxima calidad sin excederse en los precios. Eso lo ha convertido en el restaurante con...
2 h
LaVanguardia.com - Noticias, actualidad y última hora en Catalunya, España y el mundo
Cinco consejos para comer saludable en la vuelta a la oficina
Las vacaciones han terminado y, con ellas, el comer cómo sea y dónde sea sin importar las consecuencias. Queda prohibido meterle mano a la máquina expendedora y toca preparar a consciencia el táper para llevar a la oficina. Los primeros días puede...
2 h
LaVanguardia.com - Noticias, actualidad y última hora en Catalunya, España y el mundo
Preparar estos deliciosos higos con nata es ‘Así de fácil’
Es temporada de higos y, para aprovecharlo, Eugeni de Diego nos enseña a prepararlos de una forma muy sencilla. Para esta receta solo necesitaremos nata, ron y zumo de naranja, pero el resultado es espectacular. Si te pica la curiosidad, échale un...
2 h
LaVanguardia.com - Noticias, actualidad y última hora en Catalunya, España y el mundo
Seis rincones desconocidos de Israel
Israel se ha convertido en un destino turístico de primera línea, con la religión, la historia, la arqueología, la arquitectura o la gastronomía como algunos de sus atractivos. Tel Aviv -la ciudad que nunca duerme- con sus incontables...
2 h
LaVanguardia.com - Noticias, actualidad y última hora en Catalunya, España y el mundo
‘Sábado Deluxe’: El duro testimonio de María Jiménez tras debatirse entre la vida y la muerte
Noche de emocione fuertes en ‘Sábado Deluxe’ con el regreso a televisión de María Jiménez. La artista ha reaparecido en televisión tras debatirse entre la vida y la muerte, y lo ha hecho llena de energía y celebrando la segunda oportunidad que le ha...
2 h
LaVanguardia.com - Noticias, actualidad y última hora en Catalunya, España y el mundo
Alcalá de Henares se adelantó al mundo
Hay ciudades que cambian de alma cuando terminan las revisiones de exámenes o cada vez que empieza un curso académico. Lo constato mientras paseo por Alcalá de Henares. Entre septiembre y junio, la villa complutense hierve de estudiantes y se exhibe...
3 h
LaVanguardia.com - Noticias, actualidad y última hora en Catalunya, España y el mundo
"Hay un 'establishment' bipartidista que quiere a Cs como bisagra y no gobernando"
Albert Rivera toma asiento en su despacho del Congreso con un vaso de cartón con café. Intenta no hablar fuerte, tiene la garganta tomada. Le conviene cuidársela, sobre todo, si se confirma que en pocos días empezará a dar mítines otra vez. Ciudadanos se prepara ya para una campaña. "Si finalmente la hay, Sánchez será el problema y el resto de partidos tendremos que ofrecer una alternativa". El líder de Ciudadanos lo tiene claro: con el PSOE no hay nada que hacer. Si suma con Pablo Casado se compromete a llamarle en la noche electoral. Vaticina que el presidente en funciones puede pagar "caro" llevar a España a unas nuevas elecciones. Reconoce que le sorprenden tantas críticas "por cumplir" con lo que dijo hace meses —no pactar con Sánchez— y asegura que el 'establishment' bipartidista "sueña" con que Cs siga siendo un partido bisagra.PREGUNTA. El otro día Pedro Sánchez le llamó "hipócrita" en el Congreso. ¿En qué punto está su relación para escuchar estas cosas desde la tribuna?RESPUESTA. Yo creo que vimos a un presidente desencajado nuevamente. Me recordó al Pedro Sánchez de la tesis doctoral, cuando le preguntamos y perdió los papeles. El otro día los volvió a perder, aunque lo sorprendente es que fue al pedirle una reunión y tendiéndole la mano por la situación tan preocupante que existe en Cataluña. No me importa que Sánchez me insulte porque no ofende quien quiere sino quien puede. Pero sí me preocupa que se escude detrás de un insulto para no hablar del desafío separatista. Más allá de mis discrepancias, creo que es importante que nos veamos. Este otoño va a ser muy caliente, precisamente por la sentencia —que puede ser condenatoria— para los golpistas del procés y, ante eso, el Estado tiene que estar preparado.Albert Rivera. (Jorge Álvaro Manzano)P. El Rey recibe a los líderes políticos el lunes y martes. Todo apunta ya a una repetición electoral. ¿Están en Ciudadanos preparados para unas nuevas elecciones?R. Lo primero, entiendo perfectamente a millones de españoles —nuestro entorno está lleno de gente que pregunta si vamos a ir a elecciones o que por qué Sánchez no se pone de acuerdo con Iglesias—. La gente está harta porque ya hemos votado. Incluso creo que parte del votante del PSOE empieza a preguntarse por que Sánchez no quiere reunirse con su socio, ni tampoco quiere ahora hablar con Ciudadanos sobre Cataluña. ¿Cómo quieres liderar o ser presidente del Gobierno, si no hablas con tus socios ni con la oposición? La forma de actuar de Sánchez no se corresponde con los tiempos que corren. Estamos en un país con cuatro o cinco partidos nacionales, y tenemos la obligación de entendernos. Hay que tener humildad y saber que cuando no tienes mayoría, lo que hay que hacer es llegar a acuerdos.P. Pero en lo que respecta a la investidura, ustedes fueron muy claros diciendo que Sánchez negociara con sus socios y que no había nada que hacer con Ciudadanos. Entiendo que no esperaban una llamada del líder socialista en ese sentido.R. No, yo se lo dije. Que negociara con los socios con los que comparte programa económico, subida de impuestos, política territorial y pactos con nacionalistas. Yo soy liberal y discrepo con esas políticas. No quiero subir los impuestos, no creo que España sea una nación de naciones, ni voy a pactar nunca Otegi, Torra o el PNV. Entiendo que le toca mover ficha a él.Si el Rey me hubiera hecho el encargo a mí, yo le puedo asegurar que pongo en marcha una mesa de negociación con mis socios preferentes, en este caso el PP. Es más, si hay elecciones yo ya me comprometo a llamar a Pablo Casado en la noche electoral si tengo más votos que él para ser presidente de un Gobierno de coalición. Y si es al revés, me comprometo a ponerme de acuerdo con él. Sánchez está demostrando ser incapaz de llegar a acuerdos."Sánchez se está jugando ser el problema de España. Los españoles deben tomar nota y no quedarse en casa, sino ir a votar"P. Si hay repetición, ¿temen perder espacio electoral? Ya les ocurrió 2016 y las encuestas apuntan a eso.R. Si algo he aprendido en estos años es que en vez de encuestas hay que mirar los votos. Mis últimas encuestas, por decirlo de alguna manera, son las elecciones. Por ejemplo, las de Andalucía, donde pasamos de 9 a 21 escaños y, por fin, gobernamos. El 28 de abril pasamos de 32 a 57 diputados y, en las últimas elecciones, Ciudadanos pasó de 1.500 concejales a 3.000 y gobernamos en 4 comunidades autónomas y 400 capitales. Nosotros cada vez que abrimos las urnas nos hemos llevado una buena noticia. Ahora creo que volvería a pasar lo mismo. Pero, siendo muy humilde, nadie puede hacer cábalas. Yo creo que hacer cábalas hoy con encuestas de lo que pasará el 10 de noviembre es imprudente para cualquiera. Ya hemos visto cómo cambian las cosas.En todo caso, quien vaya con la calculadora electoral para decidir si forma Gobierno o no, y qué actitud tiene la oposición, se va a equivocar. La calculadora permanente es un error, convocar elecciones con la calculadora no se ha demostrado muy útil. Recuerdo a Artur Mas con 62 escaños (le faltaban 6 para la mayoría absoluta), convocó elecciones anticipadas y pasó a tener 50. El segundo ejemplo es Theresa May y, el otro, Cameron con el referéndum del Brexit. Yo vaticino que si Sánchez convoca elecciones para llevar al país al bloqueo... le puede salir caro.P. Ustedes mantendrían entonces su estrategia en una repetición electoral. Tienen claro que con Sánchez no se pueden entender.R. Bueno, y creo que consolidado con los hechos. Esto ya lo advertimos. En campaña dije claramente que Sánchez era un escollo para que los constitucionalistas llegáramos a un acuerdo. Y lo que hemos visto es que nos insulta a los constitucionalistas, que llama fachas a nuestros votantes y a los del PP por ir a una manifestación con banderas deEspaña. Vemos que en Navarra ha elegido a Otegi como socio y a Torra en la diputación de Barcelona. Sánchez tiene un plan que es pactar con los nacionalistas y con los populistas de Podemos, y criminalizar a los votantes constitucionalistas.Yo lo veo al revés. Sigo pensando que en un futuro, si algún día Sánchez no está de presidente será más fácil, podremos llegar a acuerdos entre constitucionalistas para defender la Constitución, para aplicar el 155, para blindar la unidad de España y la igualdad entre españoles. Creo que el mayor desafío político que tiene este país es el desafío separatista. Y eso se soluciona con políticas de Estado, que es lo que Ciudadanos ha venido a hacer.Un momento de la entrevista con El Confidencial. (Jorge Álvaro Manzano)P. Su objetivo para el 28-A era superar al PP. En febrero anunciaron que no pactarían con Sánchez para disipar cualquier duda y en marzo le ofreció a Casado un Gobierno de coalición si sumaban. ¿Sería un fracaso no conseguirlo tampoco en unas nuevas elecciones?R. No. El PP ha tenido 188 escaños en este país, yo vengo de tener 3 escaños en el Parlament. Soy muy humilde y muy consciente de donde venimos y de donde vienen otros. Pero sí que es cierto que ese partido pequeño de Cataluña y ese PP con mayoría absoluta se quedaron empatados técnicamente en las pasadas elecciones. Ese es nuestro logro. Nunca es un fracaso crecer un 80%. Creo que el fracaso es perder 2 de cada 3 votantes en una década. Deberían plantearse ellos qué les está pasando.En todo caso, mi objetivo es que haya un Gobierno estable, constitucionalista y con políticas liberales. Si eso lo puedo hacer desde la presidencia del Gobierno porque saco un voto más que Casado, pues entonces lo lideraré con toda generosidad. Si no es así, también habrá acuerdo. En política uno tiene que ser útil a los españoles y no puede creerse que lo único importante es él, como le pasa a Sánchez. Tampoco le voy a engañar, nosotros si vamos a las elecciones, salimos a ganar. Y no es una quimera. Nos quedamos a ocho décimas del segundo partido de la Cámara. Quizás, si Sánchez convoca elecciones, tendremos otra oportunidad para quitarle del Gobierno y que haya uno constitucionalista, liberal y moderado.El presidente de Ciudadanos en su despacho del Congreso. (Jorge Álvaro Manzano)P. Ciudadanos insiste mucho en que fue el único partido que dijo lo que haría tras las elecciones. Que no pactarían con Sánchez y así ha sido. Pero, ¿no cree que hay que adaptar las estrategias de los partidos a la realidad política y aritmética?R. Yo creo que hay que decirle a los votantes lo que vas a hacer. Fuimos los únicos. Yo puedo entender que alguien te critique por no decir lo que vas a hacer, pero nunca pensé que me criticarían por decirlo. Y, curiosamente, siempre viene de sectores y de mundos que seguramente no quieren que Ciudadanos gobierne. Hablando claro: aquí hay un 'establishment' bipartidista que sueña con que haya un partido bisagra que se llamaba Convergència, luego PNV y ahora querían que fuera Ciudadanos.Qué ha pasado, pues que Ciudadanos se ha hecho mayor, ha crecido y quiere ser un partido de Gobierno, no un partido para que PP y PSOE hagan lo que les de la gana. Y para eso nos votan. El caso de Sánchez es curioso porque el que pretende que le demos votos se dedica a insultarnos, y el que quiere pactar con Iglesias, no quiere ni reunirse con él. Yo creo que a Sánchez se le está cayendo la máscara, la careta. Está demostrando que tiene un plan para competir con Podemos a la izquierda y criminalizar a Cs y PP. Y eso no es bueno para España. Dividir un país otra vez en izquierda y derecha es peligroso. La discrepancia no puede ser entendida como una trinchera. Llama franquistas a la mitad de españoles. Como si de golpe hubiera 20 millones de franquistas en España.P. ¿Y qué pasa si hay 10-N y los resultados se alteran poco?R. Yo creo que si llegamos al día 17 a la ronda de consultas con el Rey y Sánchez no ha conseguido apoyos, él habrá fracasado. Y cuando una persona fracasa y bloquea el país durante seis meses, sin tener voluntad de acuerdo hay que pensar si es la persona idónea para liderar este país. Sánchez se está jugando ser el problema de España. Los españoles deberán tomar nota y no quedarse en casa, sino ir a votar para que haya estabilidad. En la próxima campaña electoral, si la hay, Sánchez será el problema y el resto de partidos tendremos que ofrecer una alternativa. Y creo que incluso una parte del votante de izquierdas no entenderá por qué teniendo una mayoría posible no intenta llegar a un acuerdo."¿Cuál es nuestro pecado? Ganar, querer gobernar este país. Hay gente que quiere que Ciudadanos vuelva a la casilla de salida"P. Su postura sobre España Suma de forma genérica está clara. Pero quiero preguntarle por dos casos muy concretos. Si se plantean extender la fórmula de Navarra Suma al País Vasco, que se encontraría en una situación similar aunque no exista un partido hegemónico como es UPN. Y si estudiarían algo similar para el Senado.R. Mire, si algún partido en España sabe sumar, esos somos nosotros. Hemos sumado en Andalucía para sacar al PSOE después de casi 40 años gobernando, hemos sumado en Madrid y tenemos hoy la mitad del Gobierno. Y lo mismo en Murcia y Castilla y León. Pero hay que sumar con inteligencia. Sánchez desea que no haya un partido liberal, uno conservador y otro ultraconservador. Lo que quiere es que vayamos juntos en una lista. Y yo no quiero una coalición de imputados, quiero una de diputados de Ciudadanos que forman Gobierno con otro partido.Si el PP tiene casos de corrupción, que lo defienda el PP sin salpicar una lista electoral. Si Vox propone legalizar las pistolas o dice que los gais son enfermos, pues que lo defienda Vox. Sánchez sueña con eliminar los matices y que España vuelva a ser de rojos y azules. Por eso, porque mi rival es Sánchez y hay que ganarle, hay que sumar con inteligencia. El formato de Andalucía o Madrid son dos buenos ejemplos de que sabemos sumar, pero no restar. No podemos hacerle el caldo a Sánchez. Él quiere que la gente se quede en casa y no vaya a votar.P. Sí, pero yo le hablo de esos dos casos concretos. En el resto de España está clarísimo.R. Bueno, lo de Navarra es que es un caso muy distinto porque el partido hegemónico históricamente había sido un partido regional, foralista, y Cs apoyó la coalición. Pero eso mismo lo hemos visto en Cataluña. Ciudadanos se ha convertido en el refugio de los constitucionalistas. Creo que hay que hacer pedagogía también con la diferencia que hay entre formar coaliciones de gobierno y no tener una ideología liberal. Y creo que hay gente orgullosa de poder votar hoy un partido liberal, moderado y de centro.Rivera cree que a Sánchez le puede salir caro ir a la repetición electoral. (Jorge Álvaro Manzano)P. Pues ya que habla de los gobiernos de coalición. ¿Cómo se sostiene el pacto de la Comunidad de Madrid en el que Ciudadanos parece querer ser Gobierno y oposición?R. Yo creo que esa es la gran noticia. Que de un PP que hacía lo que le daba la gana con mayoría absoluta —ahí está Lezo, Gürtel o Púnica que avergüenza a mucha gente— hoy tenemos la mitad del Gobierno de la Comunidad liderando la regeneración con una consejería específica. ¿Alguien piensa de verdad que Ciudadanos, liderando esa consejería de regeneración, va a tapar o evitar que se investigue lo que ha pasado en Avalmadrid? De hecho, el único partido que ha votado en contra de la comisión ha sido el PP. Me sorprende que a estas alturas de la película, con el hartazgo que hay, todavía algunos sotengan que hay que tapar en vez de investigar. Y, por eso, estoy orgulloso de que nuestro equipo tenga coherencia, valentía y respeto a nuestros votantes.P. ¿Habla a menudo con Pablo Casado? Para ser socios potenciales no da la sensación de que haya mucha afinidad. Al menos, últimamente.R. Yo creo que tengo una relación cordial con él, la he tenido siempre, no la he escondido nunca. Y creo que más allá de nuestras diferencias o de la rivalidad electoral, estamos haciendo lo que hay que hacer. Es decir, llegar a acuerdos en CCAA y ayuntamientos. Y lo volvería a hacer. Ya lo he dicho. La noche electoral si tengo más votos que él, le llamaré para pedir apoyo y formar un Gobierno de coalición. Y si es al revés, me imagino que lo hará él.Otra cosa es que el PP confunda la lealtad en un Gobierno o la cooperación para gobernar en coalición porque no tienen esa cultura. Algunos tienen la cultura del rodillo —yo impongo, yo mando, yo hago esto—, y creo que es sano para la democracia española que nadie tenga el monopolio de un Gobierno."¿Suma España? El formato de Andalucía o Madrid son dos buenos ejemplos. No podemos hacerle el caldo a Sánchez. Él quiere eliminar los matices"P. Desde finales de julio tiene una nueva ejecutiva en su partido. ¿Cree que han terminado las turbulencias internas vividas en los últimos meses? Porque en medios y redes seguimos viendo réplicas.R. Yo creo que un partido grande como Ciudadanos tiene la obligación de tener voces y personas que desde lo que nos une podamos discutir las cosas. Pero es verdad que además de discutirlas, se votan y se deciden. Yo como demócrata puedo estar a favor o en contra de algo, pero cuando lo voto con mis compañeros, lo asumo como propio. Y es lo que hicimos: votamos ir a la oposición si no teníamos mayoría, intentar gobernar preferentemente con el PP donde pudiéramos, seguir manteniendo los postulados constitucionalistas... Y ha habido gente que ha cambiado de opinión de golpe y porrazo. Votaron a favor de eso y no se por qué, en días o semanas, cambiaron. Habrá que preguntarle a ellos. Ciudadanos ni ha cambiado el programa electoral, ni nadie ha cambiado el ideario liberal.También es verdad que ha llegado mucha gente nueva y yo quiero destacarlo. El miércoles vimos una sesión de control con un Joan Mesquida, Edmundo Bal, Inés Arrimadas o Marcos de Quinto... Y Ciudadanos tiene un auténtico equipazo.Lo único que no había visto hasta ahora y es algo que incluso me entristece es que algunas personas conviertan discrepancias o cambios de opinión en ataques personales. Yo, particularmente, de Paco de la Torre —una persona de la que no se me escuchará una mala palabra— lo que no entendí (y creo que nadie) es que intentara meter la muerte de su padre y el pésame que le mandamos muchos de los compañeros en un debate público. Uno en política ha vivido muchas cosas, ataques, algunos feroces, pero que la gente toque esas teclas me sorprende.Bronca entre Ciudadanos y De la Torre: "Usa la muerte de su padre para dañar el partido"P. EstebanEl exdiputado acusó al líder del partido y la directiva de no haberle dado el pésame cuando falleció su padre y la formación lo desmiente en mitad de una polémica con tintes personalesY lo que creo que es evidente es que nuestra posicion de querer ser un partido de gobierno y de querer ganar a PP y PSOE ha generado una campaña contra Ciudadanos de muchos rivales políticos. Y también de una parte del 'establishment' de este país que no se ha presentado a las elecciones, pero quiere decidir lo que tiene que votar Ciudadanos... Si hay algún sindicato, banco o medio de comunicación que quiere tomar decisiones en el parlamento, yo le invito a que se presente a las elecciones. Pero no que juegue a este tipo de campañas, incluso con ataques personales. Lo he visto en mi propia persona. Mentiras, algunas de muy mal gusto... Yo no voy a jugar a eso. Me debo a mis votantes y estoy comprometido con lo que les dije.P. ¿Usted ha recibido presiones directamente por parte de alguno de esos actores?R. Bueno, yo creo que quien me conoce a estas alturas ha dejado de intentarlo. Pero, por si queda alguna tentación, mi obligación es proteger la autonomía del partido y la voluntad de casi 4 millones y medio de votantes.P. ¿Cómo explica una crisis en la que Ciudadanos ha tenido fugas importantes a pesar de haber mejorado sus resultados? Pasaron de 32 diputados a 57. Lo normal es ver esta situación cuando hay una debacle electoral. Contrasta con el caso del PP, que se dio un batacazo sin precedentes y que, gracias a mantener el poder territorial —pactando con Cs— tiene a sus filas unidas.R. Nuestro gran pecado ha sido plantarle cara al bipartidismo y decirle os queremos ganar, queremos gobernar y no ser una bisagra. Ciudadanos se ha rebelado frente al papel que los tentáculos del bipartidismo y el 'establishment' querían otorgarnos. Los españoles han decidido que ya no hay dos partidos nacionales, que hay cuatro o incluso cinco. Yo les diría a todos aquellos que sueñan con volver al bipartidismo y a repartirse los jueces y la televisión pública, o las cajas de ahorros; a taparse los ERE, la Púnica y a Bárcenas, que bienvenidos a 2019.El Rey recibe a los líderes políticos los días 16 y 17: si no hay candidato habrá eleccionesPaloma EstebanTermina la reunión entre Felipe VI y la presidenta del Congreso. La ronda de consultas definitiva tendrá lugar lunes y martes de la semana que viene en ZarzuelaCreo que de verdad ese es el problema. La sociedad ha madurado, quiere multipartidismo y que nos pongamos de acuerdo. Y frente a eso, un 'establishment' político con tentáculos clientelares que quiere volver al bipartidismo. Yo soy antagónico a ese mundo. Lo normal, como me preguntaba, es que efectivamente después de un éxito electoral no te ataquen ni cuestionen tu estrategia. ¿Cuál es nuestro pecado? Ganar, querer gobernar este país. Hay gente que quiere que Ciudadanos vuelva a la casilla de salida, que no gobierne y sea pequeñito.P. Sobre el caso concreto de Javier Nart, ya ha quedado claro que no va a dejar el escaño. No sé si se plantean alguna otra acción, como forzar que abandone el grupo de los liberales europeos.R. El problema que tenemos en España es que hay una sentencia del Tribunal Constitucional —que yo no comparto y que creo que habría que repensar— que dice que un diputado elegido en listas cerradas y bloqueadas —por tanto en una lista de un partido político— puede quedarse el sueldo, los asesores y el escaño de un partido. Para mí es una contradicción. Si tienes listas abiertas entiendo que el escaño es de quien lo consigue, pero si tu lista es cerrada y votas a un partido, cómo puede ser que te quedes con todo eso. Por eso, Ciudadanos intentó resolverlo con una carta ética interna para que si no estás de acuerdo, te marchas o dejas el partido, por supuesto dejas el escaño y los recursos públicos. No tengo una mala palabra sobre Nart, igual que de Paco De la Torre. A diferencia de ellos yo soy el presidente de Cs y solo tengo buenas palabras para los que han formado parte del proyecto. Pero creo que es una cointradicción.
4 h
El Confidencial - El diario de los lectores influyentes
Destruir la reputación de la víctima: así es la defensa del detenido por el crimen de Meco
A Miriam la están volviendo a asesinar. Es lo que siente su familia. Sus padres no han terminado el duelo de su pérdida y ahora tienen que contemplar cómo se destruye su imagen y su personalidad sin poder decir nada. Sergio, el único sospechoso, que se encuentra en prisión provisional sin fianza, está construyendo su defensa sugiriendo que la víctima era promiscua.Miriam era trabajadora, vital, alegre, honesta, extrovertida, positiva y lograba siempre animar a los amigos con su energía. Le gustaba ayudar. De hecho era voluntaria de protección civil. Y no, no era promiscua, pero Sergio en su defensa saca la bandera de que tenía una vida sentimental agitada. ¿Por qué lo hace? Para sugerir que en su pasado pudo dejar algún corazón roto con ganas de venganza, mucha. E ira. Porque su cuerpo presenta 90 puñaladas, algunas pequeñas, pero 90. ¿Pruebas que sustenten esta hipótesis? Cero, no aporta ninguna prueba. En cualquier caso, ¿cuántos novios son demasiados socialmente a los 25 años? ¿Dos? ¿Tres? ¿Cuatro? ¿Quién lo juzga y quién lo decide? ¿Cuántas veces te puedes equivocar al elegir pareja sin que te arrecien los adjetivos machistas? Pues así ha elegido el acusado reivindicar su inocencia, sobre la base del machismo.El detenido por el crimen de Meco: "Las heridas que me vieron se deben a mi trabajo"Nacho AbadLas explicaciones y justificaciones que esgrimió Sergio no convencieron a las acusaciones y tanto la fiscalía como el abogado de la familia solicitaron el ingreso en prisión provisional sin fianza del jovenPara pedir salir de la cárcel, plantea a la juez instructora el siguiente argumento: “La víctima rechazó seguir el juego de coqueteo que le propuso un compañero de trabajo, quien está casado y tiene un hijo, circunstancia que, quién sabe, quizá pudiera ser indiciariamente relevante para determinar la responsabilidad penal de los hechos”. ¿Seguir coqueteando? Es decir que lo hizo. ¿Quién asegura que coqueteó? ¿El hombre? ¿La amabilidad es coqueteo? ¿Cuánta amabilidad hace falta para coquetear? El planteamiento rezuma machismo, pero además es fútil desde un punto de vista criminológico, un tiro al aire.Sergio no fue detenido porque pasaba por allí. Los investigadores de homicidios de la Guardia Civil trabajaron incansablemente. Miriam, la noche de su salvaje asesinato, llevaba camiseta de tirantes, una camiseta normal encima, la sudadera, abrigo y bufanda. Su asaltante se aprovechó de la oscuridad y como cobardía, la atacó por la espalda. Con una mano la agarró de la ropa por la parte de atrás para retenerla y con la otra comenzó a acuchillar. Fue tan fuerte el tirón que el asesino se llevó su bufanda y trozo de pelo. Para no cortarse la mano, el criminal, usó un cuchillo de monte, con reborde de plástico que hace tope al empuñarlo. Así no se desliza y no hiere al que apuñala. Un testigo, sobre la hora en la que los investigadores creen que se cometió el homicidio, escuchó a 700 metros de distancia como una chica gritaba “Dejadme, soltadme”, pero es incapaz de saber si la que gritaba era Miriam o una persona diferente de la urbanización de al lado. En cualquier caso a los que no escuchó ladrar fue a los cuatro perros que había sacado a pasear.Esta es la zona entre urbanizaciones en la que se encontró el cuerpo. La víctima cayó al suelo boca arriba. Todavía vivía. Su agresor se arrodilló junto a su cabeza y siguió asestándole cuchilladas en la parte superior del pecho y en el cráneo hasta que se le rompió la hoja. Quizá fue eso, o que escuchó música, pero el asesino huyo sin que nadie le viera. Dos chicos la encontraron en el suelo. Estaba tan oscuro que eran incapaces de ver la sangre. Llamaron al 112 a pedir ayuda. La comunicación quedó grabada y se escuchan perfectamente los ladridos de los perros ante dos desconocidos que trataban de ofrecer auxilio a la joven.Por cierto que allí, tirado en el suelo, estaba el móvil de la víctima. Cubierto de sangre. Nadie, ni los testigos ni los sanitarios lo tocaron. En realidad nadie lo hizo. De haberlo hecho, habría quedado alguna huella en el móvil, o un restregón si llevaba guantes. No había nada. Aún así Sergio, para pedir su libertad, asegura que el teléfono de la víctima fue manipulado y se borraron mensajes. Falso. “Para defender a un presunto asesino no debería estar permitido mentir y destruir la reputación de la víctima”, apunta enfadada una persona del entorno familiar.Lo que decantó la investigación hacia Sergio fue la presencia de ADN suyo, mezclado (y este dato es muy importante) con el de Miriam. ¿Dónde lo hallaron? En la etiqueta de la sudadera, justo el lugar donde echó mano el asesino para retener a su víctima mientras con la otra le perforaba la espalda una y otra vez.Ahora la jueza instructora espera el resultado de las muestras tomadas en la ropa de Sergio. Durante el registro de la casa de los padres, el perro de la Benemérita se volvió loco oliendo el abrigo marrón del joven y otras prendas. También marcó alguna zona del vehículo. Los resultados no tardarán en llegar.
4 h
El Confidencial - El diario de los lectores influyentes
Tango y Vilma: los perros policía de Melilla que 'cazan' droga y rescatan inmigrantes
Era muy rebelde, “muy malo”, apunta su dueño. Más bien, travieso. Juguetón. Cuando el guardia civil Gerardo lo conoció, Tango tenía cinco meses y ni siquiera tenía chip de identificación. Tango (un perro de raza Teckel) tenía bastante con convivir con Syrito, un labrador en Valdemorillo (Madrid).Enseguida Tango se mostró con unas cualidades innatas para trabajar y contaba con gran capacidad para saber lo que se le pedía en cada momento. Tango acaba de ‘jubilarse’ tras 11 años de trabajo en la ‘Operación Feriante’ de Melilla. Las fiestas de la comunidad autónoma acabaron hace una semana.Gerardo Rodríguez, junto a Tango y Vilma. Este perro se ha convertido en un consumado especialista en detectar droga y en descubrir a inmigrantes (no solo menores), sino hasta una persona de 60 años, como ocurrió una vez, dentro de dobles fondos, neveras de 1,80 de alto x 1,50 de ancho y en los bajos de los camiones.“No quiero que Tango se arrastre. Se lo merece todo. Es como un hijo para mí”. Gerardo Rodríguez, del Servicio Cinológico de la Guardia Civil, explica que la jubilación de su perro favorito era inevitable y valora el servicio que ha hecho al Instituto Armado en el último año y medio con la nueva alegría de la casa ‘verde’ melillense: la perra Vilma, nombre que homenajea al personaje femenino de la mítica serie ‘Los picapiedra’.Tango es un perro “muy querido” en toda la comunidad de la Guardia Civil de Melilla. Hace casi un año el coronel de la Comandancia de la ciudad autónoma le preguntó a Gerardo cuántos años le quedaban para jubilarse. “Tres años, señor”. “¿Por qué no buscamos a otro Teckel?”, le animó el jefe. Consultaron con varios criadores y les donaron un cachorro en Asturias.El nombre elegido era Cash en homenaje a la pareja de policías de la película ‘Tango y Cash ‘(1989), pero como era perra y no perro, como Tango, pensó en Vilma como la mejor opción para entrenarla como perra de rescate. “Ahora mismo es como un muñeco, como un cachorro que de un día para otro se rompe. Yo confío mucho en Vilma y en la Comandancia, puntera en los perros que capturan droga”.Gerardo entrena a Vilma en la playa. La mete entre piedras y camiones. Se trata de ofrecerle todas las experiencias posibles, las dinámicas habituales de trabajo hasta que Tango no la pueda acompañar. “Me da mucha pena que Tango no pueda seguir. Su trabajo ha sido importante: ha salvado de la muerte a más de 30 personas”.En la pasada ‘Operación Feriante’ la Policía Nacional ha interceptado a 65 personas y la Guardia Civil, mientras tanto, ha logrado encontrar a 10 personas En la pasada ‘Operación Feriante’ la Policía Nacional interceptó a 65 personas (12 menores y 53 mayores de edad); la Guardia Civil, mientras tanto, ha logrado encontrar a 10 personas (9 mayores y un menor). Este año se ha producido un ligero aumento: frente a las 75 de este año, en 2018 fueron 69 las personas interceptadas y en 2017 fueron 81.Tango, en la 'Operación Feriante'.El perfil suele ser varón y de procedencia diversa: del Sáhara, Mauritania o Egipto. Una vez, recuerda el guardia civil que entrena a Tango y Vilma, detectó a una mujer de 25 años que se asustó tanto que le temblaban las piernas hasta que la perra, llamada Fyona, “tan cariñosa” estuvo a su lado y dejó de estar intranquila.“Una vez detecté a un hombre con 64 años. Me quedé impactado. Nadie quiere verse así. Le tratamos con mucho cariño y con dignidad”, narra Gerardo. Unas 80 personas han sido recogidas en las hormigoneras o de sacos de ceniza cancerígenos de dos metros. Y también camuflados debajo de los motores."Lloran y se nos abrazan"El 80% del trabajo se concentra en los embarques desde Melilla a Málaga, Motril y Almería y el 20% en la ‘Operación Feriante’, apenas tres días con avalanchas de personas que intentan acceder a los barcos hacia la Península. “Lloran, se nos abrazan y sentimos una rabia interior grande”, explica el guardia civil.Tras interceptarlos están en las dependencias de la frontera. Les dan de comer, avisan a la ambulancia. Después del atestado, les leen sus derechos y se les traslada al CETI (Centro de Estancia Temporal de Inmigrantes). “Algunos nos dicen que son sorianos. ¿Sorianos? En realidad quieren decir que son sirios, de Siria. Tenemos que adaptarnos a su lenguaje para entenderlos lo antes posible”, remata Gerardo, el padre adoptivo de Tango y Vilma. Su vida.
4 h
El Confidencial - El diario de los lectores influyentes
Estabilidad frente al Brexit: Sánchez calca la estrategia de Rajoy camino de las elecciones
España rula y al caer se muerde la cola. Como en 2016, el país parece abocado a repetir elecciones. Como entonces, serán unos comicios marcados por el Brexit -el referéndum en Reino Unido fue tres días antes de las generales de 2016- y el inquilino de La Moncloa apela de nuevo a la estabilidad como principal motor de su campaña en la que aspira a arañar unos escaños. Los paralelismos entre 2016 y 2019 dan alas a Sánchez y PP y Ciudadanos se preparan para unos comicios que ya solo Pablo Iglesias puede evitar en el último minuto.Rajoy pone otros siete deberes al PSOE para apoyar la estabilidad y evitar eleccionesÁngel ColladoEl jefe del Ejecutivo aprovechó su balance para mostrarse cómodo con su gabinete en minoría siempre que le dejen mantener la misma política económica, incluidas las reformasEl 26 de junio de 2016, los españoles repetían por primera vez unas elecciones porque Mariano Rajoy había rechazado la investidura y Pedro Sánchez no logró el apoyo de Podemos. En esa breve campaña electoral, Rajoy jugó la baza de la estabilidad y apeló en cada mitin al Brexit como ejemplo de los riesgos que entrañan los experimentos políticos. El 23 de junio, solo tres días antes de los comicios, el Reino Unido votó en referéndum salir de la Unión Europea. "No será bueno ni para la economía de los británicos ni de los españoles, ni del Reino Unido ni de España", se afanaba Rajoy en sus discursos.La campaña del entonces presidente fue de tono moderado, sin conceder entrevistas a la prensa nacional, solo a diarios locales en las circunscripciones donde habían estudiado que el PP podía subir un escaño. En sus vídeos, Rajoy salía caminando rápido, sin estridencias. "Mirad al Reino Unido lo que le pasa por votar locuras", venía a decir. Mientras, Albert Rivera se fue a Venezuela a denunciar la alineación de Podemos con Chávez en una tensa campaña que no funcionó. Al final, la llamada a la estabilidad le dio sus frutos. El PP subió 14 diputados y logró la investidura unos meses después.En 2016, Podemos consideró que el referéndum del Brexit, tres días antes de las generales, evitó el 'sorpasso'. Ahora España vota tras la fecha límiteAquella noche electoral, en Podemos estaban convencidos de que el resultado del Brexit, que dejó en 'shock' a media Europa por inesperado, había sido clave para que el PSOE resistiera el 'sorpasso' y el PP subiera. Como si ante la incertidumbre, mucha gente hubiera optado por apuntalar el bipartidismo, por no correr aventuras y apoyar al señor de la barba que caminaba en chándal, "el que camina rápido llega lejos y no se cae" y a su enemigo tradicional.Tres años después, la situación es la especular. El PSOE está en Moncloa y se prepara para una repetición electoral apelando a la estabilidad como principal idea. La foto de Colón empieza a amarillear en el imaginario colectivo y la ola verde de Vox de la campaña electoral acabó convertida en marejadilla. El miedo a la derecha no sacará en masa a los votantes de casa. A Sánchez le toca apelar a la estabilidad y el Brexit es, de nuevo, uno de los reclamos.El 31 de octubre, diez días antes del 10-N, se cumple el plazo para evitar un Brexit abrupto. El Brexit es muy importante para España, claro, y además es una baza para Sánchez. "El único legado del Brexit, señorías, por el momento, es añadir más incertidumbre a un escenario global en el que ese factor no es precisamente escaso; incertidumbre en la economía, incertidumbre entre la ciudadanía e incertidumbre también en las instituciones de una democracia tan sólida como es la británica. Parece increíble", afirmó el miércoles en la primera vez en seis meses que acudía al Congreso.Pedro Sánchez visitando la zona afectada por la gota fría en el sureste. (EFE)Sánchez ha empezado a labrar el mensaje de la estabilidad, ante el Brexit y ante los problemas económicos. Significativamente, en el Congreso alertó del "enfriamiento de la economía", todo lo contrario de lo que hizo Zapatero cuando empezó la crisis. "Les puedo garantizar, señorías, que no quiero elecciones, que lo que queremos es un Gobierno fuerte, cohesionado y coherente que aborde desde la estabilidad parlamentaria y con una legislatura estable todos los desafíos que tenemos propios y también dentro del continente europeo". "Se le ve venir porque lo hicimos ya nosotros. Ha convocado a sus ministros para tratar el Brexit como si lo necesitara. Acabará convocando un Consejo de Seguridad Nacional", comentan desde la oposición.A falta de algún giro inesperado de guión -¿que Iglesias ceda en el último minuto presionado por su grupo parlamentario?- fuentes de PSOE y Unidas Podemos consideran inviable un pacto 'in extremis' que evite las elecciones. En el PP también insisten en que es imposible que Casado al final opte por una abstención patriótica y de Ciudadanos ni se espera. Sánchez se juega ser el presidente del Gobierno con menos tiempo en el cargo, algo que le preocupaba cuando llegó a Moncloa tras la moción de censura. Leopoldo Calvo Sotelo ejerció el cargo durante 643 días. Sánchez llegaría a esa cifra en marzo de 2020. Dados los amplios periodos para formar Gobierno podría alcanzarlo incluso sin lograr una mayoría tras las elecciones.
4 h
El Confidencial - El diario de los lectores influyentes
Las empresas de apuestas pagaron diez viajes a congresos al director del Juego
El director general de Ordenación del Juego, Juan Espinosa, realizó diez viajes en los dos últimos años financiados total o parcialmente por casas de apuestas, sector que debe controlar. Desde que asumiera el cargo en diciembre de 2016, la agenda oficial de Espinosa incluye asistencias a eventos en Montecarlo, Cartagena de Indias y Medellín (Colombia), Lima (Perú) y San Francisco (Estados Unidos) con gastos de transporte y alojamiento pagados íntegramente por los organizadores de estas conferencias. En algunos casos, como en las cumbres iberoamericanas del juego, el alto cargo de Hacienda permaneció cuatro días en Colombia para intervenir en una ponencia de 30 minutos. Estos datos proceden de la respuesta de la Dirección General de Ordenación del Juego (DGOJ) a una solicitud de acceso a la información pública realizada por El Confidencial en virtud de la Ley de Transparencia.Como complemento a las invitaciones al director general para participar en ponencias o debates, los organizadores de estos eventos –que se suelen celebrar en hoteles de cinco estrellas como el Swissötel (Lima), el Hyatt Regency (Cartagena de Indias), el Monte-Carlo Bay & Resort (Mónaco) o el Ritz-Carlton (San Francisco)– organizan otras actividades de ocio. En la Cumbre Iberoamericana del Juego de 2018 en Medellín, por ejemplo, Espinosa participó de un paseo de cortesía ofrecido por los anfitriones. Subido en un bus turístico, recorrió distintas zonas de la ciudad colombiana como Pueblito Paisa y su mirador, una atracción muy visitada en esa región.La agenda oficial de la Cumbre de la Asociación Internacional de Asesores del Juego, celebrada en junio de este año en San Francisco, dejaba hueco para, además de las sesiones ordinarias, un campeonato de golf, una cena con cata de vinos y una ceremonia de apertura que se promocionaba así: “Únase a nosotros el lunes por la noche en el jardín del Ritz-Carlton, donde podrá relajarse con sus colegas de todo el mundo a su gusto mientras degusta las delicias culinarias del área de Half Moon Bay. Tendremos cócteles y comidas ligeras disponibles mientras te pones al día con viejos y nuevos amigos agrupados alrededor de las fogatas”.Esta cumbre fue patrocinada, entre otros, por Gaming Laboratories International, una empresa que tiene licencia de la DGOJ para homologar sistemas técnicos de marcas que operan en España. Es habitual que entre los patrocinadores de estos encuentros haya casas de apuestas y asociaciones empresariales que están bajo la supervisión de Espinosa, ya que su oficina se encarga de la “regulación, autorización, control y sanción de las actividades de juego de ámbito estatal”, según la página web de la DGOJ."Relaciones institucionales"Para la DGOJ aceptar este tipo de invitaciones se enmarca en las “relaciones institucionales” que debe desempeñar el director general, según la respuesta enviada por el organismo para este reportaje. Si bien reconoce que sus delegaciones participan de tours o cenas ofrecidas por la organización de los eventos, el organismo asegura que tienen un carácter “esencialmente subsidiario al evento” y alega que no son exclusivas para la dirección. “Corresponder protocolariamente al organizador asistiendo a las mismas difícilmente puede conducir a generar conflicto alguno de interés”, se justifica el organismo en la respuesta ya mencionada.Corresponder protocolariamente al organizador asistiendo a estas actividades difícilmente puede generar conflicto de interésSin embargo, Manuel Villoria, catedrático de Ciencia Política y Administración Pública de la Universidad Rey Juan Carlos e integrante del Comité Directivo de Transparencia Internacional España, considera que este tipo de invitaciones “buscan generar un cierto agradecimiento”. Y sentenció: “En el momento en que hay la más mínima duda de que eso puede significar una influencia en la toma de decisiones o que puede generar un conflicto de interés, evidentemente no se pueden aceptar”.Las leyes de Transparencia y del Alto Cargo de la Administración General del Estado, normativas que regulan este tipo de situaciones, dan lugar a varias interpretaciones. Sin embargo, la primera establece que estos funcionarios no deben aceptar para sí “regalos que superen los usos habituales sociales o de cortesía ni favores o servicios en condiciones ventajosas que puedan condicionar el desarrollo de sus funciones”. De todas formas, no define qué sería un regalo que supere los “usos habituales”.Juan Espinosa, en un bus turístico en Medellín (Colombia) durante la Cumbre Iberoamericana del Juego.Respecto a los congresos en el país caribeño, la DGOJ alega que existe una invitación formal del gobierno colombiano a pesar de que la organización estuvo a cargo de la empresa JAK Comunicación y que entre sus patrocinadores estaban empresas de apuestas deportivas como Sportium y Luckia. En estas instancias, Espinosa normalmente coincide con reguladores de otros países, pero también con empresarios españoles.En las visitas a Colombia, Espinosa participó como ponente en dos ediciones de la Cumbre Iberoamericana del Juego. En ambas ocasiones, viajó junto con el subdirector general de Gestión y Relaciones Institucionales, José Antonio García, y la subdirectora general de Inspección, Cecilia Pastor Pons. El director empleó cuatro y cinco días para participar en cada una de las cumbres en Colombia y sus intervenciones se limitaron a sendas ponencias de 30 minutos.También el exdirector de MadridJuan Espinosa no es el único alto cargo que ha aceptado invitaciones a conferencias organizadas por el sector. El hasta hace dos semanas director del Área de Ordenación y Control del Juego de la Comunidad de Madrid, Fernando Prats, también viajó a eventos financiado por las empresas. El 19 de septiembre de 2018, Prats acudió al VII Expo Congreso Andaluz sobre el Juego, en Torremolinos (Málaga). Tanto el transporte como el alojamiento de una noche en la ciudad fueron pagados por la organización del evento. Para ese mismo día, había sido citado en la Asamblea de Madrid por el Grupo Parlamentario Podemos para responder preguntas sobre el auge de los salones de juego y locales de apuestas deportivas, pero nunca llegó a la cita que tenía en la Asamblea. Exactamente la misma situación había sucedido en 2016. Finalmente, a la tercera convocatoria, el 10 de octubre de 2018, se presentó ante la Comisión de Presupuestos, Economía, Empleo y Hacienda.“Ha demostrado un absoluto desprecio por la institución de la que cobra, se ha comportado más como un CEO (director ejecutivo) de una empresa del juego que como responsable de su área en la Comunidad”, criticó el diputado de Podemos por Madrid Emilio Delgado, autor de las preguntas. Organizado por asociaciones empresariales del juego presencial de Andalucía, el congreso de Torremolinos estuvo patrocinado por siete grandes grupos del sector: Orenes, Recreativos Franco, Unidesa, Zitro, Merkur, Novomatic y GiGames.Con el nuevo gobierno de la popular Isabel Díaz Ayuso en Madrid, las competencias del Juego pasaron a manos de la Consejería de Justicia y el departamento que Prats encabezada fue suprimido. Pero en el último año antes de ser cesado Prats realizó, al menos, tres viajes más financiados por empresas como Luckia, Sportium y Vive la Suerte, que tienen salones de apuestas en la capital que estaban bajo la supervisión de la oficina del ahora exdirector, según una respuesta a una solicitud presentada por El Confidencial. Prats fue galardonado el pasado año con el Premio Especial del Jurado de la revista del sector 'Azar Plus'. España no ha adoptado las recomendaciones de la UE El Gobierno español aún no ha adoptado cinco de las seis recomendaciones que la Unión Europea realizó en 2014 sobre la publicidad de este sector. La ley que regula el juego online, aprobada en 2011, ya preveía la necesidad de regular las promociones del área, pero hasta ahora las empresas se publicitan con escaso control. De las seis recomendaciones del organismo comunitario para los anuncios, España solo cumple con "la identificación clara del operador" cuando se publicita, establecida en el artículo 15 de la ley 13/2011.Sin embargo, la UE aconseja que no se utilice a famosos para promocionar el juego, que se incluyan mensajes del riesgo del juego para la salud y que no se hagan manifestaciones infundadas que generen falsas expectativas, que no se traslade la idea de que apostar puede ser una solución a problemas financieros y que no se sugiera que la destreza pueda afectar al resultado cuando sea falso.La Dirección General de Ordenación del Juego trabaja desde hace cinco años en un proyecto de decreto, que recoge estas recomendaciones, pero no ha logrado sacarla adelante. Para el organismo la demora de la regulación, que se discute desde 2014 en el Consejo Asesor, está vinculada a la “no aprobación de los Presupuestos Generales del Estado del último Gobierno y a la posterior convocatoria electoral”, según respondió por escrito para este reportaje.---Este trabajo es fruto de la investigación desarrollada durante el Máster de Periodismo de Investigación, Datos y Visualización de la Universidad Rey Juan Carlos y Unidad Editorial. La investigación ha tenido el apoyo de CaixaBank y la Comisión Europea en España. La tutorización del Trabajo Fin de Máster (TFM) corrió a cargo de Tomás Ocaña, director de la productora The Facto y profesor del máster. El trabajo completo se puede leer en este enlace.
4 h
El Confidencial - El diario de los lectores influyentes
Caso Invercaria: un cóctel explosivo de startups, capital riesgo, yuppies y políticos
Siete años después de que se abriera la primera pieza sobre Invercaria, la empresa pública de inversión y gestión de capital riesgo de la Junta de Andalucía, el caso llega a juicio de la Audiencia de Sevilla. Invercaria suma un supuesto quebranto a las arcas públicas de hasta 8,1 millones de euros en una decena de proyectos empresariales financiados con dinero público que resultaron fallidos.La primera pieza se refiere a una de la de menos enjundia económica, las ayudas concedidas a la empresa Aceitunas Tatis, a la que se concedió 100.000 euros, una de las cantidades más bajas bajo la lupa judicial, para la comercialización de una supuesta “línea erótica” de aceitunas de mesa gourmet. Esa innovación suena a broma pero así consta en el auto, donde se incluye un catálogo de esta empresa que pensaba triunfar vendiendo encurtidos bajo nombres como Lengüetazos, Polvazos Picantes, Polvitos o Dulces Cuernos. La sede de la empresa estaba en La Carolina (Jaén), localidad de la que fue alcalde el exconsejero Francisco Vallejo, también juzgado en Invercaria y que fue quien lanzó esta empresa de capital riesgo. La empresa se declaró en concurso de acreedores en 2010.El campamento para transexuales pagado por la Junta de Andalucía que enerva a VoxPepe BarahonaCuarenta y siete jóvenes trans disfrutan de cuatro días en la Sierra de Cazorla y allí comparten historias de discriminación y aprenden a usar herramientas para combatirlaSe juzgaran en piezas separadas las ayudas concedidas por Invercaria a las empresas Fumapa, Juana Martín, Lolita Canalla, Ferias Internacionales Virtuales de Andalucía (FIVA), Own Spa, Operadores Aéreos Andalus, Servivation, Electronics Devices Manufacturer (EDM), CEDS S.A., Med & Check y Keepfresh.El portal para pymesLa de las aceitunas es una causa menor aunque muy reveladora de lo que la Junta consideraba innovación en Andalucía. En realidad, la primera causa que se investigó se refiere al llamado caso FIVA e indaga en los préstamos concedidos a la compañía Ferias Internacionales Virtuales de Andalucía que recibió 716.000 euros entre 2007 y 2008. El instructor observó indicios de prevaricación, tráfico de influencias y negociación prohibida a funcionarios, entre otros delitos, y pide penas de 19 años de cárcel y seis años y medios de prisión para los expresidentes de Invercaria Tomás Pérez-Sauquillo y Laura Gómiz, entre los 12 procesados. La pieza debería ser la primera en juzgarse pero ha recibido dos varapalos de la Audiencia al juez instructor, Juan Gutiérrez Casillas, a quien devolvió en dos ocasiones, la última el pasado junio, el caso por considerar que no estaban bien motivados los delitos.La expresidenta de Invercaria Laura Gómiz, acompañada del abogado Adolfo Cuéllar en una foto de archivo. (EFE)El préstamo concedido a FIVA debía ir destinado a la creación de un portal web que fracasó y donde participaron empresas punteras del sector como Novasoft. La idea era que las pymes andaluzas pudieran estar virtualmente en las grandes ferias internacionales. El caso Invercaria sentará además en el banquillo a dos exconsejeros de la Junta, Fracisco Vallejo y José María Martín Delgado. Bajo la dirección del primero se creó esta empresa de capital riesgo ligada a la Agencia Idea, el ente pagador de los ERE que juzga también la Audiencia sevillana.Capital riesgo y fallidosTanto los políticos como los empresarios imputados en Invercaria siempre han defendido su inocencia y ha alegado el carácter de operaciones fallidas de esos préstamos de dinero público que están bajo sospecha. De hecho durante años han insistido desde la Junta de Andalucía que el índice de fallidos está en la media de cualquier empresa de estas características en España. Alegan que no hay responsabilidades penales y que la pregunta de qué hacía la Junta dedicando dinero público a crear una empresa de capital riesgo no tiene connotaciones de delitos sino que fue una decisión política.El Gobierno andaluz se vio sacudido por el caso Invercaria cuando salió a la luz una grabación en la que se oía a la entonces presidenta de la empresa, Laura Gómiz, dar instrucciones a un subordinado, Cristóbal Cantos, que denunció los hechos, para que falseara datos de estos préstamos ante una auditoría de la Cámara de Cuentas. Concretamente le pedía informes nuevos sobre empresas, que ya habían recibido los fondos, para justificar las inversiones.Procesado un exconsejero de la Junta por el ‘pufo’ de 1,8 millones en Andalus AirlinesAgustín Rivera. MálagaEl juez observa un “quebranto para las arcas públicas” en la gestión del presidente de la aerolínea acusado de malversación, prevaricación y tráfico de influencias El caso tomó cuerpo cuando salió a la luz el informe de fiscalización sobre Invercaria, correspondiente a 2009 y publicado en el BOJA en 2012, donde se vio que la Intervención de la Junta cuestionaba estos préstamos concedidos a dedo. La Cámara de Cuentas, en un informe publicado en febrero de 2012, desveló que se habían concedido 21,5 millones de euros sin control. De diez préstamos, todos menos uno habían fallado y no se iba a recuperar el dinero. Sólo después de que estallara el escándalo la Junta decidió iniciar los procedimientos para reclamar los fondos perdidos. En 2009, recuerdan los acusados, la crisis económica era ya un tsunami que se llevó por delante a todo tipo de empresas.A amigos y conocidosLos fondos se concedían de forma totalmente discrecional y así se recogía en los estatutos de la propia Invercaria, que únicamente exigía que las empresas financiadas tuvieran un denominador común: la innovación. La naturaleza de la empresa era la de una sociedad anónima unipersonal que se sostenía con dinero público pero cuya gestión y personal eran privados. Los afectados por este caso siempre han negado que exista ningún tipo de trama delictiva o responsabilidades penales. Aseguran que todas las empresas que fueron financiadas por este fondo de capital riesgo funcionaron y vendieron sus productos con más o menos éxito. De hecho alegan que muchas empresas que recibieron el impulso de la Junta siguen siendo aún hoy compañías importantes.El exconsejero Francisco Vallejo. (EFE)El Gobierno andaluz vendió en su momento esta iniciativa de Invercaria como una apuesta por las empresas innovadoras en un tejido empresarial que dependía en gran medida de la construcción y el ladrillo. Desde la Junta siempre han alegado que este mismo tipo de empresa pública existió, con un índice de fallidos muy similar, en otras comunidades autónomas y nunca han sido judicializadas. También se han agarrado a datos como que en EEUU el índice de fracaso de las empresas de capital riesgo está en el 30 y el 40%.Al frente de Invercaria, el exconsejero Francisco Vallejo situó a Tomás Pérez-Sauquillo, que cuando fue fichado era consejero de un potente grupo empresarial que pretendía llevar a cabo la ampliación de Puerto Banús. Dejó la empresa en 2010 y siempre ha defendido que no hubo descontrol de los fondos y que no dieron ayudas por simpatía o afinidad política.El sobrino de Felipe GonzálezPara dotar de más ingredientes al caso, en Invercaria también está procesado el sobrino de Felipe González, Juan María González Mejías, concretamente en la pieza número 13 remitida a la Audiencia. Fue director de Promoción y presidente de esta empresa pública. Está juzgado en una pieza sobre el personal de este ente, que cobraba salarios y finiquitos “muy superiores” a la media de este tipo de trabajos, según el auto.Finalmente en el caso Invercaria no declarara Antonio Banderas, administrador de una empresa denominada Green Moon España que invirtió en Kandor Graphics, una compañía especializada en largometrajes de animación que se encuentra entre las investigadas por las ayudas de Invercaria. En este caso, el proyecto analizado tuvo en su conjunto una inversión superior a los 20 millones de euros, gran parte de ellos dimanantes de organismos públicos. El juez determinó que la declaración de Banderas como testigo no serviría para arrojar luz al caso y no encontró ningún dato “concreto, fehaciente o fiable” que motivara la declaración del actor malagueño.
4 h
El Confidencial - El diario de los lectores influyentes
Juicio a Ana Julia Quezada: el jurado decidirá el miércoles qué condena tendrá la acusada
Quedan tres sesiones del juicio a la acusada Ana Julia Quezada, autora confesa de haber matado al niño Gabriel Cruz en la finca de las Hortichuelas. Quezada ha explicado cómo mató al menor, la relación que tenían entre ellos y la exhibición de audios que el jurado ha escuchado con atención.El lunes arranca la segunda semana del juicio cuando está prevista la declaración de los médicos forenses. Está sesión será a puerta cerrada completamente, al igual que ya ocurrió el día 10, con la declaración de los familiares más cercanos como el padre y la madre de Gabriel, la abuela y otros parientes. Tampoco habrá señal ni habrá público ni periodistas en la sala de vistas del Palacio de Justicia de Almería.La Guardia Civil encontró cocaína en la casa donde Ana Julia Quezada planeó suicidarseAgustín Rivera. Málaga"Tranquila, Ana, que no vas a ir a la cárcel”, se decía a sí misma la acusada cuando transportaba a su domicilio el cadáver del niño Gabriel en el maletero del vehículo El martes será un día clave. Está prevista la prueba documental en el que se emitirán audios vídeo, además de las conclusiones e informes de cada una de las partes. La gran mayoría de las imágenes ya se han ido visionando a lo largo del juicio. No se esperan muchas sorpresas en este aspecto, más bien, se trata de una recopilación de todos los datos para lograr una imagen fija de lo que ocurrió estos días.El miércoles 18 se entregará al jurado el objeto del veredicto. “En estos procedimiento siempre es complejo saber cuánto tardarán”, admiten fuentes jurídicas del caso consultadas por El Confidencial que consideran que el perfil de Quezada ha quedado claro con las testificales, “tanto de amigos y familiares, como de los guardias que han declarado”."Se está cerrando el círculo"Estas mismas fuentes señalan en declaraciones a este diario la importancia de las pruebas presentadas en la sesión del viernes, con las periciales. “Horarios, sangre en la ropa en la escena del crimen y vestigios ponen de manifiesto que se está cerrando el círculo”, explican con rotundidad.“¿Por qué Ana Julia Quezada asesinó a Gabriel Cruz? ¿Lo tenía previsto o no?”, se preguntó El Confidencial hace una semana. Tras cinco sesiones de juicio, hay varias cosas claras. La defensa de la acusada, con el relato de la propia Quezada, ha intentado dejar claro que en ningún caso fue una muerte planificada, que todo se precipitó cuando el menor tomó un hacha y la acusada le tapó la boca y la nariz y que su única intención era que se callara.La acusación particular considera que el Ministerio Fiscal podría haber sido más incisivo en el turno de preguntas a Ana Julia QuezadaLos abogados defensores insisten en que se trataría de homicidio imprudente y la pena sería de tres años de cárcel. No han argumentado pérdida de las facultades mentales para que la pena sea menor. La defensa ha tenido varios encontronazos con la jueza del caso.La acusación particular, por su parte, considera que el Ministerio Fiscal podría haber sido más incisivo en el turno de preguntas. Los abogados de los padres de Gabriel hicieron preguntas a Quezada, pero la acusada no quiso responder a ni una sola cuestión.
4 h
El Confidencial - El diario de los lectores influyentes
El desafío del día después: la reconstrucción por la DANA consumirá decenas de millones
La atmósfera ha dado un respiro al litoral este español. Tras varios días de fuertes lluvias y tormentas de efectos devastadores, la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) ha rebajado al nivel verde las alertas en la Comunidad Valenciana, Murcia y las provincias de Almería o Málaga, las más castigadas por la DANA (depresión aislada en niveles altos). Hay previsión de lluvias, pero no serán tan intensas en la costa mediterránea. La llegada del sol y los cielos despejados no harán sino arrojar luz sobre una compleja realidad, la de los daños provocados por las inundaciones y las avenidas en viviendas, vehículos, polígonos industriales, plazas, jardines, carreteras o campos de cultivo. Un desastre material que costará cientos de millones reponer y al que las instituciones tienen que dar respuesta en cuanto bajen los niveles de las aguas y queden completamente al descubierto los destrozos.El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, aseguró el sábado en su visita a las zonas afectadas de la Vega Baja (Alicante) o Murcia que todavía es "muy prematuro" tratar de cuantificar los daños materiales, aunque aseguró que ya se estaban iniciando los trámites para evaluar los costes de la reparación. Gobernantes, alcaldes y partidos de la oposición ya han reclamado la declaración de zona catastrófica para que el Ejecutivo pueda agilizar el trámite de ayudas y créditos blandos. Además debe habilitar recursos para licitar de urgencia las obras necesarias para reponer infraestructuras básicas como carreteras. Un dato curioso: la naturaleza es tan caprichosa que la Confederación Hidrográfica del Júcar hace muy pocos meses que acaba de ejecutar trabajos de reconstrucción y reparación en zonas de dominio público hidráulico y márgenes de ríos por valor de 4,7 millones para paliar daños de los temporales de 2016 y 2017. Llueve sobre mojado. Muchas de estas obras tendrán que volver a realizarse.Las riadas han sido crueles en una zona especialmente sensible para el sector agrícolaPara que el Consejo de Ministros pueda hacer las correspondientes declaraciones de zona catastrófica tiene que contar antes con informes de evaluación de los gobiernos autonómicos. Algunos, como Castilla-La Mancha y Murcia ya lo han solicitado públicamente, pero deben hacer todo ese trabajo de campo antes para evaluar realmente los daños y costes y remitir el correspondiente estudio. En la Comunidad Valenciana, por ejemplo, la Conselleria de Agricultura ya ha hecho una primera estimación provisional de daños solo sobre caminos afectados, con 400 kilómetros de desperfectos que podrían suponer un coste de casi un millón de euros. Es solo el principio de una lista mayor.La Generalitat valenciana tiene previsto poner en marcha en un plazo máximo de dos semanas su propio decreto de ayudas. La vicepresidenta autonómica, Mónica Oltra, avanzó que en cuanto finalice la emergencia comenzarán los trámites. Los alcaldes de los municipios dispondrán de 45 días para evaluar desperfectos y presentar sus informes a la Administración autonómica.Las riadas han sido crueles en una zona especialmente sensible para el sector agrícola. Tanto el interior de Valencia, como la Vega Baja en Alicante como Murcia son territorios con mucha actividad en el campo cuyo impacto está por determinar. La Asociación Valenciana de Agricultores (AVA) estima que las lluvias que azotaron Ontinyent con el desbordamiento del río Clariano han afectado a más de 2.000 hectáreas de viñedo en las comarcas de la Vall d'Albaida, la Costera y el norte de Alicante. El temporal ha llegado justo en temporada de vendimia y hay que evaluar destrozos. En Requena y Utiel también se ha paralizado la recogida de la viña. La Unió de Llauradors estima que todos los cultivos de poblaciones alicantinas como Orihuela, Almoradí y municipios de la Vega Baja se han echado a perder.Ximo Puig reclama un Plan Marshall para la comarca de la Vega Baja y advierte de daños económicos "muy graves", pero también socialesEl presidente de la Generalitat, Ximo Puig, que lleva desde el que comenzaron las lluvias visitando municipios y evaluando sobre el terreno las zonas afectadas, se mostró dispuesto a prestar ayuda a los agricultores. "Cuando uno ve todo el campo de la huerta de Europa anegado, somos conscientes de que va a tener ayudas importantes", señaló el viernes durante una visita a Orihuela acompañado del ministro del Interior Fernando Grande Marlaska.Anoche, tras una visita a Dolores, Puig aseguró: “Vamos a hacer un gran esfuerzo para, sobre todo, solventar las situaciones personales de las personas que lo están pasando peor, que están en una situación de máxima vulnerabilidad”. El 'president' añadió que, cuando se dé por concluido el episodio de lluvias, la Generalitat trabajará con el resto de administraciones “por la reparación y la restauración no solo de las zonas afectadas, sino del alma colectiva, que está, en estos, momentos herida”. El jefe del Consell reconoció que el temporal va a tener "consecuencias económicas y sociales muy graves" y reclamó la puesta en marcha de "un Plan Marshall" para afrontar la reconstrucción.Agricultores y particulares tendrán que recurrir también al Consorcio de Compensación de Seguros para tramitar las posibles indemnizaciones necesarias para cubrir los costes de los desperfectos por las lluvias. Viviendas, industrias o vehículos pueden beneficiarse de la ayuda de este organismo adscrito al Ministerio de Economía siempre que tuviesen en vigor una póliza de seguros con una compañía privada. Estas no suelen incluir en sus coberturas las derivadas de "riesgos extraordinarios", que asume normalmente el Consorcio cuando se producen este tipo de catástrofes.El Consorcio de Compensación de Seguros batió el año pasado el récord de expedientes por inundaciones (39.696). Este año podrían ser másPara gozar de la ‘cobertura de riesgos extraordinarios’ del Consorcio de Compensación de Seguros; es necesario que los bienes o las personas afectadas tengan contratado un seguro que cubra los daños sobre los mismos. Así, un multirriesgo del hogar, de la comunidad de propietarios, del comercio o de la industria, un seguro de vida para caso de fallecimiento (también la invalidez) o un seguro de accidentes personales, en el caso de las personas, incluyen esta cobertura del Consorcio. En el caso de los vehículos a motor es suficiente que tengamos contratado el seguro de responsabilidad civil, aunque no se aseguren los daños propios.Récord por inundacionesLa entidad batió el año pasado el récord de apertura de expedientes relacionados con coberturas por inundaciones: 39.697. Es la mayor cifra desde 1971, cuando se inició la estadística, según recoge su memoria, aunque en términos económicos ha habido años peores. El año pasado, el Consorico desembolsó 225 millones por riesgos extraordinarios relacionados con inundaciones. El ejercicio más caro fue 1983, con algo más de 700 millones de euros. Fue un año de temporales no solamente en la costa del Mediterráneo. En agosto, el País Vasco sufrió fuertes tormentas que dejaron imágenes históricas de Bilbao inundado. Pocos meses antes, además, en octubre de 1982, se había producido en octubre la Pantanda de Tous, en Valencia. La rotura de la presa causó cuarenta muertos daños millonarios.Según las últimas cuentas del Consorcio, la reserva de estabilización disponible para la cobertura de los riesgos asegurados al cierre de 2018 alcanzó, una vez incorporados los excedentes del ejercicio, 8.826 millones de euros en la llamada "actividad general" (expedientes por inundaciones, incendios, vehículos, etc) y 770 millones de euros en la Actividad Agraria.
4 h
El Confidencial - El diario de los lectores influyentes
Documentos oficiales de la Generalitat enseñan a los altos cargos a criticar a España
Documentos oficiales del Gobierno catalán atacan a España y facilitan a los altos cargos políticos datos que han de facilitar en foros internacionales para justificar la secesión. Así consta en los documentos aprehendidos por la Guardia Civil y que están en poder del juzgado de instrucción número 13 de Barcelona. Estos documentos llevan el logotipo de la Delegación del Govern en el Reino Unido e Irlanda.En estas recomendaciones, la Generalitat acusa al Estado español de “menosprecio por la lengua” (se refiere al catalán), de “deslealtad institucional”, de incumplir el artículo 3 de la Constitución, de atacar “el modelo de escuela catalana”, de fomentar la conflictividad institucional, de falta de colaboración en seguridad y protección civil, de atacar el modelo comercial catalán y la defensa de los consumidores, de restringir la libertad de acción exterior y de laminar el autogobierno.A partir del informe titulado ‘Crónica de una ofensiva premeditada’, el Gobierno catalán elaboró un compendio de lo que deberían decir sus ‘embajadores’ en el extranjero para dejar en mal lugar a España, 23 páginas en las que habla de falta de voluntad de diálogo, ahorro económico, acuerdos fallidos, discrecionalidad en el reparto de recursos, recentralización, incumplimientos del Estado y ataques de España a los elementos integradores y cohesionadores de Cataluña.El PSC exige al Govern informes sobre Budó y su puesto en el Consell per la RepúblicaMarcos LamelasLa rama catalana del Partido Socialista quiere saber si se emitieron los dictámenes sobre la presencia de Budó en el organismo presidido desde Waterloo por PuigdemontEn este informe habla de un “saldo negativo de la balanza fiscal” de 15.006 millones de euros anuales, según el método del flujo monetario. En cambio, según el método carga-beneficio, el “déficit fiscal de Cataluña se concretó en 11.087 millones de euros, que corresponden al 5,7% del PIB catalán”. También acusa al Estado español de deber a Cataluña 2.456 millones de euros por los pactos entre las dos administraciones para cumplir la disposición adicional tercera del Estatuto de autonomía. En la lista de agravios figura también la acusación de que España “se negó a negociar un pacto fiscal para Cataluña”. También subraya que el Estado le debe 240 millones de euros no pagados de la Ley de Dependencia, al margen de otras partidas menores.Manipulación de elecciones y el 9-NJustifica la secesión el documento, entre otras cosas, por la falta de voluntad de diálogo de España. Detalla que “se ha paralizado el desarrollo del autogobierno” y que “no se ha reunido ninguno de los órganos bilaterales Estado-Generalitat previstos para desplegar el Estatuto”. Llega a decir que “en noviembre del 2012, el pueblo de Cataluña se pronunció mayoritariamente (2/3 partes) a favor del derecho a decidir”. En realidad, a lo que se refiere el informe son las elecciones autonómicas del 25 de noviembre de 2012, en las que Convergència pasó de 62 a 50 diputados y ERC creció de 10 a 21 y la CUP obtuvo 3. Entre ambas formaciones, tenían 71 escaños, mayoría absoluta, pero lejos de los dos tercios aludidos en el documento.Además, da por buena la consulta del 9 de noviembre de 2014 (por la que fueron condenados Artur Mas y varios de sus consejeros). Hay que destacar, en este sentido, que el informe fue elaborado en el 2015, antes del referéndum del 2017, por lo que la consulta del 1-O no se contempla. En estos puntos es donde más se aprecia la manipulación de la realidad, puesto que equipara las autonómicas como si fuese una consulta de autodeterminación y luego asume una consulta (a la que no dio validez ni el mismísimo Gobierno catalán) como si fuese un referéndum. “DE los 2.344.828 participantes, 1.897.274 personas votaron ‘sí, sí’ (es decir, que Cataluña se convierta en un Estado independiente). Seguidamente, el President envió una carta al presidente Rajoy para iniciar un diálogo para acordar los términos de una consulta definitiva y vinculante”, dice el texto. Ello supondría dar por válido como referéndum el 9-N, algo que ni siguiera asumen en estos momentos los partidos o las organizaciones independentistas.[Pinche aquí para ver el documento completo]En materia de sanidad, el documento del Govern acusa al Gobierno español de dañar la sostenibilidad del sistema sanitario catalán y asegura que “el Estado no ha compensado por la asistencia sanitaria a desplazados de otras comunidades autónomas a los centros de Cataluña, lo que supone más de 50 millones de euros anuales”.Asegura, asimismo, que en el ámbito de la enseñanza “además del ataque continuado al modelo de escuela catalana, las transferencias del Estado se han reducido un 98% desde 2010: pasaron de 147,3 millones el año 2010 a 2,8 millones el 2015 (sin incluir la partida de becas)”. En el ámbito cultural, asegura, las aportaciones estatales en equipamientos se redujeron un 42% de media. También en el ámbito deportivo “la Generalitat ve obstaculizada la proyección internacional de las organizaciones deportivas catalanas (entidades privadas) a raíz de las injerencias del Gobierno español mediante las federaciones deportivas españolas. Las injerencias también se visualizan con las presiones diplomáticas para evitar la participación de las selecciones catalanas en competiciones deportivas internacionales”.En el campo de las infraestructuras, denuncia el agravio comparativo de las inversiones, comparando el 100% de la obra ejecutada en Cercanías de Madrid con el exiguo 7% de las obras de Cercanías de Barcelona.Deslealtad institucionalTambién acusa al Gobierno español de “utilizar las Cámaras de Comercio como administración periférica para ejecutar en el territorio políticas de promoción del comercio para las cuales no tiene competencia”, lo que produce “deslealtad institucional”. Por si fuera poco, afirma que, cuando la Generalitat ha querido defender a los consumidores, en varias ocasiones se ha topado con “un posicionamiento contrario del Estado”.[Pinche aquí para leer el documento completo]En uno de los capítulos de las instrucciones se señala que “hace más de 20 años que el Estado incumple la ley en materia de becas en el estudio y no ha traspasado la titularidad a la Generalitat, tal y como reconocen los tribunales”. Además, asegura que “menosprecia el catalán y se obliga a la traducción jurada de la documentación, información, peticiones, etcétera, que se dirigen al Estado. Este hecho indica el nulo interés del Estado por disponer de los instrumentos necesarios para tener una ‘relación normal’ con una de las lenguas oficiales del Estado”.En otro punto, el documento hace hincapié en que “el Estado ha establecido la obligatoriedad pública de las notificaciones de los actos administrativos de cualquier Administración pública (también las autonomías) en el BOE. Como consecuencia, se niega eficacia jurídica a las notificaciones de los actos administrativos de la Generalitat publicados en el DOGC y, por tanto, se vulneran competencias del Gobierno catalán”.En materia de Turismo, acusa a España de tener “dimensionada una estructura con un presupuesto de 1.244 millones de euros, cuando quien tiene las competencias en Turismo es la Generalitat. Cataluña es el primer destino de turismo de Estado y representa aproximadamente el 25% de las llegadas de todo el estado. Pero el Estado no parece reconocer este papel de liderazgo”.Aseguran también los documentos que “Cataluña quedó fuera de los programas y planes de promoción de las TIC dirigios a empresas, administraciones y entidades que pone en marcha el Estado con fondos Feder. Por tanto, como Cataluña no es una región prioritaria, empresas, administraciones y entidades catalanas no pueden acceder a las convocatorias”.
4 h
El Confidencial - El diario de los lectores influyentes
El desfalco de la patronal gallega se juzga 20 años después
El 17 de septiembre se iniciará en los juzgados de Santiago un juicio singular. Lo es porque afecta a la influyente Confederación de Empresarios de Galicia, a la que se acusa de cometer un desfalco con cursos de formación por valor de 6,3 millones de euros. Pero lo es sobre todo porque el agujero se descubrió en 2000, y han tenido que pasar casi dos décadas para que los hechos sean juzgados. En este período se produjo el fallecimiento del entonces presidente de la patronal, Antonio Ramilo, mientras el testigo más importante padecía un deterioro físico que le incapacita para comparecer ante el juez. El principal acusado, Rafael Sánchez Sostre, secretario y hombre de confianza de Ramilo, basa su defensa en la prescripción de los presuntos delitos.Si la Patronal gallega aún conserva parte de su antigua fama pese a su delicadísima situación actual, se debe en parte al papel que jugó en aquellos años 90 en los que se cometieron los supuestos actos delictivos. La CEG era una institución prestigiosa que no reparaba en gastos y Ramilo, alcalde de Vigo durante el franquismo, entre los años 1970 y 1974, gozaba del favor del presidente de la Xunta, Manuel Fraga. Pero el boato con que se desempeñaban la confederación y su presidente escondía un estercolero económico, inflado con los 20 millones de euros que la Xunta y la Fundación para la Formación Continua (Forcem) entregaron a la confederación entre 1996 y 2000 para cursos de formación. Eran su principal fuente de financiación.El fundador de Alianza Popular, Manuel Fraga, en el primer Congreso Nacional del partido. (EFE)Las primeras sospechas de corrupción surgieron en 1999, cuando la patronal de Pontevedra (CEP) reclamó a la Xunta unas ayudas de formación. Como los fondos se habían transferido a la CEG, se ordenó una auditoría que comenzó a desvelar el descontrol financiero. Afloró así un agujero de 1,2 millones de euros en facturas incobrables y una sobrevaloración de la sede en otros 2,7 millones. Otros dos millones de euros desaparecieron de la caja sin explicación alguna.Ramilo trató de contener el sunami con la destitución de Sostre, quien declaró que había avisado a su presidente tres años antes, y que este, lejos de rectificar, siguió aumentando el gasto. Ramilo acabó dimitiendo tras reconocer el desfase contable. Su sucesor, Antonio Fontenla, abrió otra auditoría que reveló la desaparición de documentos clave y elevó el agujero a 6,3 millones de euros.El número de implicados, las numerosas empresas y la complejidad del entramado contribuyeron a que las diligencias se dilatasen durante dos décadasEl proceso que entonces se inició responde a diversas causas, aunque resulta inexplicable para la mayoría de los que han seguido de cerca la instrucción. La fiscalía actuó de oficio en 2011, y dos años más tarde la propia CEG llevó el caso a la justicia, pero el elevado número de implicados, las numerosas empresas que participaban en los supuestos cursos y la complejidad del entramado de facturas y de programas financiados con fondos de la UE contribuyeron a que las diligencias se dilatasen durante dos décadas. Además, la destrucción de parte importante de la contabilidad dificultó la investigación. En este tiempo falleció Ramilo y se deterioró considerablemente el estado físico del principal testigo, el entonces tesorero Juan Casas. La práctica totalidad de los acusados alegan ahora la prescripción de los presuntos delitos como estrategia fundamental de su defensa.Sostre es, tras la desaparición de Antonio Ramilo, el principal acusado. La Fiscalía solicita para él una pena de cuatro años de prisión y una multa de dos millones de euros por supuesto fraude en subvenciones. También están acusadas otras seis personas, todas ellas representantes legales de empresas, para las que se piden penas de dos años y multas de hasta medio millón de euros. La Fiscalía les acusa de actuar en connivencia con Sánchez Sostre, en un escrito de acusación que relata la recepción de subvenciones para cursos que nunca llegaron a impartirse y gastos inflados de todo tipo de material, profesorado y aulas. Ese dinero permitió a los imputados obtener una ganancia personal con cargo a dinero público, según el ministerio público.La Justicia estima el recurso del PP y reabre la causa de los cursos de formaciónEuropa PressEl tribunal ordena que la Unidad Central Operativa (UCO) de la Guardia Civil examine una serie de expedientes de subvención precintados por la propia UCO en el SAE Mientras Ramilo y lo suyos presumían de cuentas saneadas, la realidad, como se descubriría después, pasaba por unos gastos de representación desmesurados de los principales dirigentes. La situación que comenzó a descubrirse en 2000 provocó incluso que un año después la Unión Europea reclamara al Gobierno español la apertura de una investigación sobre el uso indebido de los fondos de formación. La Xunta salió al paso con una defensa de la CEG, después de “comprobar” que todos los cursillos encargados se habían realizado y los profesores cobraron sus salarios. El Gobierno gallego admitía únicamente “posibles irregularidades” en gastos de funcionamiento de algunos cursos, que afectarían “solo a algún proveedor en concreto”.Mientras decía esto en público, el Ejecutivo gallego le retenía 103 millones de pesetas correspondientes a aquel año. El favor de la Xunta venía en todo caso de lejos, porque una década antes, en 1992, ya había contribuido con 160 millones de pesetas a fondo perdido (el 40% del total) a la compra y acondicionamiento de la sede de la CEG, un edificio noble de cuatro plantas del casco histórico de Santiago. Es solo un ejemplo de la gran generosidad que Manuel Fraga dispensaba a su amigo Ramilo, que había colaborado estrechamente con él en la fundación de Alianza Popular La patronal gallega nunca llegó a recuperarse del todo de aquel agujero económico, entre otras cuestiones porque la actuación de algunos de los sucesores de Ramilo tampoco resultó afortunada. La Confederación de Empresarios de Galicia está descabezada desde hace dos años y sin aspirantes a presidirla, y hace frente a un duro plan de viabilidad que obligó a despedir a buena parte de su plantilla y a hipotecar su sede. Un expediente abierto por la Consellería de Economía desveló en 2016 que la CEG imputó a un plan de oficinas en el exterior gastos no estipulados, como un viaje a Brasil para 24 personas que costó más de 80.000 euros. Esa nueva crisis permitió descubrir que su secretario general, Fausto Santamaría, cobraba un sueldo de 107.000 euros anuales.
4 h
El Confidencial - El diario de los lectores influyentes
Madrid saldará en 2020 la deuda con Benito Pérez Galdós, su gran cronista
Muy bien ha tenido que hacerlo una personalidad en obra, vida y/o muerte para que el Diccionario de la Real Academia le dedique un adjetivo a su apellido. Es el caso de galdosiano; o sea, perteneciente o relativo a Benito Pérez Galdós, escritor español, o a su obra. Y el Ayuntamiento de Madrid y su delegada de Cultura, Andrea Levy, se han propuesto que 2020 sea «el año galdosiano» con motivo del centenario del fallecimiento del autor de «Episodios nacionales» el próximo 4 de enero. Ese día comenzará la reivindicación de su figura precisamente en su monumento del parque de El Retiro y se intentará que su cuento navideño, «La mula y el buey», tenga presencia durante las próximas fiestas. El consistorio está ya trabajando en la constitución de un comisionado para el «Año Galdós» que reunirá a académicos, escritores, periodistas, editores, profesionales del cine, asociaciones, etcétera. «Queremos que sea muy transversal», explica Andrea Levy a ABC. Una de las primeras medidas será rebautizar la biblioteca pública de Conde Duque con el nombre del novelista español, pues hasta el momento no hay ninguna. Para ello, y a falta de anunciarse el nombre de quien estará al frente del comisionado, Andrea Levy y el director general de Bibliotecas, Archivos y Museos, Emilio del Río, se reunieron el pasado miércoles en el Palacio de Cibeles con Luis Verde, el tercer bisnieto de Galdós, y varios integrantes de la asociación Galdosistas de las Comendadoras. Bajo esa transversalidad (la misma que lució Galdós como escritor, académico, diputado del Congreso, periodista,...), la literatura, la danza, el teatro o el cine serán algunas de las parcelas donde se le homenajee. En Matadero o durante los Veranos de la Villa, por ejemplo, se planea proyectar las películas que Luis Buñuel adaptó a partir de la obra de Galdós: «Viridiana», «Tristana» y «Nazarín». «También vamos a intentar programar una obra en el Teatro Español», amplía la delegada de Cultura, teatro del que fue su director artístico en la temporada 1912/13. «No hay nada programado sobre Galdós, y es una figura que nos ayuda a entender el Madrid de hoy. Además es un deber recoger esa historia y ese legado, como otras ciudades han hecho», justifica Levy, que pone como ejemplo París, con su Honoré de Balzac, y a Londres, con su Charles Dickens. Se querrá, además, transmitir al Galdós «joven que llega a Madrid para empezar una nueva vida como estudiante y queda atrapado por la ciudad». Para el Consistorio, es también una cuestión de «saldar la deuda con el gran cronista de Madrid». «Él, en vida, es querido, seguido, leído y admirado; la prueba está en el cortejo que siguió su ataúd hacia el entierro. Pero después cae en el olvido… Muere en 1920 y en seguida vienen la guerra y la dictadura», sostiene Teresa Martínez, integrante de las Galdosistas de las Comendadoras. «Tendemos a enterrar a nuestras figuras para poner a otras, en vez de ponerlas en su lugar y que potencien nuestra marca de Madrid», critica Levy. Las calles galdosianas El objetivo es que la programación no se quede en el mundo académico, sino que salga a la calle. Para Levy, «Galdós es un observador y un personaje que ahora estaría contándonos lo que se ve de una manera muy cercana». Bajo esa filosofía, quieren programar teatralizaciones de sus obras en las calles para que los madrileños y los visitantes se encuentren con el autor y su obra por casualidad. Al aire libre, también uniformarán los «paseos literarios»: uno sobre la propia vida de Galdós, otro sobre el Madrid que aparece en sus obras, y otro específico de El Retiro, en cuya Casa de Vacas se plantean realizar una exposición de objetos heredados del bisnieto de Galdós durante la Feria del Libro. En estas coordenadas, el Ayuntamiento también quiere instalar placas para mejor reconocimiento, como la Cava de San Miguel y la Plaza de Pontejos, escenarios clave de «Fortunata y Jacinta», que también se ha ganado el derecho a ruta propia. Levy promete que los madrileños redescubrirán «un Galdós del siglo XIX que, en realidad, es del XXI». Teresa Martínez va más allá: «Debería recurrirse a su obra para estudiar la España del XIX y su, como decía Unamuno, intrahistoria». «No hay nada más moderno que leer a Galdós», sentencia Emilio del Río. Quizás, para 2021, toque saldar cuentas con Emilia Pardo Bazán. (De derecha a izquierda) Andrea Levy, Luis Verde y su mujer, Pilar Rodríguez - Maya Balanya Entre siglos «¿Cómo sería el Galdós político de hoy?», se pregunta la delegada de Cultura del Ayuntamiento de Madrid, Andrea Levy. «No le gustaría esta crispación y quizás no lo entenderían por su moderación», imagina. Según Teresa Martínez, de Galdosistas de las Comendadoras, «era un escritor comprometido con el progreso» y en los «Episodios nacionales» se pueden encontrar las raíces de los problemas del siglo XX e incluso de hoy.
4 h
ABC - Tu diario en español - ABC.es
Leonardo da Vinci podría haber pintado otra Gioconda
Leonardo da Vinci podría haber pintado otra Gioconda. Se trata de la «Mona Lisa de Isleworth», que con sus cabellos lisos y oscuros y una enigmática sonrisa tiene una cierta semejanza con la pintura del Louvre. Para algunos historiadores del arte, se trataría de una versión precedente y no acabada del genio del Renacimiento. La habría pintado diez años antes de la Gioconda del museo parisino. Pero otros expertos consideran que se trataría de una simple copia, que habría llegado a Inglaterra en 1778 y fue conservada en una mansión de Somerset, al sudeste de la isla, perteneciente a un coleccionista privado británico. Esta variante de la Gioconda tiene unas dimensiones ligeramente inferiores a la del Louvre y está pintada en tela. El retrato de Lisa Gherardini, la mujer de Francesco del Giocondo, conocido como «La Gioconda», es una pintura sobre tabla de álamo de 77 x 53 cm, realizada entre 1503 y 1519. Larga historia En 1914, el cuadro fue comprado por Hugh Blaker, artista y comerciante de arte que vivía en Isleworth, municipio al oeste de Londres. Este es el origen del título de «Mona Lisa de Isleworth». En 1962, el coleccionista de arte Henry Pulitzer se hizo con el cuadro. Para ello tuvo que vender varias propiedades. La tela fue conservada en la caja fuerte de un banco suizo, en Lausanne, y a la muerte de Pulitzer, en 1979, fue heredada por su mujer, Elizabeth Meyer. Cuando ésta falleció, en el año 2008, la «Mona Lisa de Isleworth» se puso a la venta y fue comprada por un consorcio internacional, cuyos miembros desean mantener el anonimato. El cuadro ha estado expuesto en diversas galerías, en particular en Singapur en el 2014 y dos años después en Shangai. La atribución de esta obra a Leonardo ha suscitado un fuerte debate internacional durante decenios. Como a menudo ocurre con obras de alto valor en colecciones privadas, cuyos propietarios encargan informes e investigaciones para apoyar la autenticidad de una obra, esta segunda Gioconda ha sido objeto de estudios comparativos y pruebas científicas. No hay una conclusión unánime: algunos estudiosos de Leonardo le atribuyen esta Gioconda, pero otros expertos internacionales, como Martin Kemp, mantienen serias dudas. Muchos millones en juego Ahora resurge el debate sobre su autenticidad, porque el cuadro está en el centro de una inminente batalla legal sobre su propiedad. Todo el mundo está pendiente del resultado, pues la noticia ha tenido enorme repercusión al ser difundida por la cadena de televisión estadounidense CNN. En juego pueden estar muchos millones de dólares, porque cuando se habla de Leonardo la cotización de una obra se va a las estrellas. Baste recordar la venta del «Salvator Mundi», en el 2017, por poco más de 400 millones de euros en una subasta de Christie’s. Todo un récord, aunque se trata de una obra cuya atribución a Leonardo es todavía motivo de encendidos debates. Algunos piensan que el caso del «Salvator Mundi« podría repetirse ahora con la «Mona Lisa de Isleworth». En el mundo del arte, todo es posible.
4 h
ABC - Tu diario en español - ABC.es
Adivina quién juega esta noche
En la célebre película de Stanley Kramer Adivina quién viene esta noche el actor negro Sidney Poitier se presenta a cenar en casa de sus futuros suegros para asombro de estos de la mano de su prometida, blanca. En el Camp Nou quien se presentó a...
4 h
LaVanguardia.com - Noticias, actualidad y última hora en Catalunya, España y el mundo
¿Vamos hacia el mundo de El cuento de la criada?
Maricel Chavarría, con su artículo Vestidas de criada celebrando qué, ha abierto un debate sobre los peligros de un mundo parecido al descrito en ‘El cuento de la criada’, de Margaret Atwood, “la sociedad patriarcal en la que la mujer está para lo...
4 h
LaVanguardia.com - Noticias, actualidad y última hora en Catalunya, España y el mundo
“Washington pierde a Bolton, el gran defensor de la estrategia de “extrema presión” en la política exterior”
La mañana del 11 de septiembre del 2001, John Bolton estaba reunido en una sala del Departamento de Estado, en Washington, cuando le informaron de que dos aviones habían chocado contra las torres gemelas del World Trade Centre en Nueva York. “Fui...
4 h
LaVanguardia.com - Noticias, actualidad y última hora en Catalunya, España y el mundo
El duque de Alba recibe a ABC días antes de abrir las puertas de Liria
«Vivo en Liria desde 1956, cuando se inauguró la casa para mi primera comunión. Ahora puede sonar un poco... decimonónico, ¿verdad?, pero es lo que ocurrió, vine el día de mi primera comunión y he estado aquí desde entonces». Quien rememora aquel día de su infancia es Carlos Fitz-James Stuart y Martínez de Irujo, el XIX duque de Alba, que recibe a ABC en su domicilio del Palacio de Liria porque el próximo jueves se abre al público. Él se ha criado entre estos muros, levantados por Ventura Rodríguez en 1770 originalmente, pero que fueron destruidos por completo en la Guerra Civil por las bombas franquistas. Hasta 1956 se alargaron los trabajos de reconstrucción, hasta ese día que sus ojos recuerdan. Hablar de estos muros es recorrer una colección de obras maestras que no desmerece la del Museo del Prado, de hecho acaban de regresar del Prado y del Thyssen tres de sus pinturas más importantes: la duquesa pintada por Goya, un Zuloaga y un Pantoja de la Cruz. El ducado de Alba nace en 1472 y sus seis siglos son de la máxima relevancia histórica en España. Entre estos muros falleció la emperatriz Eugenia de Montijo. Liria fue visitado por grandes personalidades a lo largo de los últimos siglos. Y hoy el palacio de los Alba es el centro tanto de su poder como de su memoria. En estos 3.500 metros guardan el núcleo de su patrimonio. Con el dinero de las entradas, a 14 euros (reducida, 12), se ayudará a su conservación. El director de la Fundación Duque de Alba, Álvaro Romero, nos comenta mientras nos acompaña que un audiovisual esperará a los visitantes en la entrada, antes subir una escalera inglesa bajo una cúpula y un friso en latín con una cita de Cicerón: «Para los dioses inmortales, que permitieron que heredase estas cosas, no solamente para mí sino para mis descendientes». La escultura romana de Afrodita Genetrix abre la puerta de un viaje en el tiempo que comienza en los orígenes de los Fitz-James Stuart, con María Estuardo, reina de Escocia, tatarabuela de Jacobo James Fitz-James, el primer antepasado del duque. Desde estos inicios -que en otro retrato de la misma sala remiten a Colón y al océano- resulta palpable la mezcla de museo y domicilio habitado que es Liria. Colecciones valiosas y preciosos objetos que hicieron singular la vida cotidiana de los Alba, desde los botecitos de perfume predilectos de la recordada Cayetana, la madre del actual duque, o su foto sobre un aparador, hasta los bargueños de una familia acostumbrada a los papeles y secretos de Estado desde tiempos de los Reyes Católicos y Carlos I. El Gran Duque de Alba y una copia de Rubens del doble retrato del Emperador e Isabel de Portugal de Tiziano presiden la Sala Flamenca. Junto a ellos, Felipe IV y una colección de pintura flamenca y holandesa donde figura una de las obras favoritas del actual duque: una marina de Willen Van der Velde. Sigue el salón del Gran Duque de Alba, que rinde homenaje a quienes iniciaron los grandes servicios de la casa a la Monarquía, con don García, don Fadrique y don Fernando Álvarez de Toledo, retratado este por Rubens y también por Tiziano, con armadura de gala y todos los atributos de su poder. Los rodean la serie de tapices de la Jornada de Alemania, de Pannemaker. En ellos se ve al duque cruzando el río Elba a caballo, poco antes de la batalla de Mühlberg. Al mando de don Fernando, los tercios realizaron la «encamisada», cubriendo sus armaduras con camisas para no ser vistos y asaltando la guarnición junto al río, que abrió las puertas de la ciudad. Se dice que el caballo blanco del duque salió rojo del río. La sala se cierra con un impresionante retrato del duque con 70 años, cuando conquistó Portugal en 49 días. La Sala Española tiene todo el encanto del siglo de Oro, Velázquez, Zurbarán, El Greco, Ribera y Murillo, y una atrevida pintura mitológica de Lavinia Fontana -pionera que pintaba desnudos femeninos y se ganó la vida con su arte-, que pronto ser verá en el Prado. Es una colección única. En una sala contigua están los miembros más recientes de la familia: Cayetana niña en su montura, por Zuloaga, donde aparece el ratón Mickey solo dos años después de su creación, en 1930. También dibujos de Jacobo, el padre de Cayetana, por Sargent. Junto a ellos el escritorio que Franco tomó prestado después de que el duque dimitiese en 1945 por su lealtad a Don Juan. A su vuelta a España se lo devuelve. La visita continúa en la Sala Italiana, donde destacan lienzos de Palma el Viejo, Perugino y la Última Cena de Tiziano, que configura la representación de los Apóstoles. Y después el Salón Goya, con los retratos de la XIII duquesa y la bella marquesa de Lazán, tía de la emperatriz Eugenia de Montijo. Además, el autorretrato de Mengs. La visita se extiende durante más de una hora por comedores y salones de Baile, decoración de segundo imperio, y retratos de Eugenia de Montijo. Y concluye en la biblioteca, entre cartas de Colón, su dibujo de La Española, la misiva de Merimée en la que habla de cómo será Carmen, y diferentes documentos y privilegios de a la casa. Al salir del palacio persiste la impresión de haber realizado un viaje por la inmensa historia española en «formato familiar», mientras pisas el camino de grava que devuelve, lentamente, al ruido infernal del centro de Madrid. En la puerta del Palacio de Liria hay un goteo constante de personas que preguntan cómo visitarlo. Se informa: desde el jueves 19 en horario de 9.45 a 14.00 horas y de 15.45 a 18.30 horas. Los lunes solo por la mañana.
4 h
ABC - Tu diario en español - ABC.es
Gomá: «Alejandro Magno no es superior al inmigrante en patera desde el punto de vista de la dignidad»
Decía Aristóteles que el hombre es un animal político, zoon politiklón, y eso incluye a los filósofos. Javier Gomá (Bilbao, 1965) seguramente traduciría la expresión como «animal cívico», porque en el centro de su obra figura desde los inicios el laberinto de la convivencia. Después de su trilogía sobre la Ejemplaridad, le ha llegado el turno a la «Dignidad», título de su nueva obra, publicada por Galaxia Gutenberg, un concepto olvidado por la filosofía, central en las reivindicaciones sociales y éticas del siglo XXI, que él ha puesto ahora en el centro. La inmanente dignidad de la vida y de la muerte, de la paradoja que somos, cobra en su prosa de línea clara una importancia insospechada que ya no podemos ignorar. El filósofo dirige la Fundación March y participa en grandes instituciones culturales, crea obras de teatro sobre el duelo y busca el pulso feliz en un mundo demasiado acostumbrado a la desgracia y la crítica, la demolición y el espectáculo. —¿Estamos desenganchados de la búsqueda de la concordia? —Somos hijos del romanticismo. El romanticismo aportó a la cultura moderna una autoconciencia que ha llevado a una ampliación de la libertad subjetiva y a la conciencia de que cada individuo es irrepetible. Pero el romanticismo tiene un gran defecto. En Madrid,o Barcelona, en grandes ciudades, ¿cómo conviven millones de personas que se consideran únicas, irrepetibles, geniales? —¿Cómo? —Ha llegado la tarea moral pendiente, que ya no es ser libres, sino ser libres juntos. Y eso significa la aceptación positiva de determinadas limitaciones a la subjetividad. —Usted escribe: ser civilizado es hoy elegir el modo de autolimitarse. —En una sociedad democrática compuesta de millones de «genios», la única manera de hacer convivir a tanta gente es una ley coactiva, salvo que los ciudadanos se autolimiten voluntariamente. Ahí encontramos la amistad como modelo. De los amigos se dice que se tienen ley. No implica coacciones, pero el incumplimiento tiene consecuencias. Es la aceptación positiva de una solidaridad, complicidad, cooperación con el amigo. Uno puede imaginar como ideal una república de la amistad, formada por ciudadanos que acepten algunos límites propicios a la convivencia. —Nada que ver con Facebook y su millón de amigos. —Ni con el amiguismo en los cargos políticos. —¿El problema es educativo? —Hoy todos somos románticos sin saberlo. El niño que va al colegio ha mamado leche materna en su casa, en la tele, en las redes, de un ideario de autenticidad, de sinceridad, de autorrealización, que es la vulgarización del ideario romántico, que es bueno para el autoconocimiento pero malo para la convivencia. —¿Por qué es tan difícil de modular? —Somos herederos de una doctrina que considera que la libertad solo puede ser absoluta y sin límites y que toda restricción es alienante. —Dice que la alta cultura contemporánea está condicionada por el prestigio de la tristeza. ¿Ha dimitido la cultura de su carácter didáctico? —Nos insisten tantas veces. ¿Para qué sirve la filosofía? Para producir ciudadanos críticos. Hombre a mí me gustaría que también fuese para producir ciudadanos gozosos. Es cierto que para ser gozador inteligente debes ser crítico. Pero desenmascarar, deslegitimar discursos de opresión no es la finalidad. Petrarca dice: ¿Por qué hay tantos libros sobre la tristeza y ninguno sobre la dignidad? Para ver la tristeza basta con abrir los ojos —dice—, mientras que la dignidad requiere cavar profundo. —Dice el verso de Vallejo «y al voltear me da con su tristeza en la cabeza»... —En efecto. A partir del romanticismo se expresa la trilogía de la sospecha: Marx, Nietzsche y Freud, con los que llega a la plenitud una cultura que, en nombre de la liberación, se creó una filosofía que sospechaba de todo. Durante siglos la cultura fue un instrumento de socialización: cómo pasar del salvaje al ciudadano. A partir de Marx la cultura es solo un instrumento de dominación. La última expresión de eso fue la posmodernidad, la conversión de la cultura en el desmontaje total de las bases de nuestra tradición. —¿Cómo estaba la dignidad, en recesión o solo abandonada? —En el discurso cotidiano es absolutamente dominante, en las constituciones, la jurisprudencia, la robótica, la eutanasia, ingeniería genética, en los movimientos sociales, como los indignados, la ecología, el animalismo. —Pero ausente en el campo teórico. —Me di cuenta de que el concepto de dignidad, y también su historia, es inteligible cuando se coloca en el contexto de su debate con la miseria. ¿La vida es digna de ser vivida sí o no? La naturaleza crea el prodigio de la persona y luego le da el mismo destino que a los mosquitos. ¿Dónde ponemos el esfuerzo entonces, en ahondar en la tristeza y la miseria o en ofrecer argumentos que despierten en el lector el sentimiento de su propia dignidad? —No hay término medio. —El rechazo del pensar en la dignidad resulta estupefaciente. Es uno de los conceptos más revolucionarios que hay. —La dignidad es inexpropiable, dice. —Por lo tanto, ante cualquier intento de colectivización del individuo, aunque sea por una causa justa o de interés común la dignidad se resiste. Si está bien fundamentada, los totalitarismos serían imposibles. Incluso cuando la democracia tiene un riesgo, cuando la mayoría decreta contra la minoría. —¿Sin un buen sistema educativo ponemos en peligro su prevalencia? —Sugiero que la educación debe crear profesionales capaces de desarrollar un oficio con el que ganarse la vida. Ya es mucho un país de buenos profesionales. Pero la educación además y antes debe crear ciudadanos conscientes de nuestra dignidad. Esa dignidad que muchas veces estorba se resiste a las actividades sujetas a precio. —¿Y cómo estamos? —Después de Bolonia se ha puesto muchísimo el acento en lo profesional. Las humanidades son importantes porque no se trata solo de vivir, sino de una vida digna de lo humano. Antes que profesionales debemos formar ciudadanos. —Son más gobernables los profesionales así entendidos. —Claro, porque están sujetos a precio y el que pueda pagarlo los dominará. —Hay un bordón moral en la obra... —No solo están los valores de peso: la salud, la vivienda, la vida… No se trata solo de añadir más años a la vida, sino más vida a los años. Y vida humana. Me enamoran las disciplinas que le dan densidad, profundidad, conciencia, belleza y gozo a la vida. Trato de ponerlo por escrito por si a alguien también le sirve. —Hay una especie de ecuación en el libro: la dignidad humana está en todo lo que significa el otro: el inmigrante, el disidente, el extranjero. Y todo se reduce: igualitarismo, cosmopolitismo; una sola raza de hombres dignos. —Solamente hay una raza: la humanidad. Y solo un principio: la dignidad. Es una intuición del siglo XX —Pero suena al siglo de las Luces. —Pero entonces solo se referían a varones franceses blancos de clase alta. —Ya. En el Bill of Rights que consagra la igualdad ante la ley de los hombres no se cita la palabra esclavitud, claro. —Hay un progreso moral sin duda en nuestra civilización. La gran aportación del siglo XX será la dignidad abstracta. Durante milenios estaba vinculada a ciertas determinaciones: cuna, sangre, dinero, raza, sexo, religión… incluso del talento o las hazañas. La gran intuición del siglo XX es que la dignidad fundamental se abstrae de todas esas determinaciones. El origen de nuestra dignidad estriba en que pertenecemos a una especie que es mortal y que es consciente de que lo es. —Es un concepto revolucionario. —Alejandro Magno no es superior al inmigrante que pasa el Estrecho en patera desde el punto de vista de la dignidad, llevada a las últimas consecuencias. Eso hace que revienten todas las fronteras. Los Estados pueden imponer la ciudadanía legal, pero hay otra por encima, el cosmo-politismo, de ahí viene la palabra. Por ser hombre o mujer estás dotado de determinados derechos que deben ser respetados en cualquier lugar del mundo. —El mundo y los telediarios hablan de una desigual implantación. —Sí, pero la gente no cae en que si está en los telediarios es porque el siglo XX ha efectuado un progreso moral extraordinario. Desde el origen de la historia el extranjero era el paria sin derechos. —Señala que en el mundo no ha desaparecido la indignidad pero quien la comete ya no sale impune. —La diferencia entre una violación hace dos siglos y ahora. Durante milenios había violaciones encubiertas con otros nombres: esclava, concubina, extranjera, sierva bajo el derecho de pernada, el señorito y la criada… Hoy se viola, sí, pero menos y ya no puedes hacerlo sin envilecerte. Hay un escándalo en ello. —Ese progreso es de toda la sociedad no de una ideología. —Coincidiendo con el auge del capitalismo —no digo a causa de él— se ha pasado de la ley de la naturaleza, que es la ley del más fuerte, a la ley de la civilización, que es la ley del más débil. Esos casos estorban el progreso, hacen que la humanidad vaya más lenta, pero nos dignifican. —Sin embargo, tenemos una percepción de vivir en una era de debilidad. —¿Por qué si hemos progresado tanto cunde el descontento? No es tan extraño que el progreso de la conciencia de la dignidad produzca indignación. Nos escandalizamos por el trato que damos a los inmigrantes, pero es un prodigio civilizatorio otorgarles la misma dignidad equiparable a los nacionales. Esto es nuevo en la historia universal. —¿Por qué tengo la impresión de que quienes reivindican la eutanasia como muerte digna hablan más de muerte que de dignidad? —El filósofo no tiene un recetario que sirva para todos los casos prácticos. Pero si se habla de muerte digna no puede ser sugiriendo que quien en esas mismas circunstancias no opta por la muerte no tiene una vida digna. Tú podrás decidir que mueres, pero si decides morir no podrás decirme que vivirías sin dignidad. La dignidad es el principio ético más universal que existe. Mucho más que la felicidad. —La felicidad tiene más bibliografía. —El propio Aristóteles dice que la virtud aumenta las probabilidades de felicidad pero no asegura nada, como Príamo en Troya, al que no puede exigir que sea feliz si ha perdido a sus hijos. —¿La dignidad no tiene excepciones? —Tú puedes mantener la dignidad incluso en la cola del crematorio de Auschwitz. La felicidad no es universal pero la dignidad sí. No puedo imaginar una circunstancia en el mundo entero en la que uno no pueda obrar con dignidad. Por eso la dignidad de elegir la muerte no puede negar que vivir es igualmente o quizá más digno. —¿Defiende el fervor para abandonar la tristeza de la cultura? —Percibo una incapacidad de nuestra cultura hacia lo sublime. A partir del romanticismo se asoció lo sublime a lo perverso. La grandiosidad del abismo, de lo malo. Hoy la única grandeza que asumimos es la cuantitativa. El puente más largo, el edificio más alto... ¿Dónde quedó la grandeza de lo cualitativo? Lo digno de perdurar, de memoria, de admiración… Vivimos en una sociedad bizca para la grandeza cualitativa. «La Transición fue la primera revolución pacífica de la historia» El libro «Dignidad» dedica un capítulo, una reflexión necesaria, al a historia de España, otro de los temas de creciente interés en un país donde la memoria histórica depende del extremo ideológico del olvido. Su recorrido acaba en un gran homenaje a la Transición, un ejercicio político de revolución pacífica que no pasa inadvertido al filósofo. ¿Por qué la critican tanto ahora? «Cuando tú te pones a cincuenta centímetros de Las Meninas solo ves hilos manchados. Para ver la belleza y la perfección del cuadro tienes que alejarte unos metros. Examinamos la constitución arrugando la nariz en el lienzo, mirando detalles propios de cualquier obra humana». Además, opina que hay generaciones que creen que la libertad tiene tanta fuerza como la ley de la gravedad, pero «fue una conquista histórica que podría no haberse conocido. Es como la visión de un niño malcriado que cree que todo lo que tiene es lo normal. Pudo no ser así y vete a saber si en el futuro dejará de ser». En parte es una consolidación porque a la «épica de la Transición le llegó la lírica de la Movida y luego la prosa del aburrimiento» Pero fue un «momento de carisma. El Rey recibe los poderes desorbitantes de un dictador y tres años después se convierte en una monarquía parlamentaria a la que se le han enajenado todos los poderos. De la ley a la ley. Es una revolución pacífica, es la primera revolución pacífica de la historia, porque desplazó la soberanía, que es lo que hacen las revoluciones. Es una genialidad política que merece destacarse. Hoy es un modelo para el mundo. Vamos a decirlo claro: ¿Esto dónde ha existido antes?»
5 h
ABC - Tu diario en español - ABC.es
Eslava Galán, ante el sueño de la historia
El oficio más humilde que había en Toledo era el de azacán o aguador. Desde el amanecer hasta el ocaso los azacanes llevaban sus recuas de pequeños jumentos por las callejuelas de Toledo surtiendo de agua al vecindario. Los asnos de los azacanes transportaban sus cántaros en unas aguaderas de palo cuyos extremos sobresalían un palmo, lo que a veces ocasionaba accidentes. La muerte más deshonrosa que podía temer un hidalgo de los que concurren al entierro del Conde de Orgaz era la de «cornada de burro», cuando, al doblar la esquina de cualquier callejuela, se topaba con el asno delantero de la recua y no lo esquivaba a tiempo. El espectáculo de Puy du Fou «El sueño de Toledo» principia con un humilde azacán toledano que cruza el escenario llevando su burra de reata. En ese mínimo personaje que parecería perdido en tan dilatado escenario si no nos lo señalara una discreta luz, descansa la narración que nos va a tener en vilo la hora y media que dura el espectáculo. El escenario, quizá el más grandioso que hemos visto en nuestra vida los aficionados al teatro, ocupa cinco hectáreas en las que cerca de cuatro mil metros cuadrados de decorado representan, en tamaño casi natural, un río, el Tajo, y en su dilatada orilla una ciudad medieval amurallada que puede ser Toledo o cualquier empinada ciudad española con sus castillos, plazuelas, iglesias y almenas. Cerca de la puerta de la muralla el azacán encuentra a una joven lavandera, Sagrario (la advocación de la Virgen toledana). Se sientan a charlar y él le cuenta la historia de Toledo que es -por extensión- la de España, de la que la ciudad del Tajo fue capital durante unos siglos decisivos. En el impresionante escenario, que resume convincentemente un mundo, mediante hábiles juegos de luces y una variada selección de artificios técnicos que implican la actuación de 185 actores, acróbatas y jinetes que representan a unos dos mil personajes caracterizados en unos mil doscientos cuidados trajes, se van representando sucesivos cuadros que evocan de modo convincente mil quinientos años de nuestra historia. El entretenimiento comienza por la conversión de Recaredo durante el III Concilio de Toledo (año 589) representada por el encuentro, en la ribera del Tajo, entre el séquito del obispo y el del Rey, a cual más espectacular, con su necesario alarde de pífanos, caballeros, pajes, monjes, damas, músicos, mantos dorados, pedrerías y lujos. El cuadro siguiente nos muestra la leyenda de Florinda o la Cava. La vemos bañarse con sus amigas en la ribera del Tajo mientras el Rey Rodrigo la observa desde las almenas de su palacio y se enamora de ella o se encapricha. El caso es que la hace llevar a su presencia y la seduce o la viola. El padre de la muchacha, el conde don Julián, gobernador de Ceuta, se presenta a caballo ante los muros y jura venganza. Este episodio semilegendario determinó la invasión y conquista de la península por los moros facilitada por un padre ofendido en su honor. Con la enseña de la media luna presidiendo la torre más alta de la ciudad asistimos a las luchas de moros y cristianos que culminan en la reconquista del reino taifa de Al-Mamum por Alfonso VI (1085) y su institución como ciudad de las tres culturas, la cristiana, la islámica y la hebrea, que conviven armónicamente. La historia nos enseña que en realidad nunca existió convivencia de cristianos, moros y judíos, sino mera coexistencia y apartheid, cuando no abierto conflicto, pero el espectador que ha venido a gozar de espectáculo comprende que este acoja bondadosamente este mito de la convivencia entre culturas nacido entre los desinformados viajeros románticos, engordado por el idealista Américo Castro e impulsado hoy por la corrección política que nos impone la progresía. Después de la conquista y cristianización de Toledo asistimos a la recuperación de la mitad meridional de la península con la crucial batalla de las navas de Tolosa (1212). La construcción de las catedrales, representada por una decreciente sucesión de arcos góticos reflejados en el aire sobre sendos chorros de agua (¿cabe mayor y más maravilloso artificio?) nos acompaña por el resto de la Edad Media hasta su broche final con la conquista de Granada, y la liberación de los cautivos cristianos que padecían esclavitud en las ergástulas del moro. Regresados a Toledo, por mandato de la reina, escalan los muros del monasterio de san Juan de los Reyes para colgar de ellos, como exvotos, sus grilletes y cadenas. La Edad Moderna se abre en el providencial encuentro de Isabel la Católica con Cristóbal Colón que generó el descubrimiento de América. ¿Cómo puede mostrarse en un escenario la aventura de unos hombres que desafiaron el océano en unas navecillas? Este es uno de los momentos culminantes de la obra. De la lámina de agua que representa el río en el dilatado escenario brota lentamente, como por ensalmo, una nave, la nao Santa María de Colón (porque su tamaño excede al de una carabela) con su alto castillo de popa, sus tres mástiles y sus marineros. Sírvanos este espectacular artificio para subrayar el complejo trabajo que han realizado los tramoyistas del espectáculo. No se han ahorrado ninguno de los artificios de su oficio, desde escenas de guerra en las que vemos despeñarse hombres por la muralla (o escalarla hábilmente en los asedios) hasta hombres envueltos en llamas que se arrojan del puente al río. Las grandes civilizaciones americanas que encontraron los conquistadores, los aztecas y los mayas, se representan mediante la proyección de pirámides escalonadas y templos mexicas en los planos de los muros mientras que una convincente coreografía de danzantes con diademas de plumas actúa en el Tajo. El siglo de Oro se encarna con la aparición de don Quijote caballero en Rocinante en la ribera y el caballero de Olmedo en el puente, los dos grandes caballeros de las letras de la época que salen valedores de los dos grandes y desavenidos autores Cervantes y Lope de Vega, a los que acompañan los caballeros toledanos que concurrieron al entierro del conde de Orgaz, con sus lechuguillas y sus coletos negros. Después de las carrozas con lacayos de empolvada peluca que transitan el siglo XVIII, el malicioso espectador está aguardando a ver cómo representa la empresa francesa que apadrina el espectáculo el obligado episodio de la guerra de la Independencia. Irreprochable: asistimos a la llegada del poderoso ejército de Napoleón, a la ocupación de las ciudades, a la lucha del pueblo español, a los goyescos fusilamientos con descargas de fusilería, a la victoria final de los patriotas, y a la huida del invasor. ¿Cómo representar el siglo XIX con su incipiente revolución industrial? Ante el atónito espectador atraviesa el puente el primer tren que funcionó en España, el de la línea Barcelona-Mataró en 1848, reproducido a tamaño natural, con su verde locomotora y sus vagones que todavía imitan en forma y decoración a las carrozas y galeras aceleradas que constituían el transporte de la época. Así llegamos a la Guerra Civil, el inexcusable episodio de nuestra reciente historia representada por un fragor de batalla al que sucede el llanto de Sagrario, riberas del Tajo, ante sus dos hermanos caídos en uno y otro bando de la lucha fratricida. Solo tenemos palabras de elogio para este extraordinario espectáculo tan ameno, didáctico, teatral, coreográfico y hasta pirotécnico que excede a cuanto ha visto una generación de espectadores difícil de impresionar después de los efectos especiales que nos ofrece cotidianamente el cine. El parque temático que debe acompañar a este gigantesco escenario está todavía en construcción y tiene prevista su inauguración dentro de dos años, después de realizar una inversión de unos 250 millones de euros. Cuando la gran Lola Flores actuó en Nueva York, el crítico de un prestigioso periódico escribió: «No canta, no baila. No se la pierdan». Permítanme que parafraseándolo les aconseje: No es luz y sonido, no es teatro, no es circo…. Es Puy du Fou ¡No se lo pierdan!
5 h
ABC - Tu diario en español - ABC.es
Vecinos y comerciantes salen a la calle en Barcelona contra la inseguridad ciudadana
Medio millar de vecinos y comerciantes de varios barrios de Barcelona se manifestaron este sábado por la tarde en contra de la inseguridad que aseguran que se vive en la ciudad desde hace años. Convocada por la agrupación 'Tsunami Veinal', en la que se integran colectivos y asociaciones de vecinos de una veintena de barrios de Barcelona, en la protesta también participaba el representante del PP en el ayuntamiento de Barcelona, Josep Bou, a quien los organizadores han pedido que saliera de la misma."Han atracado a un agente del FBI" y otras cosas que están pasando en Barcelona Ángel Villarino. BarcelonaVecinos y comerciantes de los barrios más castigados por la ola de delincuencia explican su día a día. La situación, dicen, empeora y empiezan a organizarse para exigir más vigilanciaUn portavoz de 'Tsunami Veinal' ha manifestado, megáfono en mano y en Via Laietana, que la manifestación era "exclusivamente" de vecinos y comerciantes, y ha solicitado que se apartaran los políticos que pudieran encontrarse en la misma, momento en que Bou se ha retirado de la protesta.Entre otras, las entidades Fem Gòtic, la Asociación de Vecinos del Raval, Sant Antoni per la Seguretat, la Asociación de Vecinos de la Barcelona y la Plataforma de afectados por el Top Manta, han participado en la protesta, que se ha iniciado en varios barrios y que se ha unido al final de la Via Laietana.Así, los vecinos de Vila Olímpica, Fòrum y Besòs se han encontrado con los de la Barceloneta en el paseo de Joan de Borbó, con el objetivo de finalizar la manifestación en la plaza Sant Jaume. Estas asociaciones de vecinos y comerciantes tienen la sensación de inseguridad en la ciudad desde hace años y critican que problemas como los narcopisos o los robos, no han desaparecido a pesar del refuerzo policial de los últimos meses.En las pancartas de los participantes en la manifestación se podían leer lemas como "Queremos una Barceloneta digna", "Dimisión Colau", "Barcelona ciudad sin ley" o "Por la dignidad y seguridad de todos". En un manifiesto conjunto, los convocantes consideran que "son las administraciones más cercanas las que tienen que trabajar más duro y de manera coordinada y urgente" y añaden que "queremos ser parte activa y que se nos escuche"."Ahora no toca quitarle hierro a la situación, que dista mucho de ser puntual a pesar de que tampoco debemos caer en el alarmismo que transforme la imagen de Barcelona como ciudad donde no quiera nadie vivir, trabajar o visitar", se indica en el mismo manifiesto.
5 h
El Confidencial - El diario de los lectores influyentes
Barcelona no logra reducir los grafitis en fachadas y espacios públicos
Hace unas semanas en una de las fachadas del Palau del Lloctinent –la sede del Archivo de la Corona de Aragón, dependiente del Ministerio de Cultura–, la que da a la plaza de Sant Iu, junto a la catedral, en el concurrido Barri Gòtic, apareció una...
6 h
LaVanguardia.com - Noticias, actualidad y última hora en Catalunya, España y el mundo
La defensa de Ana Julia ofreció un pacto a los padres para evitar el juicio
Ana Julia Quezada es la primera mujer que se enfrenta a una condena de prisión permanente por el asesinato de Gabriel, de ocho años. La solicita la Fiscalía y la acusación particular ejercida por los padres del niño. Su defensa pide que sea condenada por un homicidio imprudente o de forma subsidiaria por homicidio doloso, una horquilla de entre tres y diez años. Sin embargo, sus abogados Esteban Hernández y Beatriz Gámez, del turno de oficio, estaban dispuestos a que Ana Julia aceptara una pena mayor –de hasta quince años, la máxima por homicidio–. Eso, antes de llegar a juicio. Los letrados ofrecieron a la parte contraria un pacto, alcanzar una conformidad durante la instrucción del caso con un doble objetivo, según explicaron a ABC. La razón fundamental era evitar a los padres pasar por el trance de un juicio y tener que revivir los peores días de su vida, argumentan. El otro motivo, menos altruista, era alejar de Ana Julia el horizonte de la máxima pena y tal vez poder rebajar las cantidades que le reclama la Fiscalía en concepto de reparación del daño moral: 600.000 euros para los padres, 160.000 para la abuela materna y otros 170.000 por los gastos médicos en concepto de lesiones psíquicas y secuelas. Pero fue un pacto fallido. El abogado que representa a Ángel Cruz y Patricia Ramírez, Francisco Torres, considera que Ana Julia cometió un delito de asesinato con alevosía y ensañamiento, además de dos delitos de lesiones psíquicas y dos contra la integridad moral. Torres solo estaba dispuesto a dicho acuerdo si la defensa aceptaba la prisión permanente. Con esas diferencias insalvables, será el Jurado primero y la magistrada Alejandra Dodero después quienes decidan el futuro penal de la acusada de matar a Gabriel. Concluido el turno de los testigos y los peritos de la Guardia Civil, mañana tendrá lugar a puerta cerrada –lo pidieron los padres y lo acordó la Audiencia de Almería– una sesión decisiva y cruda. Forenses y facultativos del Instituto Nacional de Toxicología expondrán las causas de la muerte del niño y varios expertos más explicarán el daño psicológico y las secuelas que arrastran Ángel Cruz y Patricia Ramírez a raíz del crimen de su hijo. Dos hematomas Por un lado, comparecerán los forenses que se encargaron de la autopsia de Gabriel y los histopatólogos que completaron esa prueba. El informe determinó que el niño murió por «asfixia mecánica por sofocación» al taparle la acusada con sus manos la nariz y la boca «utilizando una fuerza desproporcionada con respecto a la del menor hasta vencer la resistencia de la víctima», según la Fiscalía. Hasta ahí el relato, la asfixia, coincide con la versión mantenida desde el principio por Ana Julia. Sin embargo, ya el primer día de juicio el letrado Paco Torres avanzó en qué se basa el eje de su acusación. Un segundo informe forense (de parte) que, según explicó, sostiene que Gabriel agonizó entre 45 y 90 minutos antes de que la acusada lo asfixiara. Previamente, según esta tesis, antes golpeó al niño con fuerza contra el suelo, contra la pared o incluso utilizando algún objeto contundente. Esa secuencia macabra explicaría los dos hematomas que presentaba en la cabeza –en la parte trasera y delantera– que, en ningún caso fueron consencuencia de la asfixia, sino que se provocaron cuando Gabriel aún estaba con vida, según Torres. El abogado en su informe inicial, de enorme dureza, habló de «somanta de palos», explicó que el niño vomitó mientras estaba vivo y finalmente la acusada lo asfixió, casi una hora después. Fue elocuente al asegurar que no lo mató por accidente, como asegura su defensa, sino de forma premeditada y con saña, de ahí que Gabriel no tuviera ninguna opción de salir con vida de la finca de Rodalquilar. «¿Por qué no llamó al 112, a alguien?» En lugar de hacerlo, Ana Julia se dedicó luego a pintar una puerta y a fumar, detalló, y pasó tres horas y doce minutos en el lugar aquella tarde, según los peritos de la Guardia Civil que rastrearon su teléfono. El Jurado escuchará a todos los expertos médicos y decidirá qué versión cree a la hora de motivar su veredicto. El objeto de veredicto está previsto que se les entregue el miércoles, después de las conclusiones e informes finales. Ana Julia tiene la opción de tomar de nuevo la palabra. Es improbable que alguna de las partes varíe su posición. El abogado de la acusada ha presentado durante estos días varias quejas a la magistrada al considerar que se está vulnerando su derecho de defensa cuando la juez le ha impedido que repregunte o retome el turno de palabra. Las fuentes consultadas se inclinan por un veredicto exprés.
6 h
ABC - Tu diario en español - ABC.es
Muerte dulce
Era una posibilidad tan disparatada que casi nadie la tomó en serio. Antes o después —pronosticaba la mayoría de los expertos—, uno de los dos bravucones que están enfrascados en el duelo suicida del choque frontal dará un volantazo y evitará la colisión de las nuevas elecciones antes de que alguno de ellos salga del desafío con los pies por delante. Ahora apenas hay margen para la maniobra evasiva, pero la hipótesis de la galleta sigue siendo tan absurda que aún se escuchan voces que vaticinan una investidura in artículo mortis. El rey ha querido darles la oportunidad de alcanzarla. Si en la audiencia del martes le escucha decir a Iglesias que está dispuesto apoyar a Sánchez gratis total, Felipe VI aún podría encargarle al jefe de filas del PSOE la formación del gobierno. El calendario lo permite: martes, convocatoria del pleno. Miércoles, debate. Jueves, primera votación. Sábado —casi sobre la bocina del 23—, segunda vuelta. Aún más: si el martes uno y otro se van de Zarzuela sin haber puesto el huevo y luego se arrepienten, aún tendrán 48 horas para rectificar. Debate el viernes, primera votación el sábado y segunda votación el mismo lunes día 23, antes de las 12 de la noche. Pero ninguna de las dos conjeturas parece realista. El gobierno se ha hartado de decir que Sánchez no está dispuesto a fracasar por segunda vez consecutiva y lo normal, en esas circunstancias, es que el rey que no se lo pida, por mucho que Iglesias haya implorado su mediación en un gesto sin precedentes. Si el monarca le hiciera caso y tratara de presionar al presidente en funciones para evitar a toda costa la repetición electoral, se arriesgaría a sufrir un nuevo desaire. Sería lo razonable. Sin haber suscrito previamente un pacto formal que acredite la rendición podemita, aceptar el encargo regio carecería de sentido. ¿Para qué? Una nueva investidura fallida no solo dejaría a Sánchez a los pies de los caballos, también al rey. El trabajo del jefe del Estado, en este momento procesal, consiste en consultar a los líderes políticos para saber si alguno de ellos tiene los apoyos necesarios para convertirse en presidente del gobierno. Si hubiera votación y fracasara, significaría que no había sabido desempeñar el papel que le encomienda la ley. En el otro supuesto —el de una investidura sin pacto previo—, Sánchez se vería obligado a renunciar a algo a lo que tiene pleno derecho: presidir un gobierno estable. La búsqueda de la estabilidad ha sido el argumento que ha esgrimido una y otra vez para rechazar los requiebros de iglesias. No se trata de tener un gobierno a cualquier precio. Es preferible esperar a que las urnas vuelvan a tirar los dados que embarcarse en una legislatura condenada a naufragar estrepitosamente. ¿Qué sentido tiene obligar a Sánchez a encarar un mandato presidencial haciendo frente a la hostilidad de 227 de los 350 diputados que se sientan en el Congreso? ¿Cuánto tiempo tardarían las cañas de sus socios en el experimento Frankenstein en volverse lanzas? Ni Podemos le va a perdonar fácilmente la humillación que ha sufrido estos meses, ni los independentistas tardarán en tirarse al monte una vez que se haga pública la sentencia del procés. Así las cosas, ¿quién podría reprocharle a Sánchez que declinara el eventual encargo del rey? Su renuncia no tendría nada que ver con la que protagonizó Rajoy en 2015. En aquella ocasión se trataba de poner en marcha lo que hemos dado en llamar el reloj de la democracia. Si nadie hubiera querido ir a una votación fallida, cuatro años después aún seguiríamos a la espera de sortear el agujero legal que convierte en indefinida la duración de una legislatura sin presidente electo. Rajoy se negó a sacarnos de ese agujero, a pesar de haber ganado las elecciones, porque la idea de perder le molestaba más que la de dejar empantanada la situación política del país entero. En esta ocasión, en cambio, Sánchez sí se ha prestado a la derrota para que los plazos empiecen a correr. Pincho de tortilla y caña a que el martes a mediodía esta legislatura se entrega a una muerte dulce.
6 h
ABC - Tu diario en español - ABC.es
Sánchez e Iglesias afilan sus relatos para enfrentarse el 10-N
El estilo de la nueva política y su mercadotecnia, que se da tanto en noveles como en veteranas formaciones, ha convertido la batalla por el relato en la piedra de bóveda de la estrategia política. Pedro Sánchez y Pablo Iglesias librarán sobre ello una dura campaña electoral en la que parece no quedar resquicio para la ideología o la gestión. Todo está ya preparado. PSOE y Unidas Podemos se preparan para librar una campaña muy distinta a la que tuvo lugar el 28 de abril. De aliados, a adversarios. De potenciales socios de Gobierno en abril, a desconfiados contrincantes al acecho de un caladero electoral, el votante progresista. Un electorado que acudirá a las urnas atorado por un proceso de negociación presidido por palabras como desconfianza, humillación, inexperiencia o inestabilidad. La posible abstención en esta bolsa de votantes viene preocupando en muchas esferas del PSOE, como informó ABC, desde hace semanas. Por eso una de las claves de los comicios será que los socialistas intentarán convencer a otros electorados más centristas. El cara a cara entre Sánchez e Iglesias será muy distinto al de abril. Si un improbable giro de guión no lo remedia nos embarcaremos desde esta semana en casi dos meses de campaña electoral oficiosa. Si entonces Unidas Podemos llegó a las elecciones generales muy tocado, ahora lo hace con perspectivas que no son tampoco muy reconfortantes pero con el convencimiento de que, esta vez sí, tienen un buen discurso. Podemos se rearma Hace meses la formación de Iglesias se lamía todavía las heridas de la crisis abierta por Íñigo Errejón tras la deserción del antiguo número dos para ser candidato a la Comunidad de Madrid de la mano de una plataforma junto a Manuela Carmena. La salida de uno de los fundadores de Podemos y su supuesta moderación exponía al partido a dos elementos fatales: las crisis internas son un mal activo electoral, y además perdían un rostro atractivo para un perfil de votantes que podía verse atraído por un competidor en ascenso: el PSOE. Iglesias acudió al 28 de abril con el partido roto y sin un discurso potente, después de meses sin más opción que ser fuerza subsidiaria del PSOE. De un Sánchez dispuesto a utilizar todos los focos y altavoces institucionales a su alcance para rentabilizar en exclusiva la acción del Gobierno nacido de la moción de censura. El marco en el que se desarrollaron las pasadas elecciones fue exactamente el que quiso el PSOE: la agitación del miedo a «las derechas» y la presentación de Sánchez ante el electorado como único dique de contención. Repetir ese esquema con todos sus ingredientes es, hoy, imposible. Como mínimo, ese ya no será el único argumento que impregne el 10 de noviembre, y es algo que preocupa en el PSOE: «Los que piensen que vamos a seguir surfeando la ola de la foto de la plaza de Colón se equivocan», dice un dirigente. Las debilidades del PSOE Los últimos movimientos del líder de Unidas Podemos, Pablo Iglesias, han estado más destinados a señalar las debilidades de la estrategia del PSOE que a negociar una coalición que ya veía muy improbable por el inmovilismo socialista. El juego de Podemos para el descuento busca blindar su discurso ante un inminente 10-N. Desde el partido morado reconocen que la última oferta de una coalición «evaluable» al año era para ellos un «win-win»: si el PSOEaceptaba, Podemos entraría en el Gobierno y si rechazaban una propuesta tan devaluada, se evidenciaba una vez más que Sánchez no quiere negociar y que son ellos los que se esfuerzan en evitar otros comicios. Desde la primera negociación para la investidura fallida de julio Podemos se ha empleado en denunciar que los culpables del bloqueo son los socialistas. Reprochan que en julio se enterasen de las ofertas del presidente del Gobierno en funciones mediante los medios de comunicación (incluso la última de un Gobierno bicolor) y para la quinta reunión entre los secretarios generales ni siquiera fue el presidente quien llamó a Iglesias, sino que lo hizo alguien de su personal. Luego, en agosto, el PSOE renunció a la coalición y el líder de los socialista ha evitado sentarse con el de Podemos. Tampoco ha querido mantener ninguna conversación. Cada portazo del PSOEle ha escrito a Iglesias un párrafo de su relato. El líder de Podemos aprovechará su viaje, desde la exigencia de una representación proporcional a los resultados a su paulatina rebaja en sus prosteriores propuestas. Podrá vender así la «seriedad» que el PSOE les niega: «Nosotros, por responsabilidad de Estado y para garantizar la estabilidad, estamos dispuestos a hacer una propuesta que no es justa para Podemos», defendió Iglesias anteayer. Eso sí, dentro de esta estrategia, en Unidas Podemos seguirán apretando a Sánchez para llegar a un acuerdo hasta «el último momento», dispuestos a rebajarse más si hace falta. Eso sí, desde el entorno del secretario general subrayan que no renunciarán a exigir un Gobierno de coalición ni asumirán una propuesta que sea inicua. Asumen que fue suficiente con el «veto» a Iglesias, después de que diese un paso atrás por ser para Sánchez «el principal escollo» para formar una coalición. El sacrificio, la humillación, la responsabilidad... serán cartas de Podemos en sus discursos contra el PSOE: «Yo estoy dispuesto a humillarme, pero no a que se humille a 3,7 millones de votantes que nos han votado», aseguró hace unos días durante una entrevista en TVE. Riesgo de desmovilización Por otro lado, desde el grupo parlamentario aseguran que al PSOE de nada les servirá repetir los mensajes de la anterior campaña en una nueva. «¿Agitarán el miedo a la derecha después de pedirle la abstención todos estos meses?», se preguntaba alguien del grupo confederal esta semana. Amén de que en el entorno de Iglesias se considera que Sánchez se enfrentaría en un hipotético 10-N al riesgo de perder el poder del 28-A por la «desafección» y «la desmovilización» en el votante progresista que están provocando las «incoherencias» del PSOE.«¿Por qué si al PSOE les valía un Gobierno de coalición en julio hoy esa oferta ha caducado?», interpela la cúpula de Podemos con insistencia. Desde el partido morado consideran no saldrán muy penalizados de una repetición electoral porque ellos sí mantuvieron una línea congruente durante la negociación. Sin embargo, tendrán que explicar con claridad una incógnita sin resolver con la que tendrán que convencer a su potencial electorado: ¿Por qué rechazaron oferta de coalición de julio de una vicepresidencia social y las carteras de Sanidad, Vivienda e Igualdad? Moderación y estabilidad Mientras, el PSOE inicia este rumbo hacia el 10 de noviembre siendo consciente de que necesita otro discurso. Aunque los estrategas de La Moncloa creen que «el ciclo electoral sigue siendo favorable», nadie duda de que la apelación al miedo a la derecha no será tan útil. Y ello por la actitud de Sánchez estos meses reclamando la abstención de PP y Cs, y porque el fenómeno de Vox se ha redimensionado a la baja. «No niego que exista cierta confusión entre algunos votantes», admite un dirigente. Aunque otro insiste en que el PSOE tiene «la fidelidad de voto más alta». En el núcleo duro de Moncloa y también entre algunos importantes dirigentes en Ferraz están convencidos de que habrá un crecimiento del PSOE el 10-N. Pero en el resto de niveles del partido la incertidumbre es muy alta. La preocupación por la abstención es el principal riesgo: «Una persona de izquierdas que no sea un ‘hooligan’ nos manda a la mierda a los dos», explica un diputado que cree que la abstención afectará tanto a PSOE como a Unidas Podemos. Y eso dará una oportunidad a la derecha: «Para las tres derechas queda un día menos», añade. Todos en el PSOE reconocen que ahora Iglesias tiene un discurso y que podrá explotar «el relato de la humillación», reconoce un alcalde socialista. Entre los optimistas están quienes creen que Podemos se verá penalizado «por volver a votar en contra de un presidente socialista». No obstante, se apunta a que el potencial crecimiento tiene que venir por el centro. «Nosotros tenemos que cambiar de relato pero, ¿qué relato tiene Albert Rivera?», se pregunta un dirigente. De ahí se entiende que los socialistas hablen, y más que lo harán, de moderación y estabilidad como ejes de su futura campaña. Calcar en cierta forma la campaña de Mariano Rajoy en la repetición electoral de junio de 2016. Básicamente una variación de «o yo o el caos» inoculado día a día y que pretende hacer a Sánchez receptor de un voto útil tanto por su derecha como por su izquierda. El punto débil de la campaña será el que ahora sigue siendo más inexplicable. ¿Por qué el PSOE aceptó una coalición en julio y ahora no? Tanto una cosa como la otra puede provocar desafectos a izquierda y derecha. Los pasos dados en las últimas semanas demuestran que Sánchez nunca quiso esa fórmula. Si esa idea cala, el presidente en funciones puede perder el voto útil progresista. La cuestión clave que se debe dilucidar en noviembre es esta: ¿La recuperación del PSOE en abril fue sobre mimbres sólidos o cimentada sobre un marco excepcional difícil de repetir? Cada uno se aferra a la respuesta que les mantiene con esperanza. Al final, lo único cierto es que el enfrentamiento entre Pablo Iglesias y Pedro Sánchez vuelve a ser, y así sucede desde 2016, un elemento de incertidumbre e inestabilidad para el sistema político español.
6 h
ABC - Tu diario en español - ABC.es
La desmovilización rebaja las expectativas de la respuesta al TS
El poder de convocatoria de los partidos y las asociaciones independentistas, junto a la Generalitat de Cataluña en manos de Quim Torra, pierde fuelle desde que en otoño de 2017 el movimiento vivió su momento álgido. El cansancio, el aburrimiento o la desconfianza hacia los líderes políticos, o las tres cosas juntas, puede ser el motivo de la desmovilización. Esta situación augura una respuesta nacionalista a la sentencia del Tribunal Supremo contra los líderes del procés de menor calado de la que esperan los sectores más hiperventilados del secesionismo. La cifra de la manifestación independentista de la Diada de este año (600.000 personas, según los datos de la Guardia Urbana, que en 2018 contabilizó un millón de personas) ha supuesto constatar que el desgaste ciudadano en el ámbito independentista es agudo y, por lo tanto, la respuesta a la sentencia a los líderes del procés que Torra pretende articular deberá aspirar a ser menos ambiciosa. Una vez el listón de la confrontación con el Gobierno de España y el Estado de Derecho constitucional quedó en 2017 tan alto como lo dejó Carles Puigdemont –un referéndum de secesión, dos declaraciones unilaterales de independencia, un «paro depaís» el 3 de octubre y una huelga salvaje el 8 de noviembre–, en la sala de máquinas de Junts per Catalunya (JpC), Esquerra Republicana de Catalunya (ERC) y, también, la Assemblea Nacional Catalana (ANC), con Torra en mando en plaza, cualquier respuesta que el nacionalismo defienda solo podrá quedar por debajo de lo vivido. En los últimos días, la constestación que barajan los partidos es la de proponer un día de huelga. La opción: parar la producción y la economía catalanas. Un ejercicio de fuerza. Sin embargo, para la ANC y algunos sectores alejados del juego democrático esta respuesta a una sentencia del Supremo que esperan sea «dura» para Oriol Junqueras (ERC), los Jordis, así como el resto de implicados en el procés –no fugados de la Justicia–, sería totalmente insuficiente. Este paro tomaría como referencias la huelga del 3 de octubre de 2017 –que contó con el respaldo de la Generalitat– y la del 8 de noviembre de ese mismo 2017, que protagonizaron los autodenominados Comités de Defensa de la República (CDR). Las aspiraciones de paralizar el país por parte del secesionismo contrastan con la frialdad de los grandes sindicatos, imprescindible para un objetivo así. Aunque CC.OO y UGT sí se han sumado a la campaña a favor de la libertad de los presos –participaron por ejemplo en el acto de Òmnium de la pasada Diada– no promoverán el paro como tal. Matías Carnero, presidente de la UGT de Cataluña, apunta que el sindicato no ha tomado aún una decisión, pero que siguiendo otras convocatorias anteriores, lo más probable es que la central, dado que se trata de una convocatoria política, dé libertad a sus afiliados para actuar como consideren. «La sentencia hay que acatarla, guste o no», añade Carnero, cabeza visible de la UGT menos proclive a contemporizar con el soberanismo. «El sindicato no será la correa de transmisión de ningún partido», añade en declaraciones a ABC. La perspectiva de un «paro de país» masivo sin el concurso de los dos principales sindicatos es inimaginable. Al igual que todos los sectores económicos –a excepción del sector público –, «la Seat no paró» en las anteriores convocatorias de «huelga política», recuerda Carnero, que es además presidente del comité de empresa de la automovilística, informa Àlex Gubern. Tampoco en el gobierno catalán existe unanimidad al respecto. Àngels Chacón (PDECat), consejera de Empresa y Conocimiento, recordó recientemente que un paro total de un día de la economía catalana perjudicaría «muchísimo» a todos los sectores productivos, por lo que no es partidaria de este tipo de réplicas a una sentencia judicial. Chacón fue llamada al orden por Torra, quien dice y repite que no acatará la sentencia del alto Tribunal mientras mantiene reuniones con todos los actores (partidos, asociaciones, sindicatos...) del abanico estelado para trabajar en la respuesta. Los presos del procés, que no hay día que no tengan presencia mediática en Cataluña, igualmente se han posicionado sobre el camino que debe seguir el independentismo una vez se conozca la sentencia del Supremo. El viernes, Jordi Cuixart, presidente de Òmnium Cultural, en prisión preventiva, en una entrevista por escrito para TV3, defendió la práctica de la «desobediencia civil» y se comparó con Gandhi y con el movimiento insumino contra el servicio militar en España. Jordi Sànchez, en la misma entrevista para la televisión autonómica, apostó por otra vía distinta a la del paro de un día: la insumión fiscal. «Cuando miles de hombres y mujeres deciden actuar contra lo que consideran injusto son imparables. La fuerza de la desobediencia civil está en la capacidad de ser muchos. (...) Si cien ciudadanos deciden no pagar impuestos para denunciar los incumplimientos presupuestarios del Gobierno español seguro que (estos cien) tendrán un problema. Si son trescientos mil ciudadanos los que no pagan, el problema lo tendrá el Estado». Estas dos propuestas (huelga y desobediencia fiscal) son las más concretas que están sobre la mesa de Torra, que además tiene que lidiar con las diferencias entre ERC y JpC en el seno de su gobierno. Las discrepancias también se notan en el ámbito más radical del independentismo. La CUP no ha planteado una alternativa y, sorprendentemente, ha dado pasos para valorar su posible entrada en el gobierno autonómico. Tampoco los CDR han fijado objetivos claros y concretos para después de la sentencia. Bajo el nuevo aforismo de «tsunami democrático», grupúsculos que nacieron bajo el paraguas de los CDR reiteran en sus escritos –que corren por las redes sociales de internet sin más influencia que la de mantener la moral alta– que «no hay fuerza que pueda parar el poder la multitud que avanza» hacia la independencia. Generalitat, partidos y entidades independentistas son conscientes, sobre todo desde la Diada, que la fuerza con la que contó Puigdemont en 2017 para afrontar el pulso al Estado de Derecho ya no es la misma. Cansados y decepcionados porque, desde 2012, les han dicho que la república «la tenemos a tocar», el independentismo vive su otoño político.
6 h
ABC - Tu diario en español - ABC.es
La historia secreta del sindicato de las denuncias y las extorsiones
El mercurio marcaba once grados a las siete de la mañana del viernes 15 de abril de 2016, preludio de una agradable jornada primaveral. Cinco agentes del Grupo II de la Sección de Fraude Financiero, pertenecientes a la Brigada Central de Delincuencia Económica y Fiscal, se apostaron discretamente en torno a un número impar de una privilegiada calle del barrio de Argüelles, de las de a 5.000 euros el metro cuadrado. A solo dos manzanas, en el paseo del Pintor Rosales, los árboles del Parque del Oeste purificaban el intenso tráfico de la zona al inicio de la hora punta. Solo habían transcurrido quince minutos cuando la menuda figura de Miguel Bernad asomó por el portal de la finca, tras bajar en ascensor desde el elegante piso que hacía años le regaló su padre. Nervioso, vigilante, cabeceó a un lado y a otro. Solo 48 horas antes, el miércoles, el diario ABC había publicado que la Audiencia Nacional investigaba a su organización, Manos Limpias, y a la asociación Ausbanc por extorsionar a entidades financieras y a imputados en procedimientos judiciales. Estaba atemorizado, descargando por adelantado cualquier culpa sobre la amplia espalda de Luis Pineda, el presunto vigilante de las entidades financieras. «Luispi sabrá lo que ha hecho, yo nada…», decía. Pese a ello, Bernad sabía que su detención era más que probable. Solo cuestión de tiempo. Por este motivo comenzó a descender por la calle Quintana para tomar un taxi que lo llevara a ver a su notario de confianza. Esa es la hipótesis de los agentes de la UDEF, quienes la noche anterior, en el marco de la operación Nelson, habían pinchado una importante llamada que le hizo Virginia López Negrete. La jefa de la Asesoría Jurídica de Manos Limpias le había insistido en que firmara poderes en favor de un tercero para que ella pudiera seguir con la causa de Iñaki Urdangarin y la Infanta Cristina —Nóos, el tren de sus vidas— en caso de un operativo policial, del que le alertó. —Miguel, mira, te cuento. Me cuentan, ¿vale…? un par de periodistas de los que tienen contacto con la UDEF, ¿vale? —arrancó Negrete entre circunloquios. —Sí, sí —respondió Bernad. —Que el tema este de la Audiencia Nacional, ¿vale?, se puede complicar. No contra mí pero quizá sí contra ti. —Sí, sí. —¿Vale? Entonces yo he estado pensando lo siguiente. Se me ha ocurrido, Miguel, que estos tíos creo que lo tienen todo preparado, ¿vale? Todo preparado, esto es de mi cosecha, ¿eh?, en el sentido de que a ti, con pruebas o sin pruebas, o lo que les dé la gana, cogen y te inhabilitan, te imputan y te inhabilitan, ¿vale? O te detienen o yo qué sé lo que puedan hacer estos tíos, ¿vale? —Sí, estos pueden venir aquí, incautar el ordenador y detenerme. La abogada, que tenía la conversación guionizada, consciente de que seguro que estaba siendo grabada, continúa dando instrucciones a su en teoría jefe: —A ti te inhabilitan como presidente de la asociación, ¿vale? Y si tú no tienes las cosas bien atadas, te van a nombrar un administrador judicial, que lo primero que haría sería quitarme a mí de en medio. Pondría a otro abogado que renuncia a la acusación de la infanta y se queda todo en nada. Para lo que te llamo, Miguel, es para que mañana, pero mañana, no pasado y tal, mañana —insiste hasta en cuatro ocasiones—, debes, yo no sé cómo porque no sé cómo funciona el sindicato ni cómo funcionan tus órganos ni cómo funciona tal —en su guion intenta distanciarse de la causa investigada—, yo te doy la idea, debes dejar mañana muy bien atado que si a ti te pasa cualquier cosa vas a nombrar un vicepresidente o quien te dé la gana, de tal manera que si a ti te pasa algo esa persona ocupa tu lugar y tiene poderes suficientes para mantenerme a mí en este caso, porque soy la única aseguradora, que tú sabes que voy a llegar hasta el final. —Sí, por supuesto, por supuesto. Negrete, que mataría por el caso Nóos, no podía soportar la posibilidad de que, ahora, tan cerca del juicio, fuera otra persona la que desfilara frente a las cámaras en la Audiencia de Palma. A la siguiente alba, los agentes de la UDEF, de paisano, observan los movimientos de su presa y su fisonomía. Le dejan caminar unos metros. No hay duda, es él. Viste bien, como siempre, arreglado. Es coqueto. Lleva un chaquetón largo azul marino abrochado hasta la mitad del pecho. Deja ver la parte superior de una camisa blanca con rayas azules coronada por una corbata de un azul más llamativo, vivo y brillante. Pantalón oscuro y zapatos negros un tanto bastos, como de cura. Con sus inseparables gafas de montura al aire y gesto nervioso, juguetea con los botones del abrigo. Camina ligero, pasos cortos pero ágiles. Pese a sus 74 años está en forma, siempre se ha cuidado y ha vivido cómodamente, sentado, en despachos, entre papeles. Muchos papeles. A la altura del número 15 de la misma calle, lo abordan. Uno de los agentes «pata negra» de la lucha contra la corrupción económica, le muestra la placa: —Miguel Bernad, está usted detenido por pertenencia a organización criminal, extorsión y amenazas. Deciden no esposarlo. Es un septuagenario frente a cinco jóvenes agentes. No hay posibilidad de que huya ni de que los agreda. Lo introducen en uno de los coches camuflados, le intervienen el móvil y, velozmente, lo alejan del lugar. El juez de la Audiencia Nacional Santiago Pedraz había dictaminado la víspera que los registros se produjeran simultáneamente a partir de las 09:30. Tanto la sede de Manos Limpias como la de Ausbanc están en la misma zona que el domicilio de Bernad, por lo que el protocolo policial mandaba distanciarlo, que nadie de la falsa asociación de usuarios de banca o algún conocido lo viera por casualidad dentro de un coche rodeado por unos señores con pinta de maderos. Ahí, en el vehículo policial, a la espera del resto de detenciones —hasta un total de doce—, solo acierta a repetir: «Son las cloacas del Estado, vienen a por mí, ya lo sabía». A las 10:30, una parte del dispositivo de la Policía Judicial va a su domicilio. Les abre la puerta su esposa, asustada. Simultáneamente, Bernad es conducido a la sede del sindicato, en el número 13 de la calle Ferraz, donde entrega las llaves de la oficina a los agentes, tras un paseíllo ante numerosas cámaras. Aunque con cara de circunstancias y gesto serio a la par que avergonzado, el cazador cazado aún está relativamente tranquilo. El motivo es que confiaba plenamente en que quedaría en libertad provisional. Tras el registro, lo trasladan a las dependencias de la Policía en Moratalaz, donde se «comería» las 72 horas de detención policial antes de verse cara a cara con el juez. Se niega a declarar ante la Policía, pero sí pide hacer una manifestación: «Soy víctima de una operación de las cloacas del Estado por sacar las vergüenzas de este país». Llega el momento de visitar el Juzgado Central de Instrucción número 1. Odia a su titular, Santiago Pedraz, al que llamaba «Garzón 2» y lo tildaba de «hijoputa» una y otra vez, pero aun así está seguro de que lo soltará, «porque yo no he hecho nada». Tanto es así que entre los enseres que su familia puede entregarle a través de la Policía, se preocupa de pedir un traje y una corbata. En sus planes estaba dar una rueda de prensa en cuanto recobrara la libertad. Pero a Pedraz no le tiembla el pulso: prisión incondicional junto a su compinche, Pineda. Eso sí que no se lo esperaba. La fuerza que tuvo en su detención se evapora como el aire de un globo sin anudar. Bernad se derrumba. Camino del famoso centro penitenciario de Soto del Real tiene tiempo de rememorar su vida entera, pensar en cómo disfrutaba cada vez que un juez enviaba a esa misma prisión a algún mediático —como el malogrado Miguel Blesa o Gerardo Díaz Ferrán— y de comenzar a poner a prueba su carácter.
6 h
ABC - Tu diario en español - ABC.es
Entre Pedro Sánchez y Manuel Cruz cometieron todos los tipos de plagio posibles
En la comunidad académica no existe un único tipo de plagio, sino varios, con el denominador común de que todos están rigurosamente prohibidos. Pues bien, entre Pedro Sánchez, presidente del Gobierno, y Manuel Cruz, presidente del Senado, los cometieron todos sin excepción: presentar el trabajo ajeno como propio, incluir frases de otros autores sin citarlos, no usar las comillas en las citas literales, dar información incorrecta sobre la verdadera fuente de una cita, parafrasear a un autor sin citarlo, parafrasear de forma abusiva aunque se mencione la fuente y el autoplagio, presentar un trabajo propio ya publicado como si fuera nuevo (esta normativa procede de la de la Universidad Complutense de Madrid, pero todas son prácticamente idénticas). En una escala de falta de integridad académica, las tres obras analizadas irían en este orden, de menor a mayor: la tesis de Pedro Sánchez, el libro de Manuel Cruz y el libro de Pedro Sánchez. La tesis El presidente del Gobierno hizo una tesis doctoral sin aportación científica relevante, pues se limitó a volcar en su trabajo informes oficiales y textos de otros autores. Si hubiera cumplido con la obligación de entrecomillar todo lo literal, su tesis sería un gran entrecomillado. Por ese motivo, Sánchez citaba a un autor correctamente y, antes o después, se apropiaba de otras partes del mismo texto y las hacía pasar por suyas. En cuanto a los informes oficiales, copiaba y pegaba sin comillas, en vez de hacer un texto propio nacido del estudio de esos documentos. Volcaba hasta el contenido de las diapositivas que se usaban en el Ministerio de Industria de Miguel Sebastián para presentar informes. También citaba a un autor con una nota en la que decía «para ampliar información puede verse...», dando a entender que él había hecho un nuevo texto, una aportación, pero en realidad lo había copiado todo al otro autor. No vale el «para ampliar»: comillas y cita directa a autor, obra y página. Un catedrático de una universidad madrileña a la que ABC enseñó fragmentos de la tesis de Sánchez antes de su publicación, hizo un análisis certero: «Es lo que hace el plagiario profesional. Lo copia todo, no aporta nada, y salpica unas cuantas citas para disimular. Cuando les pillas, gracias a los buscadores digitales, dicen como excusa que a ese autor lo citan en otro sitio, pero eso no está permitido». Lógicamente, citar un par de veces a Cervantes no te permite apropiarte de partes del Quijote. Para mayor inri, las citas y la bibliografía contienen errores de bulto, incomprensibles en un trabajo de doctorado: confunde autores, cambia títulos, no referencia las páginas correctas... Sánchez también cometió autoplagio. Volcó en la tesis artículos publicados, que se puede hacer, pero avisando de ello, para reconocer que no es una aportación nueva. Sánchez se lo saltó, y además con un agravante: dos de los artículos lo había escrito con el directivo de la Universidad Camilo José Cela Juan Padilla, que fue miembro del tribunal que calificó la tesis de Sánchez. Estrictamente, Padilla se calificó a sí mismo. Insuperable. Al margen de los plagios, el asunto de la tesis es más grave que el del Manual de Cruz, porque Sánchez obtuvo con ese trabajo un doctorado, un título habilitante, y para ello se benefició de un esquema de la UCJC diseñado para doctorar por la vía rápida a sus profesores, porque la facultad no cumplía con el cupo mínimo exigido por ley. Sánchez, nada más doctorarse, entró en la «rueda» para doctorar a otros, algo insólito, pues un nuevo doctor no está capacitado inmediatamente para calificar a los doctorandos, no es serio. Se necesita una producción científica y experiencia de las que Sánchez carecía por completo. Aun así, formó parte de tribunales de tesis, y además de materias en las que no era ni mucho menos experto. Tribunales endogámicos en los que se debían favores unos a otros. El rango intelectual de un tribunal va en favor del doctorando. Cuanto mejores y más preparados sean quienes te juzgan, más valor tiene obtener un cum laude. En la Universidad Camilo José Cela no se siguió este principio básico. Pedro Sánchez había hecho sus cursos de doctorado en un centro adscrito a la Complutense, pero luego trasladó el expediente a la UCJC, donde obtuvo un título con unas facilidades que la «Complu» no le habría dado. Por su parte, cuando Manuel Cruz publicó «Filosofía contemporánea», en 2002, ya hacía mucho que se había doctorado (1979) y había obtenido la cátedra en la Universidad de Barcelona (1986). Lo que le reportó su manual fue ingresos por derechos de autor y prestigio. Pero el análisis de ABC demostró que contiene partes plagiadas a nueve filósofos. Algunas son similares a las de la tesis de Sánchez, pero las hay incluso peores: para explicar a Heidegger fusila partes del libro de Gianni Vattimo «Introducción a Heidegger», y no cualquiera: «Al anticiparse en la propia muerte, la existencia ya no está dispersa y fragmentada en las diferentes posibilidades rígidas y aisladas, sino que las asume como posibilidades propias que incluye en un proceso de desarrollo siempre abierto, precisamente por ser siempre un proceso para la muerte». No entrecomillar esta sentencia es un crimen académico, pero, además, Cruz ni siquiera cita el libro copiado en ningún momento, ni al pie ni en la bibliografía. Patrón de plagio El patrón de plagio de Cruz evidencia sus prisas (publica un libro al año). Tira de las explicaciones de otros, copiándoles ejemplos y hasta acotaciones entre paréntesis o guiones. Y cuando habla de la vida de los grandes filósofos del siglo XX, en vez de hacer un texto propio, la copia y la pega de otros manuales. No se limita a meros datos biográficos, sino frases elaboradas, como esta sobre Bertrand Russell: «La Fundación Barnes de Marion en Pensilvania canceló un contrato de cinco años que le había ofrecido. Regresó en 1944 a la cátedra del Trinity College, donde acabó una de sus obras fundamentales, El conocimiento humano, su ámbito y sus límites. En los últimos años de su vida se dedicó muy activamente a la defensa de sus ideales ético-políticos». Hacía 50 años que esto lo escribió su autor original, Nicola Abbagnano. El culmen de la falta de integridad intelectual está en el libro que Pedro Sánchez publicó después de doctorarse, «La nueva diplomacia económica española». Plagió un mínimo de 161 líneas de seis textos distintos a los que no hizo referencia alguna. Plagió la conferencia de un embajador al que había invitado a una charla organizada por el propio Sánchez en la UCJC, así como plagió una intervención de Miguel Sebastián en el Congreso o una respuesta parlamentaria del Gobierno. Sin comillas, sin nada, como si fueran palabras propias. Llama la atención que pese a que el libro está basado en la tesis, luego es posterior, incluye plagios mucho más groseros que los de la obra original. ABC descubrió que Sánchez llegó a plagiar el mismo párrafo dos veces en la misma página de su libro. Y aquí no ha pasado nada.
6 h
ABC - Tu diario en español - ABC.es
La proximidad de las elecciones obliga a Casado y Alonso al cierre de filas
La tormenta en el PP vasco por las acusaciones de «tibieza» que le lanzó Cayetana Álvarez de Toledo se mantuvo ayer en el segundo escalafón del partido. Por arriba, los «jefes» sabían que con las elecciones a la vuelta de la esquina, las autonómicas y quizás las generales, no están para muchas bromas en el PP. Tocaba cierre de filas y llamamiento a la unidad, con algún que otro dardo envenenado por medio. «No tenemos tiempo para tonterías. No queremos polémicas ni polémicas, salimos de aquí y se acabó esa broma, vamos a trabajar todos juntos», avisó Alfonso Alonso, en la clausura de la Convención política del PP vasco. En los pasillos del Palacio de Congresos Europa, las críticas hacia un lado y otro volaron con desparpajo. Desde la oposición interna en el PP vasco, que intenta asomar la cabeza como puede, acusaron a Alonso y los suyos de aprovechar la polémica con Álvarez de Toledo para «reafirmarse y atacar a Casado», mientras que el equipo de la actual dirección presumió de que gracias a los ataques de la portavoz del Congreso «el partido está ahora más unido que nunca». Alonso y Casado escenificaron al detalle esa unidad buscada. Entraron juntos a la Convención, se intercambiaron mensajes de amistad personales, se expresaron su apoyo mutuo y se fueron a almorzar juntos, como hicieron, según desveló el líder del PP, la semana pasada en Madrid. Fue un encuentro «amigable», en el que se hablaron en absoluta confianza y reafirmaron su objetivo común: ganar las elecciones. En la Convención, Casado colocó al PP vasco en un lugar de honor en la historia del partido. Confesó que si él está en política «es por el PP vasco». «Yo soy también del PP vasco, y si no fuera por vosotros yo no sería presidente. El PP no tiene explicación ni razón de ser sin el PP vasco». Con un discurso basado en las esencias de siempre del PP, y en los valores que han sido la seña de identidad de personas como Gregorio Ordóñez, María San Gil, Jaime Mayor Oreja, Antonio Basagoiti o Arantza Quiroga, se ganó al público de la Convención rápidamente. Los populares vascos salieron ayer un poco más casadistas. Cuando se escapa una nota El presidente de los populares no rehuyó el debate de fondo, el sentido del PP vasco hoy en día, cada vez con menos espacio político, y el perfil propio que quiere darle Alonso. «Cuando algunos se preguntan qué sentido tiene el PP cuando ya no existe ETA, yo les digo: no existe ETA porque existe el Partido Popular». Casado defendió que los populares vascos tengan su personalidad, pero dejó muy claro que el PP no es un partido «federal», sino «nacional». «La música suena igual, incluso cuando algún solista se le escapa una nota siempre hay un piano para intentar taparla», explicó. La foralidad no es el problema. Lo dejó muy claro Casado, justo cuando en el PP vasco aún se rumiaban las palabras de Álvarez de Toledo en las que, según interpretaron, había criticado la defensa de los derechos históricos. Pero el líder del PP quitó importancia a las discrepancias, a los distintos puntos de vista que pueda haber. «La discrepancia no es disidencia. Quiero que en esa orquesta que suena bien, que no hay cacofonía, veamos cómo podemos enriquecernos. No veo ningún problema en que alguien hable más de la foralidad o de la Constitución, o que alguien sea más centralista. La unidad no es uniformidad». Casado recordó que las diferencias internas han existido siempre en el PP, también en la etapa de Aznar y en la de Rajoy, quien resumió con un «¡joder, qué tropa!», famosa cita del conde de Romanones, los habituales enfrentamientos entre Esperanza Aguirre y Alberto Ruiz-Gallardón. «Claro que somos un partido que estamos unidos», subrayó. Pero Casado fue más allá y volvió a reclamar la unidad del centro-derecha con Ciudadanos y con Vox donde estos partidos no consiguieron representación. Es un punto en el que choca con el PP vasco, que deja fuera por completo a Vox de cualquier pacto en el presente y en el futuro. El talante del anfitrión de la Convención fue totalmente conciliador. Alfonso Alonso recibió a Casado con los brazos abiertos: «Necesitamos estar unidos y trasladar ilusión». Admitió que no tenía claro si aquel era un acto preelectoral, pero por si acaso aseguró que el objetivo fundamental del PP vasco «es que Pablo Casado sea presidente del Gobierno». En un momento emotivo, mostró a Casado un mapa de España con los nombres de todos los compañeros asesinados por ETA: «Hay gente que nos acusa de cosas, pero esta es nuestra base de todo. El PP es nuestra gente, esta es nuestra memoria, nuestro legado y nuestro compromiso».
6 h
ABC - Tu diario en español - ABC.es
¿Hombres prehistóricos... o un modelo para el futuro?
Para el presidente brasileño, Jair Bolsonaro, salir de la carretera de Manaos a Manacapuru por el camino de tierra hacia la comunidad indígena Tururucari-Uka equivale a un viaje desde la sociedad moderna a un “zoológico” poblado por “hombres...
6 h
LaVanguardia.com - Noticias, actualidad y última hora en Catalunya, España y el mundo
«Lo lógico es que Sánchez ofreciera a Casado o coalición o pacto de legislatura»
Cuanto más arrecian las críticas al PP por su supuesto escoramiento hacia la derecha, más gusta Alberto Núñez Feijóo de exhibir un discurso «moderado, centrista y reformista». A las puertas de una previsible investidura fallida de Pedro Sánchez, el presidente gallego alza la voz dentro del PP para explorar «una gran coalición» con el PSOE, aunque en base a acuerdos. Haga de adivino. ¿Gobierno in extremis o elecciones? España tiene un Gobierno de asesores y no de gestores. Sánchez desde el primer instante tiene como objetivo hacer lo que más le interesa a él, y si los asesores le dicen que eso son elecciones, habrá elecciones. ¿Cree que Podemos resistirá la presión para investir a Sánchez gratis? Podemos tiene que moverse entre la humillación y la dignidad. Desde luego no sé lo que más le interesa a Podemos. Porque aquí no estamos hablando de España. En los dos últimos años, en España no se habla de España. Se habla de Sánchez o de Iglesias, o de Rivera. La palabra España ha desaparecido del lenguaje político y de la prioridad de los políticos. Iglesias entiendo que hará también lo que más le convenga a él. ¿Qué ve más perjudicial para España, una coalición PSOE-Podemos o repetir elecciones? Creo que ocurra lo que ocurra, esta será una legislatura fallida, la del gran fracaso del candidato Sánchez. ¿Qué es lo peor? No me gusta pensar en lo peor, sino en qué es lo mejor. Lo mejor hubiera sido que no se hubiera producido la moción de censura, que Rajoy hubiera seguido y hoy estaríamos en una situación mejor. Es usted el único en su partido que habla de «gran coalición» con Pedro Sánchez. ¿Es esto siquiera imaginable? Sí, sí. Si en España no tuviésemos una serie de políticos adolescentes a los que les hemos dado un Ferrari de 47 millones de pasajeros y están a punto de estrellarlo, si tuviésemos hombres de Estado, estoy seguro que podría haber un Gobierno de coalición. Es más; si Rubalcaba no hubiera dimitido después de las elecciones que ganó Rajoy, y en 2015 hubiera sido candidato, en España habría habido Gobierno de coalición. Si el candidato fuera un hombre de Estado, lo lógico es que llamara al presidente del PP y le ofreciera no cosas extrañas, sino lo que Rajoy le ofreció a Pedro Sánchez, o coalición o pacto de legislatura. Esto llenaría de confianza a los españoles. ¿El electorado del PP entendería este movimiento? Sí, porque la política es ser útil, y el PP demostraría que es un partido que cree en España, no solo cuando gana y gobierna, sino desde una derrota electoral como la que tuvimos en abril. ¿Usted esto lo ha comentado con Pablo Casado? Lo comentamos antes de conformar el gobierno de Navarra. Comentamos esa posibilidad de que si el PSOE pide el apoyo para que gobierne en España la lista más votada, lo lógico era que en Navarra dejara gobernar también a la más votada. Comenté la posibilidad con el presidente Casado junto con la propuesta al presidente del Gobierno de una reforma electoral para que este bloqueo no vuelva a suceder, y pactar además con Sánchez no aumentar los impuestos a los españoles. Comentamos este contexto. ¿Navarra lo ha boicoteado todo? Navarra ha sido muy determinante. Ha sido la explicitación de que el PSOE no respeta la lista más votada y que tiene un compromiso con los nacionalistas. La explicación del PSOE a Navarra es que si no se apoyaban en Bildu perdían los votos del PNV en el Congreso. Menuda explicación. ¿Usted prefiere pactar con el PNV en vez del PP? Lo que hemos visto es que Sánchez no quiere gobernar con el PP de ninguna manera. Prefiere a Bildu, a ERC y a Podemos. Esa es la verdad. Lo otro es perder el tiempo. ¿Les ha hurtado el PSOE el centro político, que no ideológico? El PSOE está intentándolo. Juega a todas las bandas; para la moción de censura se fue con la extrema izquierda y el independentismo, para las CCAA ha preferido la misma receta, ciudades y diputaciones incluidas, y ahora pretende ensanchar la escenografía del no a Podemos para buscarse más posición central. Pero los españoles se han dado cuenta. ¿Por qué se puede gobernar la Generalitat valenciana o Baleares con la extrema izquierda y el independentismo y no se puede hacer en España? No hay razones. Por eso el PP no debe perder nunca su posición de partido de políticas de centralidad. De lo contrario, dejaremos posiciones más centradas para el PSOE. ¿Ha perdido el PP la centralidad? No, lo que ha ocurrido es que el PP acudió a las elecciones dividido en tres formaciones y si queremos ganar no podemos volver a dividirnos. La mayoría de los votantes de Cs, de Vox y muchos del PSOE que no están de acuerdo con esta política pequeña, caben en el PP. Tenemos problemas con algunos dirigentes de Vox y Cs, porque se les acaba el chollo, pero si vamos a unas elecciones los españoles van a tomar nota de cómo se les ha utilizado, de cómo se les ha estafado. Hay miles de votantes del PSOE que no han apoyado a Sánchez para esto. ¿Ve acertado el proyecto España Suma? A mí me gusta sumar y unir lo que estaba unido. Se puede discutir la forma, pero no el objetivo. Hicimos en el PP un partido de amplio espectro, centrista, de centro-derecha, reformista y liberal. Esto es lo que somos. Un partido de 40 años, ahora en una situación muy compleja y dolorosa, con un muy mal resultado electoral, pero el luto se acabó. Hemos sido capaces de conformar gobiernos que no eran fáciles en Murcia, Madrid, Andalucía por primera vez, Castilla y León… También ciudades y diputaciones. Nos toca volver a unir lo que estaba unido. ¿Vox tendría cabida en él? Ya tengo bastante con lo mío en Galicia como para dar mensajes ex catedra de lo que hay que hacer. Creo en la presidencia del PP y sus dirigentes, soy uno más en el comité ejecutivo. Pero a usted se le oye mucho... A veces me piden opinión y la doy. Quien lo tiene que ensamblar es el presidente Casado y su equipo. El objetivo de sumar y volver a unir lo unido es algo que le interesa no ya al PP, sino a España. ¿En este PP de Casado empieza a sentirse el verso suelto? A lo mejor hay gente a la que le interesa que dé esa imagen. Soy el presidente del partido en Galicia, tengo una responsabilidad primero con los gallegos. No me votaron para seguir un catecismo sino para ser útil y resolver sus problemas. Creo que conozco bien la política gallega, y llevo algunos años como dirigente del PP y presidente autonómico, y cuando se me pide opinión la doy. En eso consiste nuestro partido. Las encuestas vaticinan que el PP sube, pero seguiría por debajo de los 100 diputados. La remontada va lenta, parece. Sánchez no ha sabido gestionar su victoria. Por tanto, tiene muchas probabilidades de que se encuentre con una derrota. Si vamos a elecciones explicaremos nuestro proyecto, que es reconstruir un partido alternativo a un socialismo errático que tiene como socio al populismo y el independentismo. En un país donde los partidos independentistas quieren que Sánchez sea presidente, es sorprendente que todos los que no queremos eso no nos juntemos para evitarlo. Esa es la gran tarea de nuestro partido. Juntos tenemos 10,8 millones. La única posibilidad de ganar es no ir divididos. Espero que eso podamos explicarlo con mayor éxito que la otra vez. ¿Por qué cree que es tan reacio Albert Rivera a incorporarse a España Suma? Ciudadanos me parece un partido muy errático en sus últimos movimientos. No entendí ni comparto la decisión de Inés Arrimadas, una persona que respeto, que era la expectativa y esperanza de millones de catalanes para volver a la normalidad en Cataluña y de millones de españoles para que lo consiguiera, y a las primeras de cambio se va a ocupar un escaño en el Congreso, que es más cómodo. He visto personas relevantes de ese partido que han ido abandonando el partido en los últimos meses. O un Rivera que no acude a La Moncloa cuando lo convoca el presidente del Gobierno. Me reafirmo: Cs es un experimento político que dentro de poco diremos que fue un experimento fallido. Si hubiera elecciones, ¿defendería retocar las listas de hace seis meses? Mi tesis es conocida. Hay que ensanchar el partido. Si las listas se pueden ensanchar, mejor que reducir. Yo echo de menos a personas que no fueron en las listas, pero como es natural no me corresponde tomar esas decisiones. Sumemos, unamos lo que estaba unido. ¿Galicia va a tener que aplicar recortes en sus servicios públicos si el Gobierno no abona a las Comunidades lo que les adeuda? Galicia no se va a exceder del presupuesto que tiene. Otra cosa es que cuando llegue el fin de año Galicia no tenga transferido el dinero que le corresponde. Vamos a cumplir el presupuesto. Puede ocurrir que tengamos un agujero de tesorería importante, y eso hay que suplirlo con deuda a corto plazo. Yo no puedo, no me lo permite mi conciencia, recortar los servicios públicos sabiendo que tengo un dinero retenido en Madrid y que no se transfiere para tensionar la vida política española. Sí podemos entrar en un supuesto de incumplimiento de regla de gasto, déficit y deuda. Pero yo no estoy incumpliendo, sino el Gobierno central. ¿Por ese incumplimiento de déficit el Ministerio de Hacienda puede intervenir las cuentas gallegas? Espero que no se le ocurra intervenir a la Comunidad que durante diez años consecutivos ha cumplido mucho más que la Administración del Estado y que no ha pedido un euro a la Hacienda pública para llegar a fin de mes, como sí hicieron otras Comunidades. ¿Ha hablado con otros presidentes autonómicos? ¿Alguno del PSOE? Sí, sí. Lo han dicho públicamente. Yo no puedo criticar al presidente de Aragón o a la de Baleares, o al de Castilla–La Mancha. Han sido tan explícitos como yo. Por eso me sorprende que el secretario de Sánchez en Galicia, el señor Gonzalo Caballero, diga que esto es todo un teatrillo. Todos los presidentes autonómicos estamos en una situación de asombro. El Gobierno alega que no hay cauce legal para esa transferencia estando en funciones y con un presupuesto prorrogado. No se lo cree ni Sánchez. Los letrados de la Xunta, que son sólidos, han dicho que no solo se puede pagar, sino que se debe pagar. Y la vía está clara: real decreto ley por razones de urgencia y necesidad. Mayor razón de urgencia y necesidad que poder pagar nóminas, la dependencia, mantener los hospitales abiertos o finalizar el cuatrimestre educativo no hay. Y esto lo dijo Cristóbal Montoro en 2018 ante la eventualidad de no aprobar el Presupuesto. Al final eso también lo vino a decir la ministra actual, que lo resolverá en diciembre. ¿Pero por qué no ahora?
6 h
ABC - Tu diario en español - ABC.es
No toda la culpa es de la gota fría
Nadie está lo bastante preparado para soportar una tromba de agua capaz de descargar 450 litros por metro cuadrado en pocas horas. Lo reconocen los geógrafos, ingenieros y urbanistas consultados por La Vanguardia, que advierten de que hace décadas...
6 h
LaVanguardia.com - Noticias, actualidad y última hora en Catalunya, España y el mundo
El Buda gigante de 36 metros que Carmena quiso levantar en Madrid
El proyecto secreto en el que la alcaldesa puso más empeño en sus últimos días. Leer
6 h
EL MUNDO - Diario online líder de información en español
El otro riesgo que hay en Reino Unido
Una de las razones por la que Boris Johnson ha conseguido que no se haya formado hasta ahora un Gobierno alternativo en el Reino Unido es porque si el hoy primer ministro parece una persona disparatada, la alternativa que representa Jeremy Corbyn puede ser aún peor, al margen de sus ideas sobre Europa. En esa cuestión, Corbyn es casi tan culpable como Cameron, cuya entrevista en «The Times» explica bien la ruptura que él provocó en el Partido Conservador y no contento con ello, pide otro referendo. En el de 2016, siendo jefe de la oposición, Corbyn se negó a pedir el voto por la permanencia, lo que con toda probabilidad hubiera dado la victoria a los contrarios al Brexit. Pero Corbyn no creía en esta Europa porque él, ideológicamente, es más de la Unión Soviética que de la Unión Europea. Él cree que ésta es una Europa mercantilista y por tanto contraria a la Europa «de los trabajadores». Habrá quien crea mis palabras exageradas, pero esta semana hemos tenido un ejemplo muy revelador, de la mano de su ministro de Hacienda en la sombra, John McDonell. Al lado de McDonell, Corbyn es un hombre de centro reformista. Cuenta Kevin Maguire en un artículo aparecido hace exactamente un año en la revista «Prospect» –que no es precisamente la biblia del pensamiento liberal– que en su adolescencia McDonell se educó en un colegio privado católico, el St. Joseph’s College de Ipswich, donde obtuvo una beca para promover su vocación sacerdotal. La vocación no prosperó «porque yo prefería la política al celibato» y hoy, según Maguire, John McDonell es una persona «irreligiosa», que se describe a sí mismo como «culturalmente católico» y un asistente regular a la iglesia. Reconózcanme que es un caso a estudiar: un tipo irreligioso que va a la iglesia regularmente. ¿A hacer qué? Esta semana hemos conocido que este McDonell ha preparado el plan de Corbyn para abolir en el Reino Unido la educación privada de la que él se benefició. Porque la educación privada «ayuda a acaparar riqueza, poder y oportunidades a unos pocos», según la iniciativa laborista. Aún en el supuesto de que eso fuese cierto, hay que reconocer que el sistema educativo británico ha dado a ese país una posición preeminente en el mundo. Y hoy siguen llegando decenas de miles de niños de todo el planeta a sus internados privados, que con la peculiar lógica de ese país, se llaman «public schools». Corbyn y McDonell planean empezar por imponer unos impuestos que costarían a los padres que mandan a sus hijos a esos centros unos 1.640 millones de libras al año (unos 1.886 millones de euros al cambio del pasado viernes). En la mejor escuela socialista, el laborismo no empezaría por prohibir la educación privada, pero la llevaría a unos costes imposibles para la inmensa mayoría de los padres que envían allí a sus hijos. De ahí a la abolición de esos colegios sólo hay un paso. McDonell planea otras recetas socialistas con un impacto potencialmente mayor. Así, después de que la semana laboral de 35 horas que impusieron los socialistas en Francia diera un resultado catastrófico, el laborismo quiere imponer una semana laboral de cuatro días –32 horas o menos–. Y ésta es la otra amenaza que pende sobre el Reino Unido hoy. Con un Partido Laborista así, ¿cómo pretenden echar del poder a Boris Johnson? Ni aunque Cameron saliera de su tumba política e intentara finiquitar el partido que él rompió torpemente.
6 h
ABC - Tu diario en español - ABC.es
Pedro Sánchez buscará el 10-N el premio a la estabilidad
Con las mismas fortalezas de Rajoy en la repetición de los comicios en 2016, atacará a Pablo Iglesias y venderá solidez Leer
6 h
EL MUNDO - Diario online líder de información en español
«El proceso a Álvaro Uribe es un montaje judicial por ser el muro de contención de la izquierda radical»
Abelardo de la Espriella, uno de los abogados más conocidos de Colombia, defiende al expresidente Álvaro Uribe Vélez en diferentes asuntos legales y es un acérrimo defensor de su política frente a «la izquierda radical», que a su juicio domina hoy día la Justicia del país. De la Espriella, que cuenta con oficinas en varias ciudades colombianas, en Miami y próximamente también en Europa, conversó con ABC durante una reciente visita a Madrid acerca de la indagatoria a Uribe del próximo 8 de octubre por las acusaciones de manipular a testigos, así como del actual momento que atraviesa el proceso de paz con las FARC. ¿Qué se juega Colombia el día 8 de octubre? Álvaro Uribe Vélez es el hombre más importante de la política colombiana, ha sido el muro de contención que ha evitado que la izquierda radical tome el poder. Como no ha permitido que la izquierda haga de las suyas, le han enfilado todas las baterías para destruirlo moral, personal e incluso físicamente, siendo víctima de muchos atentados. Además, está siendo perseguido judicialmente en ese método perverso de la izquierda radical de aplicar todas las formas de lucha: cuando no pueden acabar con una persona por la vía física, lo hacen por la vía moral con un proceso judicial. Es un proceso completamente injusto: Uribe denunció a un reconocido amigo de la subversión y de la izquierda radical, el senador Iván Cepeda, cuyo padre fue representante de un partido cercano a las FARC, por visitar a presos en Colombia y en el exterior para montar un proceso judicial contra Uribe, y la Corte Suprema decidió archivar el caso y abrírselo al denunciante, Uribe. Ese proceso lo impulsa el magistrado José Luis Barceló, que ha manifestado públicamente su odio por el presidente Uribe y es un miembro militante de la izquierda. Colombia se juega con el proceso los restos de su credibilidad e institucionalidad, es una prueba de fuego para la Justicia y el país. Ya veremos si la Justicia sigue igual de politizada y si quieren hacer de la aplicación del Derecho un mecanismo de venganza o van a actuar correctamente y precluir ese proceso absurdo en contra del presidente Uribe. Está acusado de soborno y fraude procesal por supuestamente manipular testigos. ¿Cómo va a probar su defensa que no fue así? Es lo más absurdo, hay más de 21.000 interceptaciones al presidente Uribe. Son claras, no permiten interpretación alguna. En las grabaciones, Uribe le pide a un equipo de abogados que hagan el trabajo contactando a los testigos para que declaren cómo el senador Cepeda y otros miembros de la izquierda radical fueron a solicitarles que enlodasen al presidente Uribe sin que esto fuera cierto, y ofreciendo beneficios por ello. Las grabaciones están ahí, son públicas, cualquiera se puede percatar de que ahí no hay una orden, una sugerencia para que se haga algo ilegal, al margen de la ley, o para alterar un testimonio. Nunca ha pedido que se haga nada distinto a como manda la ley. Es un hombre honrado y decente al con el que la izquierda ha querido acabar porque no ha permitido que tome el poder. Podía estar disfrutando de un plácido retiro, pero está dando la pelea por Colombia, porque es un patriota y le duele nuestro país. Si no fuera por Uribe, hoy Petro sería presidente de la República y Colombia estaría recorriendo un camino muy similar al que llevó a Venezuela al desastre. Ese proceso es un montaje judicial orquestado por la izquierda radical y magistrados como José Luis Barceló, exmagistardo, militante y rabioso detractor de Álvaro Uribe. «Si no fuera por Uribe, hoy Petro sería presidente de la República y Colombia estaría en un camino muy similar al que llevó a Venezuela al desastre» ¿El testigo Juan Guillermo Monsalve no recibió mensajes y visitas, como se ha denunciado? Monsalve recibió visitas y propuestas de Iván Cepeda y otros miembros de la izquierda. Pero ha declarado sobre unos hechos queriendo parecer desmovilizado o miembro de las «autodefensas» [grupos paramilitares], cuando en esa propia fuerza irregular no fue reconocido como tal y además las fechas de las que habla no coinciden, porque era muy niño en el momento de los supuestos hechos de la finca Guacharacas, propiedad de la familia de Uribe. Hay una serie de inconsistencias en su testimonio. Por supuesto, está comprado por la izquierda y dirá lo que sea, cobra por eso. Es un bandido redomado. Nunca se le fue a ofrecer absolutamente nada. El doctor Diego Cadena, otro abogado del presidente Uribe, le fue a decir que declarara sobre los ofrecimientos de Iván Cepeda y otros para declarar de manera mentirosa contra Uribe, pero nunca se le ofreció nada. El abogado de una persona que quiera defenderse, ejerciendo su derecho, puede solicitar a alguien que declare a su favor; lo que no puede hacer es pedirle que mienta o que cambie los hechos. Hay otros testigos que sí han contado la verdad: cómo les ofrecieron y pagaron para que declararan en contra de Álvaro Uribe sin tener conocimiento de hechos que involucraran al presidente Uribe en asuntos delictuales. Es decir, buscaban actores de una obra para inculpar a un inocente ofreciéndoles beneficios. Usted sostiene que la Justicia en Colombia se ha politizado. ¿Por qué? Eso habría sucedido durante los mandatos de Uribe... La Justicia en Colombia se ha politizado mucho hacia la izquierda. Viene de mucho tiempo atrás, pero se exacerbó durante los gobiernos de Uribe, porque representa una fuerza decisoria en Colombia que va en contravía de los intereses de la izquierda radical. Representa los valores democráticos, la institucionalidad, y eso a la izquierda no le interesa, le interesa el caos. Parte de esa izquierda está enquistada en nuestro aparato judicial y sus fallos están direccionados por decisiones políticas y no por pruebas y hechos jurídicos, sino por tendencias ideológicas. Eso sucedió en España, con Baltasar Garzón, que hacía política con sus fallos. De esos tenemos muchos en Colombia. Pero luego se les cae la máscara y resulta que son unos mercenarios, no son jueces, y esos son los que atacan a Álvaro Uribe Vélez, cuyo único delito ha sido amar sin medida a Colombia. Es el gran patriota de Colombia. Además, Uribe y sus seguidores hemos sido opositores al mal llamado proceso de paz con las FARC, que no fue más que el mayor proceso de lavado de dinero del mundo, el lavado de los recursos de esa organización narcoterrorista. Fue un arrodillamiento de la institucionalidad, se le entregaron toda suerte de gabelas sin nada a cambio, sin reparación de las víctimas. Saltaron del monte al Congreso de la República con curules [escaños] regalados. Es como si los criminales de ETA llegaran de la noche a la mañana al Parlamento español sin haber pagado sus culpas. Y eso se lo están cobrando. Su oposición al proceso y a la Justicia Especial para la Paz, que no es sino un tribunal montado para beneficiar a las FARC en todo y perseguir a quienes piensan distinto a la izquierda radical. Es un tribunal de la impunidad para las FARC. «Uribe es un demócrata que considera que el monopolio de las armas debe estar en manos del Estado. Nunca traspasó línea alguna» Este proceso tiene que ver también con el fenómeno del paramilitarismo. Uribe hizo bandera de su lucha contra los grupos armados, pero ¿traspasó en algún momento la línea roja de la legalidad? El presidente Uribe no conoce personalmente a ninguno de los miembros o exmiembros de las Autodefensas Unidas de Colombia. Nadie que haya pertenecido a esa organización ha dicho que se viera nunca con Uribe. Jamás, en casi 40 años de vida política, tuvo contacto con miembros de las «autodefensas». Hizo un proceso de paz con ellos en el que se comprometieron, y se creó una ley para ello, a pagar de ocho a diez años de prisión. Eso nunca se dio en otro proceso en el que la contraparte no fue vencida. Solo ahora están saliendo [de prisión]. Y a los que siguieron delinquiendo, los extraditó a Estados Unidos. No creo que, si hubiera una alianza con el paramilitarismo como la que quiere endilgar la izquierda a Uribe, se habría atrevido a hacer lo que hizo: lo desmontó, los encarceló, los extraditó e hizo que se indemnizara a las víctimas. Nada de eso se ha logrado con las FARC. El presidente Uribe es un demócrata que considera que el monopolio de las armas debe estar en cabeza del Estado. Son tan delincuentes unos como los otros, los paramilitares y la guerrilla; nadie que se levante en armas y pretenda subvertir la legalidad puede ser considerado un salvador. Uribe nunca traspasó línea alguna. Para la izquierda radical, Timochenko y demás miembros de las FARC, que son unos asesinos de la peor condición, son unos próceres y Uribe un criminal de lesa humanidad, sin que medie una sentencia en contra de él. Colombia era un país inviable hasta que Uribe llegó. Es la lógica del absurdo. Esa es la izquierda colombiana. ¿Qué alternativa había al proceso de paz para lograr el final de las FARC? No estamos en contra del proceso de paz como tal, sino de cómo se hizo. No tiene presentación que criminales de lesa humanidad no paguen siquiera penas alternativas. Nunca pedimos que los cabecillas de las FARC se pudrieran en una mazmorra. Nadie se desmoviliza sin perder la guerra como para que ese sea su fin. Lo único que pedíamos era un equilibrio que no existió. Están en el Congreso. Acaba de tomar posesión como senador un señor que fue el autor de la masacre de Bojayá, en la que mataron a niños dentro de una iglesia tirando cilindros bomba. No perdieron la guerra, pero tampoco la ganaron, como para que el Estado les entregue todo sin nada a cambio. Proponíamos penas alternativas, que no necesariamente tenían que ser en una cárcel, reparación a las víctimas, que entregaran el dinero fruto de tantos años de actividad ilegal, y solo han entregado una bicoca que no sirve para reparar a nadie, se han burlado de las víctimas. No se puede hacer un proceso de paz fundamentado en la injusticia, porque genera más guerra, había que buscar un equilibrio. Además, con un megáfono montado en una caja de cerveza, Uribe recorrió el país, promoviendo el no contra el referéndum sobre el acuerdo con las FARC y, contra todo pronóstico, ganó el no, y esa decisión mayoritaria fue desconocida por el gobierno de Juan Manuel Santos, lo que evidencia que los acuerdos son ilegales y espúreos. Hay dos eventos que han hecho mucho daño a Colombia: el narcotráfico y el proceso de paz con las FARC, porque el mensaje para nuestros niños es que ser criminal paga y que cuanto más criminal seas, más beneficios puedes obtener. Y eso de que los acuerdos son intocables es mentira, se pueden modificar por las mismas vías en que se estructuraron. «Márquez y Santrich nunca entregaron las armas. Que de la noche a la mañana fueran decentes es como que una meretriz sea una gran dama al salir del puticlub» Ahora han anunciado la vuelta a las armas Iván Márquez, Jesús Santrich… Es que nunca las entregaron. Aquí se parte de un supuesto falso, no sé si porque la gente es incauta o porque hay algo de cinismo: creer que personas que han cruzado ciertas barreras tienen retorno es absurdo. Alguien que ha violado a un niño o ha matado a mujeres ha cruzado una frontera que no tiene retorno. Creer que esa gente que ha narcotraficado y ha puesto bombas, de la noche a la mañana va a ser decente es como creer que una meretriz que sale de un puticlub de la noche a la mañana puede ser una gran dama o una respetable señora. Son delincuentes profesionales, es su modo de vida, nunca dejaron las armas. La izquierda colombiana es tan comemierda que también acusa a Uribe de eso. Resulta que están pedidos en extradición y tienen un proceso de narcotráfico iniciado por la DEA [Agencia antidroga de Estados Unidos]. Santrich fue grabado en vídeo hablando de un alijo de cocaína que iba a ser enviado a Estados Unidos, y ahora la culpa es de Uribe y los que nos opusimos al proceso de paz. Santrich y Márquez no están en el monte porque quiso Uribe, sino porque les salió un proceso por delinquir, por hacer lo que saben hacer. Esas armas estaban guardadas, nunca se entregaron a la ONU. Esta es una bella oportunidad para dar de baja a este par de bandidos, espero que terminen igual que Raúl Reyes y el Mono Jojoy, en un ataúd, que es lo que se merecen. ¿Qué papel tiene en esto el chavismo y Nicolás Maduro? Venezuela ha sido la guarida de la subversión colombiana. De no haber sido por la existencia del régimen chavista, Uribe habría acabado con todos los jefes de la guerrilla. Ellos que dicen que nosotros somos guerristas, es lo contrario, los que ponen a hacer la guerra son ellos. Todos esos barrigones, jefes de la guerrilla, hace años que no disparan un fusil. Ellos son unos vocingleros de vídeo, pero no imagino a Iván Márquez y a esos gordos, que además están viejos, en primera línea de batalla. Ellos mandan a unos muchachos humildes a dar la batalla, que son los que mueren en enfrentamientos con la fuerza pública mientras ellos se esconden en Venezuela, se escondían con Chávez y ahora con Maduro. Si son tan valientes, por qué no dan la guerra ellos. Para Colombia ha sido un desastre la existencia del régimen chavista, allí andan como Pedro por su casa, como personajes ilustres protegidos por el régimen. «Venezuela ha sido la guarida de la subversión colombiana, allí se escondían los jefes de la guerrilla con Chávez y se esconden ahora con Maduro» ¿La alianza con el ELN es una novedad? No es ninguna novedad, es un trato entre delincuentes. Hace rato que la lucha ideológica perdió su norte; es un tema de negocios. ¿A quién se le ocurría que la delincuencia de Márquez y Santrich iba a dejar el negocio más próspero, el narcotráfico? Pasamos de 50.000 hectáreas con Uribe a 250.000 con Santos. Jamás la delincuencia colombiana habían tenido tanto dinero y poder. Todos confluyen en ese negocio y se reparten las zonas. Son carteles, no guerrillas. Por último, ¿cómo ve usted el mandato del actual presidente, Iván Duque? Digamos que recibió una empresa quebrada, con los empleados en huelga, sin luz ni agua, con la nevera vacía y el saldo en rojo en las cuentas. Un país absolutamente descuadernado. Juan Manuel Santos ferió el país. Hoy están saliendo a la luz todos los temas de corrupción: Odebrecht, Cemex… La corrupción de Santos dejó arruinado al Estado colombiano. Solo en publicidad en los medios para que le taparan sus cochinadas se gastaron cerca de 100 millones de euros el primer año. El presidente Iván Duque es un hombre correcto, decente, inteligente y bienintencionado. Le ha tocado muy difícil, pero está teniendo progresos muy importantes a nivel económico. A mi juicio, debe afinar un poco más el tema de la seguridad y otros aspectos, pero llevamos apenas un año. Pasamos de tener a un delincuente en la Presidencia a tener a un hombre decente y bienintencionado, cuyo único propósito es sacar a Colombia del atolladero en que lo encontró.
7 h
ABC - Tu diario en español - ABC.es
Viaje desde Lesbos a ninguna parte
Las alarmas saltaron hace días cuando más de 600 personas llegaron en su solo día a las playas de la isla de Lesbos, a pocas millas de la costa turca. Atrás quedaban los más de un millón de inmigrantes que llegaron a Europa a través de Grecia entre 2015 y 2016. La situación cambió después: en 2017 entraron ilegalmente 68.112 personas y al año siguiente 93.367. Pero este año las cifras aumentan cada mes y la situación en los centros de recepción denominados «hotspots» en cinco de las islas del Egeo (Lesbos, Kos, Leros, Samos y Jíos) es dramática: demasiada gente amontonada esperando, malas condiciones de vida (falta de espacio, suciedad, pocos aseos, constantes peleas, peligro de agresiones sexuales a mujeres y menores). Lo denuncian ONG, observadores internacionales y trabajadores locales. Los trámites son largos y muchos permenecen ahí meses; algunos, años. Por ello las autoridades evacuaron hace unos días a más de 1.500 personas, la mayoría familias vulnerables, a instalaciones del norte de Grecia, desde el centro de Moria (en Lesbos), el peor de todos. El mismo día que se fueron, llegaron más de 400 personas a la isla. Y siguen llegando. Explanada en Macedonia ABC se desplazó hasta el campamento de Nea Kavala, en la provincia de Kilkis, muy cerca de la frontera con Macedonia y Bulgaria. Allí habían llegado unos días antes 1.030 personas vulnerables afganas, provenientes de Lesbos. Se trata de una solución de emergencia, porque este grupo será, según las autoridades, enviado dentro de menos de un mes a un centro nuevo en condiciones. «Este campamento no es el mejor, las condiciones no son viables: se encuentra alejado de cualquier centro urbano, no hay ni árboles, no hay sombra. Esto era un antiguo club de aviación, un pequeño aeropuerto. En verano hace muchísimo calor y en invierno un frío que pela, porque además sopla el viento». Lo dice Kyriakos Giaglis, director en Grecia del Consejo de Refugiados Danés (DRC, por sus siglas en inglés), con amplia experiencia con refugiados. «De los 26 campamentos que hay en Grecia, organizados por las autoridades, apoyamos la gerencia de nueve, entre ellos este», señala. Giaglis comenta que en el campamento ya había 948 personas en contenedores de los que se utilizan para viviendas provisionales tras fuertes terremotos. Son de diversas nacionalidades (Kuwait, Irán, Irak, Afganistán y países africanos) y tras meses en los «hotspots» llevan tiempo aquí. Las autoridades informaron al DRC de que recibirían unas mil personas más, de forma temporal, que se alojarían en grandes tiendas de campaña, donde caben familias enteras. «Comparado con la situación actual de Moria, donde en unas instalaciones para 3.000 personas se encuentran unas 10.000, está claro que es una solución mejor». Su organismo se encarga de infraestructura (desde recogida de basuras a entrega de kits de higiene individuales, pasando por asesoría legal y clases para niños y adultos). Inquietud en la zona Les financia en este momento la UE, Acnur y donaciones danesas (incluyendo la Fundación LEGO). De la comida se ocupa un catering contratado por el Ejército. ABC vio a mujeres lavando la ropa y niños jugando en una zona de columpios. A la puerta, empleados de la compañía WIND intentaban vender abonos telefónicos sin éxito, porque los recién llegados no salen del campamento y aún no tienen acceso a la tarjeta que les dará una cantidad al mes (que nunca supera para una familia el mínimo de desempleo griego, menos de 500 euros). Sólo una madre afgana, la tímida Simin, salía a pasear con su hermana y sus tres hijos y se volvía para que no se fotografíe su cara. No habla inglés y no tiene un familiar masculino acompañándolos. Las dos grandes inquietudes ahora en este campamento son el agua y la electricidad: en la zona solo hay 50 griegos viviendo en los alrededores, en la aldea de Nea Kavala, y ahora las necesidades son mucho mayores. «¿Usted cómo se sentiría?», exclama María, una vecina dueña del café «La Plaza», con un cuidado jardín en el centro del pueblo. «Tanta gente desesperada tan cerca, unos roban, otros tiran piedras a las ventanas, asuntan a los ancianos. Nos sentimos impotentes, indefensos», confiesa. Lo mismo piensan los habitantes de pueblos cercanos a otros campamentos y por eso se intenta que de los más de 70.000 solicitantes de asilo en el país, muchos puedan ser trasladados a pisos en las ciudades, algo que es más complicado y caro de organizar pero para lo que hay financiación europea a través de Acnur y distintas ONGs. Kyriakos Mitsotakis, el nuevo primer ministro, dejó claro que las cosas iban a cambiar y está comenzando a aplicar las medidas anunciadas. La primera es que ya no existe el Ministerio de Política Migratoria, creado por Tsipras, sino que este asunto pasa al de Protección del Ciudadano, antes conocido como de Orden Público. Ello supone que habrá mejor colaboración con la Policía, las Fuerzas Armadas y hasta los bomberos. Porque la llegada de los inmigrantes irregulares (no todos los que llegan serán finalmente considerados refugiados) depende de la actitud de Turquía. Amenazas turcas El presidente turco, Recep Tayyip Erdogan, ya anunció que en su país hay 3.650.000 refugiados y espera apoyo de la UE. Si no lo recibe, «llegarán cada día más personas a Grecia, Será el caos», dice Kyriakos Giaglis. Ya lo dijo de forma poco velada el ministro del Interior turco, Suleyman Soylu, el pasado agosto: «Si la UE no cumple lo acordado (en la Declaración firmada con Turquía el 18 de marzo de 2016) y si Turquía permite el paso del flujo migratorio desde Esmirna, llegarán cada día a las costas griegas entre 30.000 y 35.000 personas. Entonces veremos qué pasa. No amenazo a Europa, sencillamente hago una constatación», afirmó.
7 h
ABC - Tu diario en español - ABC.es
Las elecciones presidenciales de Túnez ponen a prueba su joven democracia
Cuando Mohamed Bouazizi, un vendedor ambulante de fruta y verdura harto del acoso de los policías, se envolvió en llamas el 17 de diciembre de 2010 frente al Ayuntamiento de la localidad tunecina de Sidi Bouzid, no imaginaba que su gesto desencadenaría una ola de protestas que sacudió los cimientos del poder en diversos países del norte de África a lo largo de 2011. El joven Bouazizi murió en el hospital semanas después de prenderse fuego, pero su inmolación fue la chispa de lo que se conocería como Primavera árabe. De aquella corriente de agitación solo el propio Túnez salió con una transición a la democracia, tras la renuncia del dictador Zine el Abidine Ben Ali y su huida a Arabia Saudí. Este domingo el país pone a prueba la solidez de la nueva etapa política. Más de siete millones de tunecinos con derecho a voto están llamados a las urnas para elegir al sucesor del presidente Beji Caid Essebsi, fallecido por enfermedad el pasado julio. Su muerte repentina obligó a adelantar el calendario electoral en el país, ya que su mandato expiraba a finales de noviembre. No hay un claro favorito para alzarse con la victoria, sin que ayude a anticipar un resultado la prohibición de publicar encuestas. No obstante, empresas extranjeras sí han publicado sondeos. Uno de ellos, de la compañía suiza Stratege Consulting, sitúa en cabeza al ministro de Defensa, Abdelkarim Zbidi, con un 13,1% de intención de voto. Otro de los candidatos más relevantes es Nabil Karoui, un magnate de la televisión de estilo populista que se encuentra en prisión a raíz de la denuncia de corrupción por parte de una ONG local. El Tribunal de Casación tunecino rechazó este viernes un recurso contra su detención el pasado 23 de agosto al declararse incompetente para juzgar el caso, según informó el partido de Karoui, Qalb Tounes (Corazón de Túnez). En el citado estudio demoscópico, el empresario audiovisual figuraba en segundo lugar, a ocho décimas de Zbidi, pero también ha llegado a estar en primer lugar en otras encuestas. Su privación de libertad le impidió participar en el debate entre candidatos electorales del pasado fin de semana, todo un hito en la joven democracia del país magrebí, ya que fue el primero que se celebraba en su historia. Esta semana la Misión de Observación Electoral de la Unión Europea instó a las autoridades a poner en libertad al candidato, sin que su llamamiento haya dado frutos.Otros aspirantes a la jefatura del Estado son Moncef Marzouki, presidente del país hasta 2014; Abdel Fatah Mouro, presidente interino del Parlamento; el primer ministro, Yusef Chahed, y la abogada Abir Moussi, que representa a quienes todavía añoran la dictadura. A ellos se suma Kaies Said, un destacado jurista que podría dar la sorpresa, según apunta Efe. En total se presentaron 26 candidaturas que cumplían los requisitos legales, si bien en las últimas horas se han retirado dos de ellos, que apoyarán a Abdelkarim Zbidi, con lo que la contienda se reduce a 24 aspirantes. No obstante, su nombre seguirá en las papeletas y se podrá votar por ellos, según la autoridad electoral. Posible segunda vuelta En caso de que ninguno de los que pugnan por la Presidencia obtenga la mayoría absoluta en esta reñida carrera electoral, se celebrará una segunda vuelta antes del próximo 13 de octubre, si bien aún no se ha fijado una fecha concreta. Además de las presidenciales, el próximo 6 de octubre se celebrarán elecciones legislativas, de manera que en las próximas semanas se definirá el futuro político de Túnez, que dependrá en buena medida de los 1,5 millones de nuevos votantes. Las estrecheces económicas y un paro del 15% siguen afligiendo a los tunecinos en su día a día, mientras el Fondo Monetario Internacional (FMI), que en 2016 le concedió un crédito de 2.800 millones de dólares a cuatro años, presiona para que adopte medidas que reactiven el país, frenado por el elevado déficit fiscal y exterior y la inflación.
7 h
ABC - Tu diario en español - ABC.es
Bolton contra Trump y Pompeo por dialogar con la insurgencia
John Bolton tuvo razón dos días. Al tercero, o bien dimitió o bien le despidieron, según se le crea a él o a Donald Trump. En todo caso, está fuera de la Casa Blanca, tras 17 meses de conflicto no solo con los adversarios de Estados Unidos sino con el propio presidente y su secretario de Estado, Mike Pompeo. El exconsejero de Seguridad Nacional llevaba meses tratando de que descarrilara el proceso de paz de la Casa Blanca con los talibán. Creía que Washington no podía negociar con una guerrilla que ha matado a más de 2.000 soldados norteamericanos, que amparó a Osama bin Laden cuando planificaba los atentados de 2001 y que además compite con el Gobierno legítimo de Afganistán, al que EE.UU. instaló y mantiene en el poder por medio de una larga misión bélica. Desoyéndole, Trump aceptó invitar a los talibán a un encuentro en Camp David días antes del 18 aniversario del 11-S. Tal era el enfado de Bolton por ese proceso y tan vehementes sus críticas, que Trump y Pompeo le ocultaron hasta los borradores del plan. El 5 de septiembre los talibán atentaron en Kabul y mataron a un soldado de EE.UU., la baja número 2.219 de este país en Afganistán. Trump no tuvo más remedio que cancelar el proceso de paz el domingo pasado. La prensa y la televisión de EE.UU. proclamaron a Bolton ganador en su guerra interna con Pompeo y otros funcionarios más moderados (o más dispuestos a ocultar sus opiniones para no contrariar a Trump). No hay nada peor para el presidente que ver a un subalterno elevarse por encima de él. Trump llamó a Bolton al despacho el lunes. Bolton dimitió. Trump le dijo que esperara y le echó el martes por Twitter, como suele hacer. Apenas dos días de triunfo. Según dice a ABC Anthony Scaramucci, que fue el segundo director de comunicación de la Casa Blanca de Trump, «el presidente suma a su lista a otro enemigo que él mismo se ha creado». «Hay que sumar a John Bolton a una larga lista de personas muy preparadas y muy respetadas en el Partido Republicano como Rex Tillerson, John Kelly o Jim Mattis, todos despedidos sin miramientos por un presidente que carece de las más mínima empatía. El presidente no tiene por que resolver sus problemas de este modo, podría haber dado a estas personas, incluido yo mismo, una salida digna», añade Scaramucci, despedido tras seis días. Bolton fue el tercer consejero de Seguridad Nacional de Trump, tras Michael Flynn, que dimitió por sus contactos con Rusia, y H.R. McMaster, despedido porque sus presentaciones sobre las crisis mundiales solían ser demasiado largas y aburridas para el presidente. Opiniones radicales Para el veterano diplomático español Javier Rupérez, que le conoce bien porque ambos fueron embajadores en la ONU en la misma época, «Bolton siempre ha sido conocido por sus opiniones radical conservadoras, en las que siempre se ha mostrado coherente. No han sido esas opiniones las que han causado su expulsión de la Casa Blanca sino su disposición a mantenerlas aun en contra de Trump». Que Bolton estaba más fuera que dentro de la Casa Blanca lo demuestra que cuando el 30 de junio Corea del Norte recibió por primera vez a un presidente de Estados Unidos el consejero de Seguridad Nacional de este se hallaba a 2.000 kilómetros de distancia, en un viaje oficial a Mongolia. Bolton, por supuesto, se oponía al diálogo de Trump con un dictador, de quien dijo el año pasado que debería seguir «el modelo libio». Bolton se refería a cuando el régimen libio abrió sus instalaciones nucleares a inspectores internacionales, pero en Pyongyang le acusaron de defender el linchamiento del presidente, que es como acabó Muamar el Gadafi. Puede que quisiera decir ambas cosas. La provocación entraba en su estilo.
7 h
ABC - Tu diario en español - ABC.es
Carmen Calvo: "Hasta que no renunciéis a la coalición no nos sentamos más"
Crónica de nueve horas de 'no negociación' entre el PSOE y Unidas Podemos Leer
7 h
EL MUNDO - Diario online líder de información en español